Petitioning Secretary-General, United Nations Ban Ki-moon

Ayude a garantizar un océano lleno de vida, alimento y prosperidad – Proponga nueva normativa para la protección de la alta mar

El Océano produce el 50% del oxígeno que respiramos, y alberga el inicio de nuestra cadena alimenticia. Cuidemoslo! Recicle envases plásticos y evite que vayan al Océano. Te pido que por favor firmes esta petición apoyando la creación de legislación moderna que proteja el Oceano - José María Figueres, Costa Rica

El Océano es el pulmón del planeta. Debemos cuidarlo en vez de contaminarlo. Te invito a que apoyes esta petición a las Naciones Unidas para que tengamos nuevas leyes y reglas que protejan al océano - Andrés Velasco, Chile

Un océano en buen estado de salud es fundamental para toda la vida en la Tierra: nos proporciona alimento, agua potable, energía, medicamentos, la mitad del oxígeno que respiramos e incluso el lugar perfecto para muchas de nuestras vacaciones.

Pero durante demasiado tiempo hemos sacado de él demasiado pescado, lo hemos contaminado indiscriminadamente y hemos dañado hábitats y ecosistemas vulnerables del lecho marino. Estamos llevando nuestro sistema oceánico al borde del colapso y con ello ponemos en peligro nuestra propia salud y prosperidad.

El valor de los recursos marinos y costeros asciende a 3 billones de USD anuales, alrededor del 5% del PIB mundial; en todo el mundo, unos 350 millones de empleos están vinculados al océano, y el 97% de los pescadores vive en países en desarrollo.

Sin embargo, sin la correcta ejecución de una normativa sólida que proteja la vida en el océano, una minoría seguirá abusando de la libertad de la alta mar, saqueando las riquezas que se encuentran bajo las olas, llevándose más de lo que justamente le corresponde y beneficiándose a expensas del resto de nosotros, especialmente de los más pobres.

La buena noticia es que tenemos una oportunidad fantástica para cambiar las cosas.

En septiembre de este año, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) empezará a debatir el futuro de la alta mar y el modo en el que ésta debería gobernarse. Esto no volverá a suceder en bastante tiempo, por lo que tenemos que aprovechar al máximo la oportunidad que ahora se nos presenta.

La alta mar, que se compone de aguas internacionales y cubre el 45% de la Tierra, nos pertenece a todos; sin embargo, en la actualidad parece un Estado fallido fuera de la jurisdicción de cualquier Gobierno. Nadie está asumiendo la responsabilidad general, lo cual tiene como alarmante consecuencia que la salud de todo el océano está sufriendo un grave declive.

Ha llegado el momento de ampliar el Derecho del mar para que cubra la parte azul oscuro de nuestro planeta.Necesitamos un nuevo acuerdo internacional (bajo la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, CONVEMAR) para garantizar la salud y la conservación del océano, así como el uso sostenible y equitativo de sus recursos.

Esto nos permitirá asegurarnos de que tendremos suficiente comida para todos, un acceso equitativo a nuevos medicamentos fabricados a partir de organismos de las aguas profundas para luchar contra el cáncer y otras enfermedades graves, resiliencia ante los peores impactos del cambio climático y la protección de los valiosos hábitats marinos frente a la actividad de las industrias destructivas.

El Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, está comprometido con la salud y la protección del océano pero necesita nuestro apoyo para contar con el debido mandato en septiembre para hacer un llamamiento a los líderes mundiales para que elaboren este nuevo acuerdo.

Únase a nuestra misión para conseguir un océano sano y lleno de vida, y pida a Ban Ki-moon que haga un llamamiento a la protección de la alta mar y el restablecimiento de la salud del océano.

 

Other versions of this petition:

Africa - by Trevor Manuel (South Africa)

Brazil - by Paulo Guilherme "Pinguim" Alves Cavalcanti

Canada - by Paul Martin

China - by Victor Chu (Hong Kong)

France - by Pascal Lamy

France - by Yann Arthus-Bertrand

Germany - by Hannes Jaenicke

India - by Ratan Tata

Japan - by Global Ocean Commission

Latin America - by José María Figueres (Costa Rica) and Andrés Velasco (Chile)

Middle East - by Global Ocean Commission

Russia - by Global Ocean Commission

Spain - by Cristina Narbona

South Pacific - by Foua Toloa (Tokelau)

UK - by David Miliband

International - by Global Ocean Commission

Letter to
Secretary-General, United Nations Ban Ki-moon
Estimado Secretario General:

Sé que Usted está personalmente comprometido con la salud y la protección del océano.

No necesito recordarle que el océano suministra la mitad del oxígeno que respiramos, o que miles de millones de nosotros dependemos de él para tener alimento, agua potable, energía, transporte y medicamentos, o incluso que cubre el 70% de la superficie de la Tierra y contribuye de forma decisiva a la existencia de vida en el planeta.

Y como valiosos recursos, como por ejemplo medicamentos, provendrán cada vez más del océano en el futuro, estoy seguro de que estará de acuerdo conmigo en que tenemos que garantizar que los recursos marinos se protegen y gestionan de forma responsable y justa, y que todos nos beneficiamos de este bien, común, incluyendo las generaciones futuras.

Tres mil millones de personas dependen del océano para su subsistencia. El valor de los recursos marinos y costeros asciende a 3 billones de USD anuales, alrededor del 5% del PIB mundial; unos 350 millones de empleos en todo el mundo están vinculados al océano, y el 97% de los pescadores vive en países en desarrollo.

Los científicos nos dicen que estamos empujando nuestro sistema oceánico al borde del colapso y, sin una gobernanza adecuada, estamos poniendo en peligro la seguridad alimentaria, la prosperidad global y la propia salud y el sustento de la humanidad.

Me consta que la Asamblea General de las Naciones Unidas debe tomar una decisión sobre si negocia o no un nuevo acuerdo sobre la protección de la alta mar durante el próximo período de sesiones, que empezará el 24 de septiembre de 2014.

Apoyo a los muchos Estados que ya han hecho un llamamiento a la adopción de un acuerdo de implementación bajo la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar que promueva el restablecimiento de la productividad del océano, lo proteja ante la explotación irresponsable, dé prioridad a la salud del océano, refuerce el reparto equitativo de los beneficios que genera y permita la creación de áreas marinas protegidas en alta mar para regenerar las poblaciones de peces.

En su discurso de apertura ante los líderes mundiales en la Asamblea General en septiembre, le ruego que añada mi voz a la de los millones de personas que quieren darle un mandato tanto a Usted como a los miembros de las Naciones Unidas para iniciar la negociación de un acuerdo que rija el uso sostenible y la conservación de la alta mar.

Ha llegado la hora de cuidar nuestro océano como se merece. Le ruego que reclame la adopción de un nuevo acuerdo en favor de la protección de la alta mar y la salud del océano.