Basta de maltrato académico e hipocresía en las ciencias veterinarias

Carta abierta a veterinarios, profesores, autoridades universitarias, entidades animalistas, profesionales de derecho, alumnos y público en general.

Veterinaria, salud y bienestar animal
Hace tiempo, durante mi exposición sobre el tema del sufrimiento de los caballos respecto del manejo standar aceptado y esa vez dentro de ámbito mundial de las carrera ecuestres, intenté dar un pantallazo de la situación. Comencé diciendo que “los caballos de carreras sufren el abuso continuo por parte de la industria montada en el ambiente de las apuestas. Cuidadores, dueños, jockeys, entrenadores y veterinarios perpetúan el abuso y la explotación con su trabajo y complicidad en ese gran negocio. La mayoría de las veces lo hacen conscientemente, pero no en todos los casos. Los jóvenes caballos llevan una vida miserable, llenos de supuestos cuidados, pero sometidos a continuos malos manejos y abusos y e n un ambiente donde la única y real preocupación de todos es que sigan corriendo. Los veterinarios y resto del personal profesional trabajan en general por el dinero, y en la mayoría de los casos con el único objetivo de prolongar el uso ( y por ende el sufrimiento y la explotación) del animal para que se mantenga "en carrera" sin preocuparse en ningún momento por su salud real”. Enseguida recibí una respuesta sincera de un profesional que se sintió involucrado en este mensaje, el tema y mi denuncia. Este hombre me explicaba que no es del todo así, pues muchos profesionales de la veterinaria no están en ella solo por negocios o dinero, sino por simpatía y preocupación por los caballos. Probablemente existan los veterinarios que trabajen con caballos y no lo hagan con el objetivo de "prolongar el sufrimiento", que generalmente se preocupen y atiendan los problemas de salud y enfermedades que puedan presentar y, seguramente, lo realizan siempre con mucho amor y respeto por lo que hacen. Sin embargo, tenemos que poder discriminar en lo que se argumenta, cuando se habla de atención de la salud de un animal como así también ser sumamente precisos y honestos.

Qué cura la veterinaria no es lo mismo que a quién cura la veterinaria.

Cuando se habla de “los caballos” siempre cuesta un poco entender la contradicción intrínseca conque cuenta de por sí este tema, sin embargo, no es imposible. Para la gran mayoría de los profesionales, el caballo como máquina de correr de carne y hueso o como pedazo de carne complementario de un embutido, pareciera ser, conceptualmente, el mismo animal que el caballo que vive en mi jardín, pero...permítanme intentar explicarlo desde otra perspectiva.
Cuando hablamos de atender a la salud, o cuidar la salud, no estamos hablando de sanar una herida. Quien cura la herida en la pata del elefante de circo, producida por la cadena oxidada que lo retiene y somete a una vida miserable de soledad y abusos, de ninguna manera está atendiendo a la salud psíquica ni física de ese animal. Solo está sanando la piel del elefante para que no se infecte, no importa si es médico brujo, veterinario o enfermero y si lo hace por amor o por dinero. Por eso digo que, en este caso, lograr liberar al elefante de esa cadena y llegar a proporcionarle un modo de vida más sano, acorde con sus necesidades, sí, efectivamente, sería estar atendiendo la salud del elefante. Lo mismo ocurriría respecto del profesional a cargo de una orca en un estanque.
Así mismo hay otros aspectos similares para analizar incluso respecto de la salud. Tomemos, por ejemplo, la salud de las vacas, de las gallinas o de los chanchos. Estos animales son tomados y concebidos por la veterinaria más como cosas, meros productos alimenticios sin elaborar, que como seres.

No pretendo en este escrito cuestionar ni lo uno ni lo otro. Solo exponer los hechos y, si se quiere, echar luz sobre las contradicciones o paradojas. Con esto creo haber dejado más claro mi punto inicial como para continuar con el tema que me avoca que, en esta ocasión no son los animales, sino las personas, y principalmente aquellas que trabajan y estudian hoy en la salud animal.
Reconozco que hablar de salud o incluso bienestar animal es algo relativamente moderno, por lo menos más nuevo que la ciencia veterinaria. Esta parece haber nacido a la sombra de otras concepciones y búsquedas respecto de los animales , diferentes del bienestar de estos per sé. Claro que en las últimas décadas esta “ciencia” ha estado evolucionando en algunos aspectos debido , entre otras cosas, a la demanda de los dueños que necesitan lo que llamamos “animales de compañía”, la opinión pública general y los reclamos de los defensores de animales; pero a mi modo de ver , por las contradicciones expuestas más arriba, esto ya no alcanza. Creo que ha llegado el momento de aceptar la cosas y permitir el cambio. Por esto quiero relatar, esbozar y añadir, así como fundamentar brevemente un propuesta

Un cambio para las ciencias veterinarias y de la salud animal
En muchas otras disciplinas y profesiones existen diferenciaciones grandes entre sus estudios y profesiones aunque estas compartan las mismas materias incluso o propósitos similares: Arquitectura e ingeniería; enfermería, medicina y salubridad; policía, gendarmería, penitenciaría y leyes son un ejemplo. Por dicha razón, es necesario hacer un llamado que involucre necesariamente un proyecto dirigido a la Universidad Nacional como así también al Ministerio de Educación de la Nación, con una propuesta clara que separe, por un lado, la medicina animal propiamente dicha (que podría llamarse Ciencias veterinarias), y por otro lado, la enfermería de la sanidad animal y el trabajo para la industria alimenticia y gastronómica, pues como se ve claramente son disciplinas con actitudes sumamente distintas y con diferentes objetivos, así como también con virtudes totalmente opuestas. Esta clara escisión entre dos carreras diametralmente opuestas (u orientaciones diversas de la misma carrera) evitaría conflictos personales y éticos en los estudiantes y académicos, conflictos de intereses en los profesionales y profesores, y a la vez solucionaría situaciones insolubles que hoy en día aparecen en muchísimos ámbitos y aspectos generando mucho malestar social, contradicción académica, perjuicio educativo entre otros.

Algunos aspectos y fundamentos discriminatorios y explicativos de mi propuesta

Investigación
No es lo mismo la investigación por la preservación de la salud psicofísica del un animal como individuo o especie, que en lo referente a la sanidad mínima necesaria para su crianza como carne o producto alimenticio, farmacéutico, indumentario, etc

Ética profesional y coherencia interna.
El médico se debe a su paciente ( en este caso el animal en cuestión ) el veterinario se debe a su cliente ( el dueño del chancho o del novillo ).

Interés público.
Hay muchísimas personas interesadas estudiar las ciencias de la salud y curación animal para salvar y curar animales y evitar su sufrimiento o extinción y otras muchísimas en mantenerlos comestibles y engordando para su faena o para sacar el mejor provecho de estos y sus crías.

Compromiso psicofísico , emocional y profesional de quien ejerce una u otra actividad.
Quien se pasa la noche durmiendo junto a un paciente al borde de la muerte, no se ve afectado, creo, de la misma manera de quien hace su ronda sanitaria nocturna en un criadero de visones

Todos estos puntos estarían apoyados por la Ley 24.521 LEY DE EDUCACION SUPERIOR  pudiéndose comprobar en los siguientes artículos de la ley citados al final dejados aquí como ejemplo y de seguro por otras muchas más razones que se desarrollarían en el proyecto. Por otro lado también estarían en consonancia con lo que se denomina Bienestar Universitario.  Aquí les ofrezco una referencia:
“Las líneas de trabajo diseñadas se orientan a promover la formación integral y de calidad del estudiante, fortaleciendo su capacidad de asociar el estudio con su proyecto de vida, e integrando este proyecto personal con el proyecto colectivo de desarrollo del país”. Programa de Políticas de Bienestar Universitario

“Desde la perspectiva que aquí asumimos el Bienestar Universitario debe conceptualizarse como un ámbito transversal de promoción de la continuidad y finalización de los estudios superiores, en el que deben conjugarse distintas estrategias para que el tránsito por la Universidad sea lo menos disruptivo posible del estilo de vida, de los lazos sociales, de las formas de sociabilidad y de los modos de interpretar el mundo e intervenir en él que portan los alumnos que asisten a nuestras Universidades. En esa dirección, hemos diseñado distintas líneas de acción que vienen siendo trabajadas en forma sostenida y que, desde una mirada integradora, incluyen los avances alcanzados en los últimos tiempos en materia de derechos políticos, sociales y culturales; todos estos, aspectos inescindibles del bienestar estudiantil, que deben ser considerados y tenidos en cuenta a la hora de elaborar programas de acción e intervenciones estratégicas, asumiendo como horizonte colectivo la construcción de una sociedad cada vez más inclusiva, solidaria y democrática.” Programa de Políticas de Bienestar Universitario

Si una persona con fuertes creencias en la salud y el bienestar de los animales para poder recibirse de médico veterinario es obligada durante varios años a estudiar y praciticar lo que hoy se llama producción animal a mi perecer se estaría violentando su sensibilidad, su creencias, su ética, además de que esto es fuertemente disruptivo del estilo de vida, de los lazos sociales, de las formas de sociabilidad y de los modos de interpretar el mundo e intervenir en él ( sic. ) por lo cual, entre otras cosas. Sería también contrario a las políticas básicas del bienestar universitario.


“La grandeza de una nación y su progreso moral pueden ser juzgados por el modo en el que se trata a sus animales”. Mahatma Gandhi

Para finalizar quiero recordar que hemos dado últimamente un gran paso a nivel jurídico, sentando asi un precedente único en el mundo entero. La sentencia de la corte Argentina de conceder un habeas corpus a Sandra, la orangután, y su reconocimiento como persona no humana. Sigamos siendo pues ejemplo en el camino de respeto a los animales y a las personas (sobre todo a nuestros futuros profesionales), para todas regiones del mundo y sus naciones


Espero contar con vuestro apoyo
saludos

David Castro
autor del libro El Silencio de los Caballos
Representante de la Nevzorov Haute Ecole.
contacto:  davidnhe@gmail.com

--------------------------------------------------------------------------------------------
Notas:


artículo 4:
ARTICULO 4 - Son objetivos de la Educación Superior, además de los que establece la ley 24.195 en sus artículos 5, 6, 19 y 22: a) Formar científicos, profesionales y técnicos, que se caractericen por la solidez de su formación y por su compromiso con la sociedad de la que forman parte; b) Preparar para el ejercicio de la docencia en todos los niveles y modalidades del sistema educativo; c) Promover el desarrollo de la investigación y las creaciones artísticas, contribuyendo al desarrollo científico, tecnológico y cultural de la Nación; d) Garantizar crecientes niveles de calidad y excelencia en todas las opciones institucionales del sistema; e) Profundizar los procesos de democratización en la Educación Superior, contribuir a la distribución equitativa del conocimiento y asegurar la igualdad de oportunidades; f) Articular la oferta educativa de los diferentes tipos de instituciones que la integran; g) Promover una adecuada diversificación de los estudios de nivel superior, que atienda tanto a las expectativas y demandas de la población como a los requerimientos del sistema cultural y de la estructura productiva; h) Propender a un aprovechamiento integral de los recursos humanos y materiales asignados; i) Incrementar y diversificar las oportunidades de actualización, perfeccionamiento y reconversión para los integrantes del sistema y para sus egresados; j) Promover mecanismos asociativos para la resolución de los problemas nacionales, regionales, continentales y mundiales.

CAPITULO 2
DE LAS INSTITUCIONES DE EDUCACION NO UNIVERSITARIA (artículos 17 al 22)
artículo 17:
ARTICULO 17.- Las instituciones de educación superior no universitaria, tienen por funciones básicas: a) Formar y capacitar para el ejercicio de la docencia en los niveles no universitarios del sistema educativo; b) Proporcionar formación superior de carácter instrumental en las áreas humanísticas, sociales, técnico-profesionales y artísticas. Las mismas deberán estar vinculadas a la vida cultural y productiva local y regional.
artículo 27:
ARTICULO 27. - Las instituciones universitarias a que se refiere el artículo anterior, tienen por finalidad la generación y comunicación de conocimientos del más alto nivel en un clima de libertad, justicia y solidaridad, ofreciendo una formación cultural interdisciplinaria dirigida a la integración del saber así como una capacitación científica y profesional específica para las distintas carreras que en ellas se cursen, para beneficio del hombre y de la sociedad a la que pertenecen. Las instituciones que responden a la denominación de "Universidad" deben desarrollar su actividad en una variedad de áreas disciplinarias no afines, orgánicamente estructuradas en facultades, departamentos o unidades académicas equivalentes. Las instituciones que circunscriben su oferta académica a una sola área disciplinaria, se denominan Institutos Universitarios.
artículo 28:
ARTICULO 28. - Son funciones básicas de las instituciones universitarias: a) a) Formar y capacitar científicos, profesionales, docentes y técnicos, capaces de actuar con solidez profesional, responsabilidad, espíritu crítico y reflexivo, mentalidad creadora, sentido ético y sensibilidad social, atendiendo a las demandas individuales, en particular de las personas con discapacidad, desventaja o marginalidad, y a los requerimientos nacionales y regionales. b) Promover y desarrollar la investigación científica y tecnológica, los estudios humanísticos y las creaciones artísticas; c) Crear y difundir el conocimiento y la cultura en todas sus formas; d) Presevar la cultura nacional; e) Extender su acción y sus servicios a la comunidad, con el fin de contribuir a su desarrollo y transformación, estudiando en particular los problemas nacionales y regionales y prestando asistencia científica y técnica al Estado y a la comunidad.

ARTICULO 33. - Las instituciones universitarias deben promover la excelencia y asegurar la libertad académica, la igualdad de oportunidades y posibilidades, la jerarquización docente, la corresponsabilidad de todos los miembros de la comunidad universitaria, así como la convivencia pluralista de corrientes, teorías y líneas de investigación. Cuando se trate de instituciones universitarias privadas, dicho pluralismo se entenderá en un contexto de respeto a las cosmovisiones y valores expresamente declarados en sus estatutos.

This petition will be delivered to:
  • Universidades y público en general

    David Castro started this petition with a single signature, and now has 436 supporters. Start a petition today to change something you care about.