Que Luis Almagro cese en su cargo en la OEA por no cumplir su mandato de velar por la paz.

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 1,000!


Ante los hechos de público conocimiento que acaecen en Venezuela en estos días, la actitud de Secretario de la OEA no conduce a la resolución del conflicto, poniendo en peligro la vida de los ciudadanos de aquella nación.

El Secretario General de la OEA no debiera tener injerencia en los asuntos internos de un Estado y su posición debiera seguir los principios de la Carta de la OEA defendiendo los derechos fundamentales del pueblo de Venezuela y la paz en aquel país y en la región.

Acorde al Derecho Internacional,  que prima sobre la propia Carta de la OEA, su deber es agotar todas las vías diplomáticas posibles frente a un conflicto interno de un país.

Como puede verificarse en los archivos de los medios de comunicación, incluyendo Internet, desde el principio del conflicto las acciones del Sr.Luis Almagro no han sido conducentes a seguir vías diplomáticas, por el contrario ha negado dicha posibilidad. 

Su actitud ha hecho que otros países miembros de la Organización hayan apoyado la posición belicista del señor Almagro que pone en riesgo no solamente los derechos fundamentales de todos los venezolanos sino también los de todos los pueblos de América. 

El ponerse a favor de una de las partes en conflicto no corresponde a su investidura y, por tanto, debiera abandonar su cargo.