Petición para evitar financiamiento a la Policía Nacional de Nicaragua

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 25.000!


Excelentísimos señores y señoras

Miembros de la Asamblea de Gobernadores

Banco Centroamericano de Integración Económica

Los abajo firmantes, en representación de un amplio espectro de la sociedad nicaragüense nos dirigimos muy respetuosamente a ustedes como máxima instancia de Gobernanza del BCIE para expresarles lo siguiente:

Nos preocupa sobremanera las recientes publicaciones de licitación pública en medios de circulación nacional el pasado lunes 6 de mayo con fondos del BCIE de un proyecto denominado “Adquisición medios de transporte para fortalecimiento de capacidades operativas de la Policía Nacional” No LPI-001-2019-BCIE-PN.

Ante esto, nos permitimos recordarles lo siguiente:

Primero, las nobles causas bajo las cuales se fundó el BCIE como son la integración centroamericana, el crecimiento económico, la reducción de la pobreza y el mejoramiento de la competitividad regional distan mucho de la acción de financiar a una institución señalada por organismos internacionales como violadora de derechos humanos.

El Banco se expone a relacionarse con una institución cuyos máximos jefes, incluyendo el Primer Comisionado Francisco Díaz, ya sancionado internacionalmente, y que además podrían ser eventualmente llevados a las cortes internacionales, acusados por cometer presuntos delitos de lesa humanidad. Dichas acusaciones contarían con las pruebas suministradas por el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) creado por la OEA, compuesto, como su nombre lo indica, de expertos en el tema y que en el curso del año 2018 recabaron abundante y contundente información del involucramiento de la Policía Nacional de Nicaragua, en el uso excesivo de la fuerza y el uso de armas de largo alcance para dar muerte a ciudadanos y ciudadanas desarmados participantes en manifestaciones cívicas y pacíficas.

Segundo: se le está generando un daño irreversible a la reputación del Banco frente al pueblo de Nicaragua, verdadero y legítimo socio de la entidad y no el Gobierno de turno.  Los recursos suministrados, que serán pagados por los mismos nicaragüenses, exponen falta de criterio y compromiso a la misión del Banco por parte de su Junta de Directores y autoridades ejecutivas.

Tercero: dicho proyecto no pareciera estar contemplado en las áreas generales de trabajo del Banco, a saber: 1. Desarrollo humano e infraestructura, 2. Infraestructura productiva, 3. Energía, 4. Desarrollo rural, 5. Intermediación financiera y 6. Servicios para la competitividad.

Cuarto: que los documentos estándar de las licitaciones del Banco, en su sección 5 referente a “Prácticas Prohibidas” en la que el Banco exige a los beneficiarios “la existencia de las siguientes prácticas prohibidas: Práctica corruptiva, práctica coercitiva” y habiéndose demostrado la práctica coercitiva, corrupta y violenta de la Policía Nacional en contra de la población, ésta debería quedar inhibida de recibir fondos del banco.

Quinta: en base a la incongruencia de dicho proyecto con la misión del BCIE y habiendo encontrado las contradicciones entre este proyecto y las normas y procedimientos de compras y adquisiciones del propio Banco, informamos a esta honorable Asamblea que se tomarán todas las acciones legales, administrativas y políticas para incidir en que se declare la nulidad de dicho proceso de licitación.

Esperamos, que como instancia máxima de Gobernanza del Banco, esta Asamblea puedan incidir sobre los Directores y las instancias administrativas a desistir de esta acción, que irremediablemente dañará la reputación de un Banco diseñado para financiar progreso, desarrollo e integración entre la familia centroamericana.