Ciclovía Conmemorativa Felipe Endara

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 15,000!


La escasa infraestructura vial para máquinas de propulsión humana que brinde condiciones de seguridad en la ciudad de Quito ha derivado en siniestros viales con fatales consecuencias.

Este es el caso del campeón Felipe Endara, ciclista de 35 años de edad de la ciudad de Quito. El día 16 de julio de 2018, regresaba de su entrenamiento,  estaba ya a escasas dos cuadras de su casa, cuando un vehículo conducido por Milton R.  invadió el carril contrario,  embistió a Felipe, lo levantó por los aires y lo estrelló contra el pavimento. Milton R. aceleró y huyó del lugar.

El parte de la Agencia Metropolitana de Tránsito indica que el vehículo marca Toyota modelo Corolla color dorado invadió el carril contrario en un 400% y a Felipe se lo ubica a escasos centimetros de la cuneta del carril derecho por donde el circulaba. Felipe, un hombre de paz y buena vibra no quiere que esto genere odio, pero es imposible no indignarse.

En cuestión de segundos, la irresponsabilidad de Milton R., Ex- Viceministro de Energía, acabó con la carrera deportiva de Felipe y lo colocó en una delgada línea entre la vida y la muerte. Con dolor, pero sobre todo con respeto a su familia y porque es necesario perpetuar la historia, les informamos que Felipe, después de haber salido de un coma inducido y haber superado dolorosas intervenciones quirúrgicas, quedó completamente ciego, carece de huesos craneales frontal y parietal, usa una silla de ruedas para desplazarse y su familia ha quedado devastada.

Milton R. después del siniestro continuó impartiendo clases en la Escuela Politécnica Nacional, dado que no existía una orden de prisión preventiva. Más de un año después se expidió una orden de captura, Milton R. se dio a la fuga y siguió prófugo hasta que un operativo de captura lo detuvo saliendo de la EPN antes del feriado de finados. No había asistido a ninguna audiencia, hasta la última en la que la Agencia de Tránsito Metropolitana de Quito lo llevó, solamente ha enviado a sus abogados. Solicitó una segunda reconstrucción de los hechos a la cual tampoco asistió. Su defensa alega que se trata de un caso en el que se pretende ejercer presión mediática dada la trayectoria de Felipe.

Como este doloroso caso, existen muchos más: los de Salomé Reyes, Pablo Lazarinni, Hugo Vinicio Ortiz, Sebastián Muñoz, tristemente todos ellos con consecuencias fatales. Salieron en su bicicleta a entrenar, a visitar a su pareja, a hacer trámites o sencillamente iban a casa… y nunca regresaron.

¿Quién será la siguiente víctima? Las personas que conducimos una bicicleta  somos madres, padres, hijas, hermanas; seres humanos con relaciones, historia, proyectos, sueños e ilusiones. No podemos permitir que el apuro de los automovilistas o su impericia al volante acaben con nuestras vidas. Cuando atropellan a uno, es como si nos atropellaran a todos. Cuando una de nuestras vidas se acaba, se merma la vida de todos.

Hoy nos levantamos. Nos tomamos las calles para pedir soluciones. Hoy pedimos al señor Alcalde Jorge Yunda que escuche nuestro proyecto de Ciclovías Conmemorativas.

Cada uno de los lugares donde han muerto ciclistas –o más bien donde han sido asesinados– es un lugar de alto riesgo por donde circulamos cada día. En cada uno de estos lugares solicitamos, de la manera más comedida al señor Alcalde, disponga la creación de una ciclovía que provea de mejores condiciones de seguridad para ciclistas.

Dichas ciclovías deberán estar conectadas a la red central de ciclovías de Quito y estarán dotadas de la señalización apropiada.

De la misma manera como calles y avenidas de la ciudad han sido bautizadas con nombres de ilustres ecuatorianas en homenaje a sus méritos, como Isabel de Santiago, Josefa Tinajero y –próximamente– Tránsito Amaguaña e Hipatia Cárdenas, las ciclovías conmemorativas serán bautizadas con el nombre de una persona que infaustamente haya perdido su vida a bordo de una bicicleta.

Las vías que conectan el Redondel del Ciclista con Nayón y Cumbayá son las vías  que tendrán la primera ciclovía conmemorativa en honor a Felipe y su legado.

Los abajo firmantes pedimos al Señor Alcalde Jorge Yunda que, por medio de los canales pertinentes y a través de las instituciones públicas correspondientes, se cree esta ciclovía. Nosotros y nosotras, ciclistas, empezaremos con la construcción simbólica de la ciclovía en honor a Felipe Endara. Hoy ya pedaleamos por ahí, y ayer otro ciclista lo hizo y mañana otra lo hará. La haremos con cal, pétalos, lágrimas y esperanza.

Queremos mejorar las condiciones para el desplazamiento de ciclistas. Queremos ver padres y madres llevando a sus hijas e hijos a la escuela en bicicleta; queremos ver abuelas pedaleando; queremos ver jardineros y heladeros circular por un carril seguro sin que hacerlo sea una aventura de alto riesgo. Queremos llenar las calles de bicicletas porque estamos seguros que ese es el camino hacia el futuro, hacia una ciudad sostenible y eficiente.

¡Creemos la Ciclovía Conmemorativa Felipe Endara!