Detengan nuevas construcciones en el P.N Cabo de Gata.

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 10.000!


El Ayuntamiento de Níjar ha publicado recientemente (BOP de 1 de septiembre de 2014) una innovación al PGOU que afecta a los terrenos inmediatamente anteriores a la barrera de acceso a las playas vírgenes de Mónsul y Genoveses, en el municipio de San José, en pleno Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar.

Además de las evidentes consecuencias medioambientales, el Ayuntamiento quiere aprovechar el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) de 2008, que fue suspendido por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía. Esta suspensión del PORN de 2008 hace que estos terrenos estén en un área no urbanizable.

Han querido meter esta modificación deprisa y corriendo para ver si nadie recurría esta decisión y poder hacer lo que mejor saben: meter pico y pala.

Si no se consigue paralizar, se construirán varias zonas residenciales y un área comercial, en total más 2000 m2, en uno de los pocos espacios sin urbanizar en el rincón del pueblo más próximo a las ya sobreexplotadas playas de Mónsul y Genoveses.

La implantación de una zona residencial y comercial tendría unos efectos ambientales negativos por el incremento del tráfico rodado y el incremento de la contaminación acústica y lumínica.

En la innovación no se hace referencia a ninguno de estos aspectos ambientales, siendo una zona ambiental con una enorme singularidad, en este caso la entrada a la zona de Mónsul y Genoveses, un lugar emblemático en el Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar. Cualquier actuación que no respete los valores naturales y ambientales podría tener un impacto negativo sobre la singularidad ambiental de esta zona.

Además, la creación de un área comercial supone un desequilibrio para el tejido económico local del municipio de San José, que ya cuenta con numerosas áreas comerciales que dan respuesta a las necesidades de sus habitantes y visitantes.

Del mismo modo, en San José no existe necesidad de ampliar el parque de viviendas, lo que lleva a pensar en que el único sentido de esta modificación que contradice las normativas reguladoras del Parque natural atiende sólo a intereses económicos de las empresas constructoras en connivencia con el Ayuntamiento de Níjar.

¿Qué hacemos? ¿Nos vamos a quedar de brazos cruzados mientras siguen exprimiendo nuestro Parque y untando de cemento nuestras playas para beneficio de los de siempre?

Hagámosles saber que no necesitamos seguir urbanizando el Parque Natural. Difúndelo y ayúdanos a paralizar esta nueva monstruosidad.

 

 

 

 

 



Hoy: Mónica cuenta con tu ayuda

Mónica Hernández García necesita tu ayuda con esta petición «Junta de Andalucía: Detengan nuevas construcciones en el P.N Cabo de Gata.». Únete a Mónica y 7.885 personas que ya han firmado.