KICHINK NO PAGA

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 5,000!


Somos mas de 100 empresarios / emprendedores que estamos exigiendo nuestros pagos, mismos que fueron ventas que realizamos a través de la plataforma de comercio electrónico KICHINK. En el año 2019, dejaron de operar de la forma en la que nos prometieron.

Y es que cada emprendedor que tenia su tienda en Kichink, comenzó a ver demoras o retrasos en sus pagos. La forma en la que opera Kichink es ofreciendote un espacio de venta y ellos se encargan de la logística (Cobro, envio, pago). El vendedor lo único que tenia que hacer era crear su tienda y posteriormente dirigir sus clientes a sus propias tiendas.

Kichink se encargaba de cobrarles ya fuese vía cobro con tarjeta o cobro con efectivo mediante sucursales como oxxo, etc. Cuando el producto llegaba al cliente, el vendedor podía cobrar ese dinero y en un lapso menor a 10 días el dinero ingresaba a la cuenta bancaria del vendedor.

En 2019, comenzaron haber atrasos en los pagos y las llamadas al call center, mensajes al correo soporte@kichink.com, así como mensajes en twitter empezaron a bombardear a Kichink por pagos que la plataforma tenia retenidos y que excedían mas de 15 días. Siendo que ellos ofrecieron pagar en un lapso menor a 10 días hábiles.

Este año 2020 en twitter el hashtag #kichinknopaga es un llamado de atención que realizamos todos los afectados por esta empresa que nos tiene retenidos pagos desde el año pasado y su forma de contestar claramente indica que pagaran pasando más de 90 días.

Exigimos se nos pague porque ese dinero nos lo hemos ganado de forma justa y no es posible que sigan realizando esta estafa. Muchos de los emprendedores que estamos pidiendo se nos pague trabajamos para terceras personas que dependen de nuestros pagos.

En redes sociales ya circula un archivo donde se encuentra la sumatoria de todos los pagos retenidos así como la suma que asciende a mas de 500,000 mil pesos.

Pedimos el apoyo de las instituciones que regulan el comercio electrónico, la economía del país y el servicio al consumidor nos apoyen porque no podemos seguir trabajando de esta forma y que nos estén robando tan descaradamente.