Que el arzobispo de Madrid deje de hostigar a la asociación Santa Rita

La iglesia y sus secuaces ya tienen suficiente para vivir mejor de lo que vivimos muchos ciudanos.

Shared on Facebook
Tweet