Sí, al Grado en Fisioterapia Semipresencial

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 100!


Recientemente se inició una recogida de firmas en contra de la formación online o semipresencial del Grado de Fisioterapia, de la cual el Colegio Profesional de Fisioterapeutas de Castilla y León hizo entrega a la directora general de Universidades, Pilar Garcés García. Los argumentos utilizados carecen de cualquier rigor científico y pedagógico, con una expresa manipulación demagógica que sorprende de un Colegio Oficial del contexto sanitario y evidentemente científico, donde muestran un exceso de celo en el ámbito profesional, como si tuviera que haber una oleada de nuevos profesionales que pudieran quitarles trabajo si se aprobara el Grado universitario, al margen de otros argumentos que no tienen ninguna validez ni evidencia, no dejan de ser meras opiniones sin ningún tipo de fundamentación.

Nunca se ha hablado de hacer un grado online, en el caso de Fisioterapia, sino de un grado semipresencial. De hecho hay varias universidades en nuestro país, que en la actualidad se imparte el Grado de Fisioterapia en la modalidad de fin de semana, con la formación teórica en plataformas e-learning y las prácticas sábados y domingos, como en la Universidad Europea de Madrid y en la Universidad Camilo José Cela. En España se imparten más 40 grados universitarios en modalidades online y semipresencial, donde muchos de ellos son carreras técnicas desde ingenierías, física hasta grados como el de química que se da en la UNED, en el ámbito de ciencias de la salud tenemos desde Logopedia, hasta Psicología, por cierto el cual se imparte en varias universidades en modalidad on-line, donde también deben tratar personas y forman parte del personal sanitario en este país. Y sin olvidar otras carreras como magisterios donde deben trabajar también con personas. Existen multitud de postgrados universitarios desde másteres oficiales, así como decenas de títulos propios en modalidad online del ámbito sanitario como por ejemplo el máster universitario en ingeniería biomédica de la Universidad Internacional de Valencia, máster fisioterapia neurológica, máster en endodoncia en la Universidad Internacional de Catalunya, en ecografía musculo-esquelética, etc. Donde se imparten en modalidad exclusivamente online, y si sumamos los que se realizan en modalidades semipresenciales con seminarios en días específicos, el número aún es mayor.

Algunas de las universidades privadas citadas, no tienen ninguna duda de su calidad y prestigio estando nombradas en el Academic Ranking of World Universities (ARWU o Ranking de Shanghái) es uno de los rankings más conocidos mundialmente.

Sin por ello, menospreciar la formación profesional, donde en nuestro país se pueden estudiar a distancia los grados del ámbito sanitario tanto del medio (farmacia y parafarmacia, técnico en emergencias sanitarias) y del superior (desde técnico superior en laboratorio clínico y biomédico hasta el técnico Superior en Imagen para el Diagnóstico y Medicina Nuclear) entre otros.

Absolutamente todos los grados universitarios presenciales o no presenciales requieren de unas prácticas, donde el futuro egresado siempre estará supervisado por profesionales titulados. Un grado semipresencial, a lo largo de toda su formación requiere, ya sea de seminarios presenciales, prácticas supervisadas, etc. Los argumentos esgrimidos en la recogida de firmas para el NO, están basados en una ignorancia absoluta de la formación universitaria con plataformas e-learning, propias de personas legas en la materia, no deja de sorprender que un Colegio Oficial ampare esos argumentos, cuando en este país se imparten tanto carreras técnicas, del ámbito de salud, incluso másteres de los que se forman muchos de los fisioterapeutas de este país, en formaciones de fines de semana con el apoyo de plataformas virtuales. Parece que el trasfondo de esta cuestión es el esgrimido en algunos foros de profesionales del ámbito, que su mercado profesional está saturado y que hay un exceso de universidades donde se ejerce el grado de Fisioterapia. Sería un gran insulto y una falta de respeto, para todos los profesionales que forman una universidad desde el Decano hasta el último profesor de un supuesto Grado Universitario en Fisioterapia semipresencial que permitieran titular a un/a alumno/a ser fisioterapeuta para tratar personas y no estuviera capacitado para ello.

Hay que tener en cuenta que la formación semipresencial no obvia ni elimina en ningún momento la presencialidad requerida para los créditos prácticos necesarios de cualquier titulación, para ello existen diferentes opciones desde los convenios que se utilizan tanto con hospitales, centros médicos y de salud, profesionales acreditados, centros adscritos a universidades públicas, etc. Sin olvidar que existen otras opciones posibles con las nuevas tecnologías, para aquellas prácticas que sean viables.

Cuando la Universidad Isabel I quiso implementar el Grado de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, hubo muchísimos foros y reuniones en los Colegios Oficiales esgrimiendo argumentos similares, en la actualidad se ha demostrado que todo era un exceso de celo profesional y que los titulados egresados son tan profesionales como el resto.

Sorprende que en el siglo XXI con las tecnologías que existen se estén utilizando argumentos del siglo pasado; cuando se está realizando formación biomédica a nivel internacional mediante las nuevas tecnologías, donde hay robots que ya hacen cirugías, donde algunas facultades de medicina que utilizan la realidad aumentada en prácticas quirúrgicas en lugar de cadáveres.  

La formación es una de las mayores riquezas de una sociedad, existen multitud de personas interesadas en estudiar y mejorar tanto profesionalmente como a nivel personal, es un hecho en España del aumento de matriculados en universidades a distancia y de la formación profesional, ya que es muy difícil compaginar estudios con la obligatoriedad presencial de muchas titulaciones, donde los horarios son incompatibles, las dificultades que existen en algunas comunidades para poder asistir a la universidad física, por las distancias y/o compromisos familiares. Madres o padres con cargas familiares, personas con alguna discapacidad, trabajadores, deportistas de alto rendimiento, etc. Existen estudios sociológicos que muestran que el perfil del alumnado son personas de una edad media, e incluso cada vez más personas sobre los 50 años; no es la formación elegida por adultos jóvenes.

Facilitar el acceso a la formación de calidad, a cualquier ciudadano/a, que esté interesado/a en recibirla, en un estado democrático, debería ser un objetivo prioritario en las políticas educativas, y la participación de los Colegios Profesionales en defensa de su colectivo, debería centrarse también en el asesoramiento de propuestas dirimidas por personas de prestigio como decanos universitarios, catedráticos y profesores titulares de universidad en el creación de un medio para dar acceso a la formación de un Grado en Fisioterapia semipresencial a personas que no pueden hacerlo en un horario laboral.

Ningún profesional de la salud puede estar titulado sin la correspondiente demostración práctica de los conocimientos que se le exigen, siempre supervisado por personal cualificado, aunque muchas de esas prácticas no exigen siempre la presencia física del sujeto, porque para ello existen las nuevas tecnologías o la opción de semipresencialidad.



Hoy: María José cuenta con tu ayuda

María José Contreras necesita tu ayuda con esta petición «Directora General De Universidades e Investigación Pilar Garcés García: Sí, al Grado en Fisioterapia Semipresencial». Únete a María José y 38 personas que ya han firmado.