ABANDONAN A NUESTROS HIJOS CON 6 AÑOS

ABANDONAN A NUESTROS HIJOS CON 6 AÑOS

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 1500!
Con 1500 firmas, es más probable que esta petición sea publicada en los medios de comunicación locales
ESTHER DIAZ ha iniciado esta petición dirigida a Sr. Presidente del Gobierno y

Con tan solo 2 años y 8 meses, mi hijo fue operado de una otitis serosa y le implantaron unos tubos de drenaje para que le ayudaran a eliminar la acumulación de mucosidad en sus oídos. Esta mucosidad le ha provocado un déficit auditivo. No poder oír correctamente le ha afectado al aprendizaje tanto del lenguaje como en diferentes áreas y debe acudir a terapia en Centros de Atención Temprana, donde recibe sesiones de logopedia y estimulación. Desde que acude a ese centro ha avanzado muchísimo, pero estas terapias, desgraciadamente, son carreras de fondo que no se pueden resolver como si de un spring final se tratase, es decir, necesitan su tiempo. Recientemente ha tenido que volver a ser intervenido por el mismo motivo, esta vez con 3 años y 7 meses.

La Atención Temprana que actualmente se ofrece a las familias con este tipo de situaciones abarca desde los 0 hasta los 6 años. En la Comunidad de Madrid todos los Centros de Atención Temprana son privados, no existiendo centros públicos. Las plazas públicas son realmente plazas que dichos centros privados ofrecen a la administración, a modo de concierto, y para adjudicar estas plazas existe una larga lista de espera. Existen casos en los que la demora es tal que, cuando adjudican la plaza pública, el niño en cuestión está a punto de cumplir los 6 años y el sistema público, a partir de esa edad, no les tiene en cuenta, debiendo pagar esas terapias las familias a partir de los 6 años. Dichas terapias cuestan entre 300 y 400 euros al mes, por sólo 2 sesiones semanales de 40 minutos cada una.

Teniendo en cuenta estos datos, ¿qué ocurre cuando el niño o niña afectado cumple los 6 años y las familias no pueden sufragar los gastos que acarrea continuar llevando a sus hijos a terapia? EL SISTEMA PÚBLICO LES ECHA DE LAS TERAPIAS, QUEDANDO A MERCED DE SU SUERTE O DE LA ECONOMÍA DE LA FAMILIA.

Si esas familias no pueden sufragar los gastos que acarrea tener un niño o niña mayor de 6 años con un retraso madurativo, trastorno del espectro autista, trastorno de déficit de atención o incluso parálisis cerebral, ¿qué pueden hacer para darle a su hijo la posibilidad de una integración plena en la sociedad? ¿Les negamos la posibilidad a nuestros niños, que son nuestro futuro, de tener una vida completa porque el sistema público se niega a ayudar a las familias más allá de los 6 años? Dado que los poderes públicos tanto abogan por los derechos del no nacido, es de recibo pedir a esos mismos poderes públicos una plena protección a los niños y niñas con una dificultad como la expuesta, ya que quedan totalmente desprotegidos por el sistema.

FIRMA PARA QUE LOS TRATAMIENTOS QUE SE DEN EN ATENCIÓN TEMPRANA CON PLAZA PÚBLICA SE PROLONGUEN HASTA LOS 12 AÑOS (EDAD DE FINALIZACIÓN DE LA EDUCACIÓN PRIMARIA) Y PARA QUE SE AMPLÍE EL NÚMERO DE PLAZAS CONCERTADAS CON LA COMUNIDAD DE MADRID.

Saray, madre de tres niños, uno de ellos con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH). Desde que ha sido diagnosticado, Saray ha solicitado plaza en un Centro de Atención Temprana y se han puesto en contacto con ella para adjudicarle una plaza. El problema es que, entre que el niño fue diagnosticado y le adjudicaban una plaza pública, ha pasado demasiado tiempo: en un mes cumple 6 años, por lo que le deniegan esa plaza. Saray está desempleada, vive en una vivienda de alquiler social y no puede permitirse el tratamiento necesario para su hijo a pesar de que, si pudiera, sufragaría los gastos de cualquier tratamiento que necesitase.

Los padres de Icíar me cuentan que a su hija le diagnosticaron parálisis cerebral, en concreto hemiparexia, afectándole al lado izquierdo de todo su cuerpo. A  nivel cognitivo madura a un ritmo ligeramente por debajo de su edad, pero con apoyo extraescolar consigue estar en el curso que le corresponde según su edad. Llevan 5 años con tratamiento de fisioterapia, terapia ocupacional y logopedia. Actualmente, después de varias vueltas entre hospitales y esperas en centros de la Comunidad de Madrid, tiene tratamiento en el Gregorio Marañón y en un Centro de Atención Temprana a través de una plaza pública. Ahora Icíar pasará a Primaria y se encuentra con que, PARADÓJICAMENTE, DESDE ESTE 15 DE JUNIO LA DEJAN SIN FISIOTERAPIA Y SIN LOGOPEDIA. En el Hospital han invitado a Icíar y a sus padres a buscarse la vida: que busquen un colegio motórico. La problemática de estos centros es que tienen fisioterapia pero no terapia ocupacional, uno de los tratamientos que Icíar necesita para llegar a un pleno desarrollo. Esto se une a que en Vallecas (Madrid), donde viven, sólo hay 1 colegio de este tipo. No comprenden por qué no se amplía ese tratamiento; no entienden que, aun teniendo una afectación física, a su hija la abandonen así. Saben que deberán asumir sus terapias de manera privada, haciendo los esfuerzos económicos necesarios, pero son conscientes que otros niños no tendrán la suerte de que sus padres financien dichos tratamientos.

Los padres de Denis, desde los 2 años y 7 meses, edad en la que comenzó la guardería, se dieron cuenta de que algo le ocurría a su hijo. No hablaba, no jugaba, no podían tener contacto normal con su hijo y, a pesar de ponerlo en conocimiento del pediatra, psicólogo, neurólogo y guardería, nadie les hacía caso… ¡padres primerizos! Con 3 años y 7 meses, después de que no se le hubiera evaluado en ningún organismo público a pesar de sus peticiones, impotentes, se dirigieron a un centro privado. El diagnóstico fue claro: Trastorno del Espectro del Autismo (TEA).  A raíz de este diagnóstico comenzaron a hacerles caso, pero ya habían tenido que comenzar a darle un tratamiento por lo privado. En enero de 2019 le han adjudicado una plaza pública en un Centro de Atención Temprana. Denis acaba de cumplir 5 años en febrero, por lo que no queda mucho para que le quiten el tratamiento con plaza pública. Después de más de dos años de espera, conceden una plaza a Denis cuando le queda un año para cumplir los 6. Gracias al tratamiento que los padres se vieron obligados a pagar por vía privada, y al tratamiento que ahora recibe en un Centro de Atención Temprana, Denis ha avanzado mucho, pero... ¿y si sus padres no hubieran podido pagar ese tratamiento? ¿Denis solo hubiera recibido un año de tratamiento con plaza pública?

Podría seguir contando los casos de diferentes niños afectados por la finalización del recurso de Atención Temprana a los 6 años, pero me eternizaría.

Los niños, nuestro futuro, su inserción en la vida social y laboral, no pueden depender de los recursos económicos de las familias. Si la educación y la escolarización son obligatorias desde los 6 hasta los 16 años, ¿por qué si un niño tiene un problema, deja de recibir ayuda a los 6 años? Y eso, quienes tienen la suerte de llegar a recibir esa ayuda, pues la lista de espera para ser adjudicatorio de una plaza de la Comunidad de Madrid es larga. No se puede perder niños por falta de recursos económicos familiares y falta de inversión por parte del gobierno en los recursos sociales que la Comunidad de Madrid debe administrar. Cualquiera de nuestros hijos, por un motivo u otro, podría necesitar tratamiento de Atención Temprana el día de mañana.

FIRMA PARA QUE LOS TRATAMIENTOS QUE SE DEN EN ATENCIÓN TEMPRANA CON PLAZA PÚBLICA SE PROLONGUEN HASTA LOS 12 AÑOS (EDAD DE FINALIZACIÓN DE LA EDUCACIÓN PRIMARIA) Y PARA QUE SE AMPLÍEN EL NÚMERO DE PLAZAS CONCERTADAS CON LA COMUNIDAD DE MADRID.

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 1500!
Con 1500 firmas, es más probable que esta petición sea publicada en los medios de comunicación locales