SALVEMOS CUATRO CIENEGAS

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 7,500!


El problema en Cuatro Ciénegas es que el humedal ha perdido más del 95% de su superficie y está en peligro de perderse lo que queda ya que el estado del acuífero es crítico.

Por una parte está la sobreexplotación del acuífero profundo por medio de pozos, muchos de ellos sin permiso o con permiso falso (eso lo tiene que solucionar CONAGUA) y por otra parte está la extracción del agua superficial por parte de canales que drenan al valle.

El más grave es el de Saca Salada que exporta la mayor parte del agua del humedal, hacia Monclova, perdiendo casi todo a su paso.  Este canal fue construido en los 70s y saca 90% del agua superficial del valle TODOS los DÍAS (datos de áreas protegidas, pronatura y de conagua), esa agua no está asignada a nadie por ley, ya que no hay leyes para el agua superficial, aunque la usan varias comunidades que deben de ser compensadas por conagua. 

Dada la enorme importancia biológica de Cuatro Ciénegas y que las únicas pozas conservadas están en el rancho de PRONATURA, entonces ellos son nuestros socios en la conservación ya que compraron derechos del agua para el ecosistema a perpetuidad.  

Es por esto que junto con PRONATURA conseguimos dinero por medio de donadores para cerrar el canal, previos estudios hidrológicos y legales (entre los donadores estuvo de manera importante el municipio de Cuatro Ciénegas, con la presidenta municipal, Yolanda Cantu). 

Ya está lista toda la parte hidrológica y legal y a finales de junio, ya con el acuerdo a todos los niveles de gobierno, con permiso de los dueños de los predios por donde van a pasar las máquinas y todo listo y junto con las gentes de Áreas Protegidas se trató de iniciar las obras para cerrar el canal de Saca Salada, entonces llegó un empleado del gobierno municipal y amenazó a los trabajadores, casi le roba la cámara al fotógrafo y amenazó de muerte a todos los que estaban ahí con unos cuantos de sus amigos (todo está filmado).  

No hicieron nada por proteger a la gente de PRONATURA ni a los empleados federales de áreas protegidas.

Necesitamos que la Presidenta Municipal Yolanda Cantu, deje a la gente hacer su chamba. Si no se cierra YA ese canal, el humedal puede llegar a un punto de no retorno y perderse la oportunidad que hay ahorita de recuperarlo