POR QUE DEBEMOS DECIRLE "NO" A UBER???

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 5.000!


 

 

¿POR QUE NO A UBER EN ARGENTINA?

 

          En los últimos 2 años, para tres, escucho o leo comentarios de los usuarios de UBER y CABIFY, que me dejan la sensación que creen que al solicitar un auto de estas pseudo-empresas, ira a recogerlos una nave espacial conducida por Brad Pitt o Charlize Theron (según el usuario), y que además, el chofer tendrá la moral y la honestidad de Gandhi, Mandela o de la madre Teresa de Calcuta. Parecen no comprender que los chóferes de UBER y/o CABIFY, son gente común, como los taxistas, como los remiseros de barrio, de clase trabajadora, con las mismas necesidades, las mismas debilidades y las mismas miserias que cualquier otro ser humano, quienes, en su gran mayoría, no tuvieron otra opción que dedicarse a esta actividad por la mera necesidad de subsistir, y que en la mayoría de los casos acaban de perder sus trabajos, lo cual en estas épocas es bastante común en Argentina. Otros que a duras penas pudieron conservarlo, pero su remuneración no les permite llegar a fin de mes, por lo cual, perdiendo horas de disfrute con sus familias, salen a trabajar con sus vehículos para compensar esa diferencia, que les permita terminar el mes mas o menos dignamente. ¿Que hay taxistas deshonestos? ¡¡¡Claro que si!!! ¡¡¡Son argentinos!!! ¿¿¿Que otra cosa esperaban??? Eso no esta en el tapete de la duda. ¿Pero en que actividad de este país no hay mafias? Tenemos mala fama y por cierto, no es infundada. Esta claro que como en cualquier otra profesión u oficio, hay buenos y malos, decentes e indecentes, honestos y deshonestos. ¿Acaso a este país no lo arruinaron políticos que en su mayoría son abogados? ¿Acaso no hay almaceneros deshonestos, mecánicos deshonestos, plomeros deshonestos, electricistas deshonestos, contadores deshonestos… y sobre todo, políticos, jueces y empresarios deshonestos? ¡Claro que si! Es nuestra idiosincrasia. Pero no se puede combatir la ilegalidad con más ilegalidad. Pues bien, UBER y CABIFY, por si los usuarios y los “socios-conductores” no lo sabían, claramente son ilegales, de principio a fin. Si, CABIFY también lo es, pues la ley de remises dice claramente que los remises no tienen permitido circular por la ciudad en procura de pasajeros, si no que deben esperar en su base a que los llame un eventual cliente y desde allí retirarlo de su domicilio. Lo que debemos hacer es combatir a los delincuentes con todo el peso de la ley. Sean del rubro que sean. Pero también debemos cuidar y mucho, a quienes no lo somos y salimos cada día a hacer nuestro trabajo honradamente. 

          Todos se quejan de los taxistas, pero como bien dice siempre un gran amigo, taxista de toda la vida, del taxi viven todos, todos menos el propio taxista, que solo subsiste. Los taxistas les damos trabajo a mecánicos, chapistas, casa de repuestos, compañías de seguros, gomeros, lavaderos, estaciones de servicio, agencias de autos, empresas de radio taxis, a la empresa que habilita taxis y remises (SACTA)... y muchos etcéteras mas… Es una fuente de trabajo inmensa, a la que cualquier gobierno debiera cuidar, y sin embargo, este gobierno, al cual yo vote y no me avergüenza admitirlo, en lugar de cuidarla, la esta sometiendo a todas sus injusticias al punto de tenerla de rodillas, con el único objetivo de hacerla desaparecer. ¿Para que? ¿Por que? Bueno, en principio para llenar sus bolsillos, porque un político argentino, me refiero a todos y cada uno de ellos,  no hace nada si no recibe otra cosa a cambio. Pero también para emplear a los miles de desocupados que genero con sus políticas de ajuste. UBER y CABIFY son claramente el seguro de desempleo de “CAMBIEMOS”. ¿Que la situación del país era insostenible por mucho tiempo mas? Yo presuponía que si. Pero no se puede vestir a un santo, desvistiendo a otro. UBER, es totalmente, completamente ilegal y desleal por donde se la revise. Entonces aquí es donde voy a responder a la pregunta del enunciado: “¿Por qué NO a UBER?”

         1) porque es inseguro, pues sus chóferes no son profesionales ya que la pseudo-empresa no les exige licencia de conducir profesional, con lo cual no tienen obligación de presentar certificado de buena conducta, por lo cual el pasajero puede estar siendo trasladado por un ladrón, asesino, narcotraficante o violador, ni realizan el curso anual de profesionalización que si se le exige al taxista; tampoco tienen obligación de contratar un seguro para pasajeros, con lo cual en caso de siniestro, el pasajero no tendrá a quien reclamarle por los daños sufridos físicamente o la eventual perdida de días laborales.

         2) Porque no aporta un solo centavo al fisco. ¡Ni uno solo!

         3) Precariza el servicio, pues la oferta se ha duplicado en los últimos 30 meses, desde el arribo de estos piratas, mientras que la demanda bajo a la mitad en el mismo periodo, motivo por el cual es imposible que los taxis o los mismos UBER’S puedan brindar un servicio de excelencia como el que solía brindar el gremio del taxi, renovando sus unidades con un promedio de 3,5 años, cuando hoy día es de 6 años. En consecuencia, en poco tiempo tendremos vehículos obsoletos y con escasa mantención. Es imposible, tal como pretenden los usuarios, sostener en el tiempo un servicio de primer mundo, que acarrea costos de ese mundo, cobrando tarifas del ultimo.

         4) La pseudo-empresa explota a sus chóferes, pues es quien cobra el viaje en el momento en que el pasajero contrata el servicio, para luego depositarle, al mal llamado socio-conductor, el 75% en una caja de ahorro bancaria. Es decir, la pseudo-empresa se queda con el 25% de cada viaje sin invertir un solo centavo y fugando al exterior, todo ese dinero, hasta el ultimo centavo, que anualmente son millones y millones de dólares, los cuales previamente les quito a los pobres trabajadores, haciéndoles creer que son socios en un negocio en el que solo invierte el propietario del vehiculo.

         5) La fuga de capitales mencionada en el punto anterior, que tanto daño le esta haciendo a la economía de nuestro país, es otro de los motivos por los cuales los argentinos de bien debemos decirle “NO” a estas empresas piratas. UBER y CABIFY fugan la totalidad del dinero que les retienen a sus “socios-conductores”.

         6) En las calles porteñas y del conurbano, ya de por si saturadas de vehículos y su consecuente contaminación, con estas pseudo-empresas ahora incorporan 35 mil vehículos, que vienen a sumarse a los cerca de 39 mil taxis, 20 mil remises entre legales e ilegales y mas de 15 mil combis en la misma situación.

         7) Precarización laboral, pues por una cuestión de excesiva oferta y la cada día mas debilitada demanda, es imposible que los trabajadores puedan obtener las mismas ganancias, con la consecuente necesidad lógica de agregarle mas horas a la jornada laboral, con los peligros que esto implica. Esto por el lado de los taxistas, mientras que por el otro, los “socios-conductores”, además de padecer las mismas condiciones que los anteriores, además trabajan en negro y sin aportes jubilatorios ni prestación social.

         8) Competencia desleal (“dumping”), que viene a ser ni mas ni menos que la practica de vender o brindar un servicio, como en este caso, por debajo del precio normal  o a precios inferiores al costo, con el único fin de eliminar a la competencia para luego adueñarse del mercado. Los usuarios de estas “empresas” piratas, que solo los eligen justamente por el bajo costo, no comprenden que eso es esporádico. Cuando el pirata consigue su objetivo, el de adueñarse del mercado, manejara los costos a su antojo. Sin embargo, a diferencia de otras actividades, como en este caso el servicio no lo presta el “dumper” si no el propietario del vehiculo, ese 25% que le quita, será siempre ganancia pura. Esta practica provocara mas temprano que tarde, la quiebra del servicio de taxi dejando sin trabajo a cerca de 40 mil trabajadores y a muchos de los que también vivían de este servicio, como por ejemplo y entre otros, a los trabajadores de las empresas de radio-taxis, que serán los siguientes damnificados.

 

          Estas son solo algunas de las desventajas de estas aplicaciones que por su bajo costo y solo por eso, tanto seducen a los pasajeros. El servicio de taxi esta regulado y legislado desde hace décadas en nuestro país. Su tarifa no la imponen los trabajadores, si no que se establece luego de aprobarse en audiencia publica, en tanto que la cantidad de unidades esta estipulada por un estudio que establece cuantos taxis debe haber de acuerdo a la demanda. En cambio, el servicio que ofrecen los “socios-conductores”, esta totalmente impuesto por empresas piratas que explotan a los trabajadores, que a su vez imponen la cantidad de vehículos y las tarifas, según horario, día y estado del clima. Todo esto sin invertir un solo centavo en nuestra economía. Si luego de leer los principales motivos por los cuales no debes avalar la implementación de estas “empresas” piratas, puede ser por dos motivos, o tu país te importa nada, o no entendiste una letra de como funcionan las economías de los países. No creas todo lo que dice el periodismo. Muchos solo son mercenarios pseudo-periodistas que se venden al mejor postor, y UBER vaya si lo es. Si realmente por comodidad queres manejarte con la tecnología, el taxi también cuenta con ella. Existe "BATAXI" una APP para solicitar nuestro servicio que es totalmente gratuita y con la cual podes pagar en efectivo o con tarjeta. No nos metas a todos en la misma bolsa. En este rubro también hay gente honesta. Si te subiste a algún taxi sucio o que huele mal, bajáte y tomate el siguiente; si algún taxista fue deshonesto con vos, denuncíalo. De ese modo, no solo vas a beneficiarte como usuaria/o, también estarás ayudando a quienes intentamos día a día y con mucho esfuerzo, brindar un servicio mejor.

 

NO CONTRIBUYAS A DAÑAR AUN MAS ESTE PAIS. A LA LARGA, COMO DECIAN NUESTRAS ABUELAS… ¡¡¡LO BARATO SALE CARISIMO!!!



Hoy: Martin cuenta con tu ayuda

Martin Crow necesita tu ayuda con esta petición «Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires: NO A LA LEGALIZACION DE UBER, NO A LA PRECARIZACION DEL SERVICIO DE TAXI DE C.A.B.A.». Únete a Martin y 4.283 personas que ya han firmado.