Petition Closed

Soy una canaria preocupada por el futuro de nuestras islas y de su gente.

En los últimos meses he visto alarmada como el Ministro de Industria ha decidido reactivar las prospecciones petrolíferas en las Canarias que impulsa REPSOL, empresa conocida a nivel internacional por sus polémicas y abusos con poblaciones locales en la búsqueda de nuevos yacimientos, y famosa por sus derrames.

Y es que José Manuel Soria, actual Ministro de Industria, ha comenzado a dinamitar el desarrollo de las energías renovables a nivel estatal mediante la suspensión de las primas y quiere apostar sin sonrojo por el desarrollo de las energías fósiles y nucleares. Pero no lo vamos a permitir.

La presión ciudadana sobre el Gobierno para rechazar estas prospecciones es clave para evitar uno de los mayores desastres que se ciernen sobre el archipiélago. 

Por favor, únete al pueblo canario firmando esta petición y ayúdanos a mostrar nuestro más firme rechazo frente a un atentado ecológico que compromete nuestro futuro.

Si quieres sabes las múltiples razones que existen contra la lamentable idea de autorizar las explotaciones petrolíferas en Canarias, resumo a continuación los argumentos expuestos en un bien documentado artículo publicado por Milagros Betancor en Lanzarotelandia.com, una web de información, opinión y divulgación que tiene como referencia a la isla de Lanzarote, sin renunciar a su vocación global:

- Como Reservas de la Biosfera, debemos seguir protegiendo nuestro ecosistema y las especies protegidas.

- El mínimo vertido dañaría irreversiblemente nuestras membranas de desalación, de lo que dependemos para potabilizar el agua dulce que nos abastece.

- Si ocurriera un desastre nuestra fuente de ingresos fundamental se vería sumamente dañada. ¡Vivimos del TURISMO!

- NO contribuirá al empleo en Canarias. Se contratará mano de obra especializada. - Hay fuentes alternativas de energía. En los próximos años el Sáhara será llenado de paneles solares que suministrarán a España y Europa buena parte de la electricidad producida. Alemania, cuyas empresas capitanean la iniciativa, ha adelantado su inicio en tres años porque ha decidido prescindir de la energía nuclear en 2022.

- Canarias es una Comunidad Autónoma y el Gobierno Central no puede imponer una barbaridad a su población.

- Las garantías medioambientales en actividades petroleras NUNCA pueden ser plenas, ya que JAMÁS se puede asegurar un margen de seguridad del 100%, Basta comprobar las garantías de BP en el Golfo de México. La Corporación Insular echa de menos, especialmente, un informe sobre cómo solventar posibles derrames de fuel y cómo podrían afectar estos a la población y a la biodiversidad marina de Canarias.

Enlace al artículo completo, cuya lectura recomiendo, para que todos puedan analizar y contrastar la información de la que disponemos: http://lanzarotelandia.com/petroleo-no-gracias-he-aqui-unas-buenas-razones/

Letter to
Ministro de Industria, Energía y Turismo del Gobierno de España José Manuel Soria
Quiero hacerle llegar el descontento del pueblo canario y español al saber que quiere usted autorizar que se realicen prospecciones petrolíferas en las costas canarias.

Se avecina un desastre para nuestro medio natural de vida y también para nuestra economía, que tan deprimida se encuentra ya.

Tenemos que abogar por alternativas que no hagan peligrar nuestro medio ambiente y sí generen beneficios para nuestro pueblo. Canarias tiene todo para estar a la cabeza europea en la implantación de energías renovables y, sin embargo, está a la cola. ¿Petróleo? Pan para hoy (para las empresas que se beneficien de ello) y más y más hambre para los canarios. La riqueza que genere la extracción de petróleo no repercutirá en beneficio del pueblo canario, ya que ni siquiera será la gente canaria la contratada para el trabajo que generen las plataformas.

Por todo ello le pido, señor Soria, que recapacite y detenga esto antes de que tengamos que llorar frente a nuestras playas con olor a muerte y petróleo. Si sigue adelante seguiremos manifestando una y otra vez nuestro rechazo. Señor ministro, ¡recapacite, por favor!

Atentamente,