¡UN COLEGIO DIGNO PARA NUESTROS HIJOS YA. NO MAS MENTIRAS!

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 2.500!


Nuestra historia comienza en el año 2010, cuando 94 niños se quedan fuera del colegio Puerta de Alcalá, único colegio de nuestra zona por aquel entonces. Se crea una plataforma de “Padres en Defensa de una plena Escolarización y por la libre elección de colegio”. Se recogen más de 3.500 firmas, se realizan manifestaciones, se envían cartas a diferentes fuerzas políticas e incluso al Defensor del Pueblo Andaluz, quien por cierto admite la queja. Con todo esto, consiguen la promesa de la construcción de un nuevo centro en nuestra zona “previsiblemente” para el año 2011, de momento provisionalmente se escolarizará a estos niños en diferentes centros de Alcalá. El CEIP Blas Infante admite a una clase de 25 niños de tres años.

Incumplida esta primera promesa, en Marzo de 2011, cuando se inicia el periodo de escolarización para los niños de nuevo ingreso de 3 años. Nuestros hijos tienen asignados por zona un colegio denominado “El Polvorón” que ni siquiera existe y que debería de haber estado terminado para el comienzo del curso 2011/12. Tras mucha incertidumbre y desconcierto por parte de 75 familias que no sabemos que va a pasar con nuestros hijos, nos comunican que temporalmente hasta que se finalice el cole nuevo (obras que por aquel entonces ni siquiera habían empezado) nuestros hijos irán al colegio Blas Infante. Habilitarán unas clases prefabricadas, que se estaban utilizando como trastero, para nuestros hijos.

Comenzamos el curso en septiembre de 2011 y esas clases no tienen absolutamente nada. Las sillas y mesas llegan el día 11 ó 12 de Septiembre y el resto de mobiliario imprescindible para impartir clases con un confort mínimo lo tenemos que comprar los padres. Menos mal que todas las familias que fuimos a esas clases fuimos competentes y no nos importó desembolsar dinero para el bienestar de nuestros hijos, teniendo en cuenta la situación económica de muchas de ellas. Compramos estanterías, libros, aires acondicionados (que después cuando nos marchamos al cole nuevo no nos quisieron devolver) y todos los enseres imprescindibles para el transcurso normal de las clases, folios, lápices, gomas, plastilina, juegos……….y una lista muuuuy larga.

Bueno pues esas obras que teóricamente iban a empezar y terminar lo antes posible se fueron demorando y demorando, dando lugar a que en el curso 2012/13 se admitieran a 75 niños más, que se instalarían en dos caracolas dobles en el patio del colegio Blas Infante. Ahí empezó a crecer el enfado de los padres de El Polvorón porque veíamos que no había pinta de que empezaran las obras de nuestro cole y también empezó a aumentar el enfado de los padres de Blas Infante que veían como sus hijos iban perdiendo comodidades de las que antes de que nosotros apareciéramos, ellos disponían. Comenzó una “rivalidad” entre algunos padres, ya que unos nos sentíamos como si estuviéramos de prestado y no encajásemos en ningún lado y otros sentían como iban perdiendo privilegios por nuestra culpa.

Las cosas siguen empeorando en el curso siguiente 2013/2014. La Directora de Blas Infante comunica que no hay sitio para que sigan entrando alumnos de El Polvoron, y las obras de nuestro cole siguen sin comenzar. Al final se habilita una clase de 25 alumnos para los hermanos de los niños que ya están en el cole. Ese año fue muuuuyyy difícil, no éramos bien recibidos en ningún lado, para los padres de Blas Infante éramos los que estábamos perjudicando a sus hijos y en Delegación y el Ayuntamiento ni os cuento, escuchaban hablar de los padres de El Polvorón y se echaban a temblar. Y mientras mentiras y más mentiras.

Por fin las obras dan comienzo, pero seguimos recibiendo mentiras y sorpresas desagradables. En Marzo de 2014 se nos invita a visitar nuestro colegio (acompañados del Alcalde y más cargos del Ayuntamiento, se sentían muy satisfechos de lo que habían hecho…. con algunos años de retraso), un colegio de Educación Infantil y Primaria de tres líneas. Cual fue nuestra sorpresa, que habían terminado la primera fase del colegio, es decir el módulo de educación infantil. Un colegio monísimo de nueve aulas de infantil, con sus baños dentro de cada clase, una sala de profesores estupenda, una biblioteca, un comedor, una sala de usos múltiples….. pero nuestros hijos entraban ya en primero de primaria, ¿Qué íbamos a hacer?. No se había acabado nuestra pesadilla.

Nos comentaron que no había presupuesto para seguir construyendo, eso significaba que los niños de primero de primaria irían a clases de infantil con mobiliario de infantil. Ese año lo echaríamos así y para el año siguiente ya se empezarían las obras de la segunda fase.

Nuestra suerte fue que después de muchas reuniones con la Directora y AMPA de Blas Infante, con Delegación y el Ayuntamiento, nos dicen que nuestros hijos siempre han pertenecido a Blas Infante y quien quiera quedarse puede hacerlo. Hubo bastantes padres que optaron por quedarse, ya estaban hartos de mentiras y no tenían ganas de seguir con quebraderos de cabeza.

Por tanto, para el curso 2014/15 nos trasladamos 50 familias para primero de primaria, otras 50 para 5 años, 25 para 4 años y se abre oferta de otras 25 plazas y se ofertan 50 plazas de 3 años, en resumidas cuentas ya tenemos ocupadas 8 de las 9 clases de infantil con las que cuenta el colegio. Ese año fue un año ilusionante por lo menos para mí, ya estábamos en nuestro cole, seguro que ya íbamos a conseguir poco a poco que nuestros hijos se olvidaran de “las condiciones” que habían vivido durante esos tres años de infantil. Ya teníamos cole, ya teníamos AMPA e íbamos a seguir luchando por seguir obteniendo mejoras y seguir con la construcción de la segunda fase, adecuar todas las clases de infantil y poquito a poco hacer de ese cole nuestra segunda casa. En Octubre de 2014 nuestro Alcalde Antonio Gutierrez Limones y Mª José Borges visitan nuestro colegio y se comprometen verbalmente a la finalización del centro durante el curso 2016/17. En Diciembre del mismo año nos vuelve a visitar el Alcalde con más miembros de la Junta educativa y D. Antonio Rodríguez Almodóvar, nombre que hemos elegido para nuestro cole, ya que este señor es un ilustre escritor de nuestra localidad y muy involucrado con nuestro cole, de hecho ha donado varios de sus libros para nuestra biblioteca. Esta visita es para inaugurar oficialmente nuestro cole y en ella el señor Alcalde nos vuelve a reiterar que el centro completo estará terminado para el curso 2016/17.

Gracias a la AMPA, nuestro cole se fue dotando de aires acondicionados, de pizarras digitales, de sombra para los patios. Todo ello, gracias a las fiestas que se organizaban y a la implicación constante de todos sus miembros que no han dejado de trabajar para seguir ganando calidad de vida en nuestro colegio.

La ilusión se acaba pronto, en el curso 2015/16 entran otros 50 niños de 3 años, 25 de ellos ocupan la clase que queda libre y los otros 25 la sala de usos múltiples, las obras de la segunda fase no tienen pinta de empezar ni por equivocación. Sólo llevamos un año en el cole y ya empezamos a perder recursos. Todos pensamos que con el colegio a más del 100% de su capacidad todos los trámites de obra se acelerarían, pero eso no es así. Los miembros del AMPA trabajan activamente solicitando reuniones con el ayuntamiento, con la delegada de educación, con la concejala…. Los miembros del Consejo Escolar idem de las mismas y sólo obtenemos mentiras y más mentiras, que no nos preocupemos que el año siguiente estarán las obras, que sólo va a ser un año malo……….TODO MENTIRA.

Este exceso de niños a parte de todos los inconvenientes lógicos en los que podamos pensar, tiene dos muy importante en la CALIDAD de la enseñanza de nuestros hijos y el más importante su SEGURIDAD. La sala de usos múltiples (SUM) está pegada al patio de recreo donde los niños hacen educación física, así que los alumnos que están en esa clase (2º de primaria) se ven perjudicados por el ruido que hacen todas las demás clases cuando se imparten las horas de educación física. Además los días de lluvia como ya no disponemos de SUM nuestros niños tienen que impartir esa clase en el comedor. Hemos pensado ¿qué ocurriría en nuestro cole ante un incendio?. Nuestro cole tiene una capacidad para 225 niños y en Septiembre de este año va a haber casi 350, creo que nuestros niños están expuestos a un riesgo constante en caso de cualquier accidente en el cole. Vergüenza me daría a mi si fuera alguno de los políticos que nos están mintiendo tener a estos niños así, con los riesgos que esto conlleva.

En Septiembre de 2016 el AMPA se reune con Mª Jesús Campos y acuerdan transformar nuestro cole de un C3 a un C2, ya que este proyecto resulta más viable. En Octubre muchos padres acudimos a un pleno del Ayuntamiento solicitando la construcción de nuestro cole, moción que queda aprobada por unanimidad por todos los partidos políticos presentes.

La cosa no acaba ahí, podemos seguir empeorando. El curso siguiente 2016/17, comenzamos con dos caracolas en el patio delantero del colegio para poder aumentar nuestra oferta de plazas en 50 niños más. Desde Delegación nos aprueban esa solución para no tocarnos el comedor ni la biblioteca, digamos que es la solución menos mala, pero de obras nada. Hemos llegado ya a un aforo insostenible, al dividir a los niños entre infantil y primaria para salir al patio tenemos que utilizar el patio delantero donde están instaladas las dos caracolas, alternando un mes infantil y otro primaria, el espacio de juego es muy reducido y este año con cuatro caracolas podéis imaginaros el espacio que queda libre, prácticamente ínfimo. Por lo que habrá que hacer turnos de recreo, con lo que eso implica, más complicaciones para cuadrar profesores que vigilen los recreos y molestias a los alumnos que están dando clases en el SUM.

Seguimos solicitando reuniones con la Alcaldesa y todo su equipo y nos van dando largas. Nuestro nivel de crispación y cabreo está llegando ya a límites insospechados.

A principios de año se nos comunica que nuestro colegio está incluido en los presupuestos del año 2017, es decir, ya hay dinero para la construcción de la segunda fase. Por esos días, colocamos una pancarta en la puerta del colegio donde pone todo lo que se nos prometió y todo lo que no han cumplido. Se habla de empezar a movilizarnos y mágicamente recibimos la llamada de nuestra señora Alcaldesa Dª Ana Isabel Jiménez citándonos a una reunión para explicarnos como se encuentra todo nuestro proceso.

En esa reunión todo es bonito: ya tenemos dinero, sólo hay que modificar el proyecto actual para pasar de un C3 a un C2, y listo, las grúas en la puerta. Se comprometen verbalmente (otra vez) a agilizar todos los trámites, a estar encima de los responsables de Delegación para la modificación del proyecto para que no se agoten los plazos y las obras comiencen a finales de Junio de 2017 cuando no haya niños para acometer el groso de la misma durante los meses estivales y no perjudicar más el normal funcionamiento de las clases y consecuentemente de la educación de nuestros hijos.

También se comprometen a solicitar un calendario de actuación y facilitárnoslo para que los miembros del AMPA y del Consejo Escolar podamos transmitir la información al resto de padres y tranquilizarlos un poco. Calendario que nunca ha llegado. Antes de terminar la reunión, ésta ya estaba publicada en Facebook como una medallita para nuestra Alcaldesa por su buena labor, medalla que por supuesto le quito porque a día de hoy no se ha cumplido nada de lo que se comentó allí.

El colmo de nuestra indignación es que la última semana de Junio, nos enteramos extraoficialmente que nuestro cole no se va a construir hasta el año 2018 y con suerte estará terminado para mediados del curso 2018/19. En Junio ha salido la licitación para ver quien se queda con la obra del colegio, el plazo para presentar los proyectos terminó en Julio, ahora tienen unos meses para decidir quien se queda con la obra, los plazos de construcción, los proyectos….. es decir que con suerte la obra empezará en Mayo del 2018, por lo que empezaremos en Septiembre sin tener el cole terminado. ¿Cómo van a solventar este problema nuestra señora Alcaldesa, su equipo de educación, Delegación….? Ya está bien señores, ya está bien de tanta mentira. Somos seres humanos y ni nosotros ni nuestros niños se merecen todo lo que estamos pasando, no somos ovejas que nos puedan encerrar en un corral, ya no aguantamos más, vamos a movernos, vamos a manifestarnos, vamos a protestar y vamos a reivindicar nuestros derechos, creo que hemos sido demasiado benevolentes todos estos años, señoras-señores echen cuentas ¿cuántos años llevamos confiando en vosotros? Os lo digo yo 7, 7 años que llevan nuestros hijos en un ir y venir en tierra de nadie y sin ser importantes para nadie, yo creo que ya es hora de que nos escuchen.

El presente escrito tiene ese fin que se nos escuche, por la buenas, por las malas o como quieran ustedes escucharnos pero ya no nos vamos a callar más, queremos nuestro colegio y lo queremos ya. ¡Basta ya de mentiras!

Por favor a todo el que le llegue este escrito que lo comparta, que lo publique, que no rompa la cadena, que se entere todo el mundo de lo que ocurre con nuestro sistema educativo, ya que nuestra señora Presidenta de la Junta de Andalucía se jacta de tener uno de los mejores sistemas educativos de España y donde se han realizado menos recortes. Pues si se hubieran realizado más recortes miedo me da que hubiera pasado.



Hoy: rocio cuenta con tu ayuda

rocio carpio necesita tu ayuda con esta petición «Junta de Andalucía: ¡UN COLEGIO DIGNO PARA NUESTROS HIJOS YA. NO MAS MENTIRAS!». Únete a rocio y 2.455 personas que ya han firmado.