Defraudadxs en Santander México

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 35,000!


Hay veces en que todo se junta. Hace 6 años perdí a mi madre, poco tiempo después, mi empleo, en el que había recibido un insidioso acoso laboral, y meses más tarde, mi liquidación, que tenía resguardada en el banco SANTANDER, y que desapareció un día a través de 3 transferencias bancarias. Hice todo lo que pude para que ese dinero me fuera devuelto porque me sentía víctima de una injusticia. Fue algo imposible, el banco me dio con la puerta en las narices diciendo que mi petición era improcedente señalándome así como mentirosa y culpable, sin hacer una verdadera averiguación. Recuerdo que incluso levanté una denuncia en la policía cibernética de los EUA, folio que todavía tengo.

Hoy, encuentro un grupo en el que se han juntado, en menos de 2 semanas, alrededor de 500 víctimas de diversos tipos de robos o fraudes en el mismo banco SANTANDER MX. Gente que está tan desesperada y abrumada como yo lo he estado y que se halla ante la misma respuesta: la fría indiferencia por parte del banco SANTANDER y de las autoridades. Gente que pierde sus ahorros, sus liquidaciones, su capital, su historial crediticio, o, incluso, dinero que ni siquiera era suyo, como el que obtuvieron por sus tarjetas de crédito o préstamos que ni siquiera habían pedido y que tienen que pagar puntualmente.

En otros países, el gobierno exige que los bancos respondan por el dinero que los cuentahabientes tienen resguardado en los bancos, y, en caso de un delito, los clientes no son los primeros acusados. SANTANDER MX no actúa así. Por eso, yo, y las 500 personas ahora reunidas en "Defraudados por Santander" pedimos a las autoridades mexicanas y a SANTANDER ESPAÑA Y MÉXICO que nos hagan justicia y nos devuelvan nuestro dinero.

Nosotros no somos ni seremos nunca responsables de la nula seguridad cibernética que tiene BANCO SANTANDER y pedimos la solidaridad de todos los mexicanos para que nos restituyan lo sustraído y para que mejoren las prácticas bancarias en nuestro país.

Apóyanos con tu firma y difusión por solidaridad humana y para que mañana no te toque a ti ni a los tuyos.