Petition Closed
Petitioning A la Conselleria d'Educació de las IB y al Parlamento de las IB

Parlament de les IB: La dimissió inminent d'ANTONI CAMPS CASASNOVAS com a membre del Comité d'Educació del Parlament

DEFINITIVAMENTE, USTED NO TIENE NI IDEA

A la atención de Antoni Camps Casasnovas. Diputado Autonómico del Partido Popular

Después de leer su carta, me veo obligada a responderle debido a las múltiples difamaciones que contiene:
1.- ¿176 días al año damos clase? Acudo a mi puesto de trabajo una media de 290 días al año y los días en que no lo hago, trabajo en casa: elaboro exámenes (ordinarios y adaptaciones para los alumnos con dificultades), corrijo, preparo reuniones de padres, creo proyectos, fichas de ampliación y de refuerzo, programo los contenidos de las asignaturas, hago cursos a distancia (algo que dice que no hacemos), confecciono materiales, actualizo el blog de aula, pongo notas, hago informes, actas, etc.
2.- ¿21 horas lectivas? Permanezco 30 horas en el centro y muchísimas más que dedico fuera de mi horario (tardes y fines de semana he ido al colegio para llevar material, preparar, organizar las clases…) ¿Qué tardaría usted en corregir 28 exámenes de cada tema, de cada asignatura? Como tutora imparto matemáticas, conocimiento del medio, catalán, castellano, plástica y alternativa. Vaya sumando …
3.- ¿Un sueldo medio bruto de 2800 euros? Le invito a ver mis nóminas porque se equivoca de lleno. Cobro 2300 euros brutos que, traducidos en neto, son 1700 ¿Qué cobra usted y qué estudios tiene?
4.- ¿Garantizado un empleo? Será porque después de acabar mis estudios de Primaria, ESO y Bachillerato, me marché a Barcelona a estudiar Educación Primaria en la UB (algo que muchos no podrán hacer por la subida de tasas, sin contar en las cero ayudas que recibimos los que vivimos en una isla para poder desplazarnos). Después de trabajar dos años en una escuela privada y un año de estudiar intensamente, me presenté a unas oposiciones (consistentes en tres partes) en las que solo había diez plazas para más de sesenta aspirantes. ¿Qué oposiciones tiene usted? Nadie me ha regalado nada. Me lo he ganado. ¿Pueden los de su partido decir lo mismo? Yo no he tenido ningún padrino, nadie me ha adjudicado ninguna plaza a dedo. Las Universidades están abiertas a todo el mundo, así que, si tantas ventajas tiene nuestro trabajo, adelante, ¡inténtelo! Porque no lo conseguirá. Y si nuestro trabajo está garantizado, lo dudo, y sino, dígaselo a los tres directores de institutos de Maó. Le recuerdo que el único pecado que han cometido ha sido trasladar unas decisiones tomadas por un grupo de padres y maestros (Consejo Escolar). Hasta ahora pensaba que era el máximo órgano del centro. Pero está claro que no.
Mi trabajo es vocacional. Si fuera por dinero buscaría otro en el que me pagaran dietas, me pusieran un coche, tuviera privilegios… Un trabajo como el suyo…
¿Quiere saber por qué haré huelga? Porque estoy cansada de que personas de su partido tomen decisiones sobre nuestro colectivo sin tener ni idea, ni tan siquiera querer tenerla. Se sacan leyes y decretos de la manga y, aunque el TSJIB les lleve la contraria, ustedes erre que erre.
Le/s invito a pasearse por nuestra escuela. Somos un claustro de profesores. Todos con estudios. No miramos el reloj. No nos importa el día de la semana en el que nos encontramos. ¿Pueden los de su partido decir lo mismo? Nuestro objetivo no es solo enseñar, es educar en valores que ustedes se están encargando de hacer desaparecer.
Mi preocupación es pedagógica. Mi nivel de inglés es bueno y por supuesto que hago cursos para formarme y reciclarme (¿usted los hace?), pero no pueden esperar que en un mes los centros elaboremos un proyecto. A ver si se enteran, estamos de acuerdo con el fondo del proyecto TIL (es imprescindible aprender idiomas), pero no con sus maneras. ¿Los de su partido necesitan el B2 para trabajar? Si fuera así les aseguro que quedarían muy pocos. A los hechos me remito: véase el “discurso” de Ana Botella. Ya sabe a cuál me refiero.
Mi obsesión no es colgar en nuestra fachada ningún símbolo, para eso tengo mi propia casa. En nuestro colegio solo hemos colgado (y es mi quinto curso) un cartel de no a la violencia. Y sí, llevo con mucho orgullo mi camiseta verde: ESCOLA PÚBLICA DE TOTS I PER A TOTS. ¿Qué daño hago? ¿Acaso ustedes no tienen un símbolo?
Y sí, voy a hacer huelga. Me afecta económicamente (cada año firmo un papel para que este dinero quede en el centro y no en la Conselleria), pero sobre todo me afecta en mi dignidad. Estoy harta de calumnias. De gente como usted que habla sin saber, que en vez de firmar como padre preocupado, firma como diputado. Usted ya ha quedado bien con su partido. Yo con mi conciencia. Y si quiere, nos tomamos un relaxing cup of coffee con leche en la Plaza Mayor y le explico más detalladamente por qué me quejo.
No se preocupe, no haré política en las aulas. Mis alumnos no entienden de estas cosas. Aún son pequeños y no quiero que vean en qué mundo vivimos. Dejémosles que sean felices. Abran los ojos y vean que no luchamos por nosotros, sino por y para nuestros alumnos. Gracias a ellos sigo en este trabajo y no me uno a un partido político en el que sólo debería decir y no hacer, complicar y no arreglar, imponer y no dialogar…
Les recuerdo que Franco ya hace años que murió.

Letter to
A la Conselleria d'Educació de las IB y al Parlamento de las IB
La dimisión inminente de ANTONI CAMPS CASASNOVAS