Petition Closed
Petitioning Oficina de Atención al Ciudadano (OAC) del PP.

Retrasar la edad de consentimiento sexual hasta los 16 años.

194
Supporters
El actual gobierno de Mariano Rajoy ha mostrado su voluntad de modificar la ley del menor para endurecer las penas por delitos cometidos por menores y contra los menores. En este marco queremos pedirle al presidente que se comprometa a elevar la edad mínima para mantener legalmente relaciones sexuales con adultos hasta los dieciséis años de edad. Actualmente, España tiene una de las edades mínimas de consentimiento sexual más bajas de Europa, 13 años. En los últimos años, varios partidos políticos han pedido que se modificase esta ley y se elevase a los 14 o 15 años la edad mínima para tener sexo consentido. La principal preocupación son los casos de abuso sexual y pederastia, pero también los embarazos precoces y el posible peligro para la salud física y emocional de los preadolescentes. A esa edad los menores con frecuencia no han recibido más que los conceptos básicos sobre sexualidad, embarazo y enfermedades venéreas, y , lo que es peor, en muchos casos se introducen en estas prácticas sin haber recibido información fiable. Por otra parte, los menores recién llegados a la pubertad carecen de la madurez física y psicológica para mantener una relación sexual óptima y para afrontar sus posibles consecuencias. Somos muchos los que pensamos que elevar la edad mínima para mantener relaciones sexuales consentidas ayudaría en la prevención de abusos, embarazos precoces, transmisión de enfermedades y problemas psicológicos derivados de una iniciación temprana y desinformada en las relaciones de adultos.
Letter to
Oficina de Atención al Ciudadano (OAC) del PP.
Señor Presidente,
Su gobierno ha demostrado su voluntad de modificar la ley del menor para endurecer las penas por delitos cometidos por menores y contra los menores. En este marco queremos pedirle que se comprometa a elevar la edad mínima para mantener legalmente relaciones sexuales con adultos hasta los 16 años de edad, con el fin de preservar la integridad física y psicológica de los menores.