No a la prohibición de bicicletas por collserola

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 2.500!


Barcelona tiene un Parque Narural llamado la Serra de Collserola donde se ha prohibido, de forma injusta y basándose en falsedades, que las bicicletas circulen por senderos o trialeras inferiores a 2 metros de anchos, y se sanciona con 500€ ya que está catalogado como una falta grave.
Esta prohibición, junto a ciertas obligatoriedades que la normativa del parque aplica solo a las bicicletas y no a la resta de usuarios, se basa en que la bicicleta es un peligro para el ecosistema del parque, que erosiona el terreno, que el ruido molesta a los animales y que estos han de cambiar sus pautas de nidificación o reproducción por culpa del uso de la bici, entre otras cosas.
Es cierto que Collserola está masificada, pero la culpa no es de la bicicleta.
Collserola es un parque rodeado de mas de 2 millones de habitantes, está en el centro el área más contaminada de Catalunya (por las vias de comunicación donde circular cientos de miles de vehiculos y la proximidad de grandes empresas), tiene multitud de edificaciones de lujo, adentrándose algunas en el interior del parque, existen cientos de lineas de media y alta tensión que cruzan el parque, pero para el Consorcio que gestiona el parque el peligro viene de las bicicletas.
No es un parque natural normal y su normativa tiene que adaptarse a una lógica según los usos que esos 2 millones de personan dan y buscan en él.
Pues bien los miles de usuarios que semanalmente encontramos en Collserola nuestro punto de encuentro para disfrutar del ocio que nos da este habitad natural, con respeto al medio y a los otros usuarios, queremos seguir haciendo uso de nuestras bicicletas sin restricciones de paso alguna, ya que es mentira que la bicicleta produzca los efectis que ellos alegan.
Solicitamos a todo aquel que crea que la los usuarios de bicicletas tienen derecho a disfrutar de un deporte en Collserola firme esta petición para que la normativa actual se revise y se levanten las prohibiciones absurdas que afectan a la bici en un parque de estas caracteristicas.
La montaña es de todos y todos debemos cuidarla y respetarla, y todos tenemos el derecho de practicar nuestro deporte en paz y armonia con el resto de usuarios, basandonos en el respeto mutuo, el entendimiento y la necesidad de tener un espacio narural donde quepamos todos y todas.
Esta prohibición y la regulación actual no solo tendrá un impacto económico negativo en el parque, sino tambien en los comercios y tiendas que se dedican al sector de la bicicleta en Barcelona y demás ciudades de alrrededor, sino que tendrá un impacto en la calidad de vida de las miles de personas que hacen de su deporte, la bicicleta, su pasión y circulan por Collserola.