Participación ante el COVID 19: Ciudadan@s por la Vida y Empleo dignos

Participación ante el COVID 19: Ciudadan@s por la Vida y Empleo dignos

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 100!
Al lograr 100 firmas, es más probable que la petición pueda ser tendencia en nuestra plataforma.
Héctor Jesús Chunga Morales lanzó esta petición dirigida para presidente de la republica y

PARTICIPACIÓN CIUDADANA ACTIVA PARA AFRONTAR LA PANDEMIA Y SUS SECUELAS DE HAMBRE, DESEMPLEO Y ALTERACIONES EN LA SALUD FISICA, EMOCIONAL Y MENTAL

PACTO PERÚ POR VIDA, EMPLEO DIGNO Y ECONOMÍA SANA …¡¡AHORA¡¡

FORTALECER HISTÓRICA Y ANCESTRAL CAPACIDAD DE RESILIENCIA DEL PUEBLO PERUANO, PARA SUPERAR ADVERSIDADES Y CONSTRUIR OPORTUNIDADES POR EL BIEN COMÚN CON ORGANIZACIÓN, DISCIPLINA, SOLIDARIDAD Y RECIPROCIDAD

      “Próximos a conmemorar el bicentenario de la independencia y tras 6 meses del primer caso de infección de la COVID 19, el Perú ocupa una lamentable ubicación entre los países más afectados por la pandemia:  alrededor de  50,000 fallecidos, por contagio directo y/o por desatención de otras afecciones  de salud , o incluso por desacato a las medidas de emergencia e inapropiado protocolo de seguridad policial como en la tragedia de Los Olivos, que provocó la absurda muerte de  13 jóvenes que pudieron y debieron evitarse, debiendo sancionarse ejemplarmente a los responsables y reparar a los deudos. Todo esto se suma a los casi 700,000 infectados, la afectación psicológica generalizada y más de 3 millones de nuevos desempleados. Es responsabilidad de todos nosotros, con nuestra Participación ciudadana y comunitaria: autoridades, empresarios, organizaciones políticas, eclesiales, organizaciones sociales y ciudadanos en general, cambiar el curso de los acontecimientos y rectificar los errores cometidos, para impedir que más peruanos sigan muriendo”.

Los ciudadanos, autoridades locales, representantes de organizaciones de sociedad civil y profesionales que nos negamos a seguir observando cómo nuestros familiares, amigos, vecinos y compatriotas siguen perdiendo la vida por la ineficacia y colapso de un sistema de prevención, atención y promoción de la salud, de la seguridad alimentaria y el autoempleo, históricamente abandonados, y por la debilidad de una respuesta articulada e integral, que coloque a la ciudadanía y su diversa organización como principal protagonista, nos dirigimos al Presidente de la República, al Presidente del Consejo de Ministros, al Congreso de la Republica, al Poder Judicial, Jurado Nacional de Elecciones, Defensoría del Pueblo, Iglesias diversas, Colegios Profesionales, Universidades, empresas y opinión pública nacional, para manifestar lo siguiente: 

Saludamos y nos adherimos a los pronunciamientos de la Iglesia, la Defensoría del Pueblo y diversas entidades profesionales y académicas que han manifestado la necesidad de urgentes reajustes en la estrategia para enfrentar la pandemia.

En ese sentido, será importante rectificar errores cometidos tal como fue reconocido públicamente por el Dr. Mario Tavera, Asesor principal del Viceministerio de Salud Pública, quien durante la entrega de oxímetros en Lima norte, dijo: “Hemos cometido un grave error al reducir nuestra respuesta al ámbito hospitalario y no considerar la participación comunitaria que tan buenos resultados nos dio en otras epidemias como el cólera. Experiencias en la que fuimos ejemplo para el mundo, pero que en esta ocasión hemos demorado en aplicar”. En ese sentido, cabe recordar la RM 457-2005/ MINSA dada durante anterior gestión de la Dra. Pilar Mazetti, la misma que incorporaba una activa participación de la comunidad y los Gobiernos locales en las acciones de salud, pero que lamentablemente no se aplicó al iniciar la pandemia. Hoy, nuevamente como Ministra en funciones, podrá impulsar el enfoque integral de salud, para intervenir sobre los determinantes socio económicos, previniendo enfermedades y promoviendo salud, no solo limitándose a la atención médica y hospitalaria, como hasta hoy se continúa haciendo, no obstante acuerdos internacionales y normatividad existente."

En esa perspectiva, consideramos que el inicio de los diálogos entre los partidos políticos y las representaciones institucionales en el foro del “Acuerdo Nacional” en torno de la Agenda del Pacto Perú del Bicentenario requiere atender, en primer lugar, las urgentes necesidades  de emergencia por la pandemia.  No es posible solo plantear visiones de futuro cuando la vida de decenas de miles de peruanos sigue en peligro. Además, es necesario reconocer que ningún acuerdo en las alturas entre partidos políticos y representaciones nacionales pasará de “buenas intenciones” si no se considera la activa participación de la ciudadanía organizada con sus autoridades locales desde un enfoque de Gobernanza territorial que involucra a todos los actores públicos, privados, comunitarios, de trabajadores e instituciones religiosas de cada localidad

Tras 20 años de Acuerdo Nacional, se hace necesario su fortalecimiento desde la base, con activa participación y vigilancia de ciudadanos organizados y pueblos para que sus compromisos sean realizables y vinculantes y no repetir las limitaciones desnudadas por la pandemia, más que suficientes para no seguir repitiendo errores. Somos Acuerdo Nacional para fortalecerlo.

La experiencia de buenas prácticas comunitarias y ciudadanas ha demostrado que es solo con la participación de todos los actores de la sociedad organizada que superamos adversidades sanitarias, desastres naturales, seguridad y autodefensa comunitaria, terrorismo y solución democrática de crisis políticas ante autoritarismos. De este modo se ha puesto en evidencia nuestra histórica y ancestral capacidad de resiliencia nacional.

Por ello, con la finalidad de aterrizar nuestra propuesta de reajustar la estrategia contra la pandemia y sus secuelas de hambre y desempleo, planteamos impulsar el PACTO PERÚ POR VIDA, EMPLEO Y ECONOMÍA SANAS, con la participación protagónica de la ciudadanía y pueblos en cada localidad del territorio nacional. Dichos pactos deben contemplar acciones para la Emergencia, la Reconversión y la Reconstrucción integral en estos ejes:

1.       Organizar, formalizar e institucionalizar la participación comunitaria a través de los Comités Comunitarios AntiCOVID, recientemente incentivados por el Ministerio de Salud, y/u otras formas de organización ciudadana autónomas ya existentes, con el fin de contener, controlar y mitigar la expansión del virus; así como organizar la respuesta integral a la pandemia y sus secuelas:

-          Reconocimiento oficial, normado al más alto nivel, que institucionalice la participación protagónica de la ciudadanía, organizaciones y pueblos en la gestión de la Emergencia, la Reactivación y la Reconstrucción integral del país por la pandemia, en todos los niveles de gestión estatal. Los ciudadanos no queremos seguir siendo acusados de ser responsables de la expansión del virus o víctimas pasivas de los errores o negligencia de otros, queremos actuar porque es nuestro derecho y nuestro deber.

-          Control social comunitario y desarrollo de conciencia ciudadana para evitar contagios. La organización comunitaria en coordinación con los órganos estatales competentes atenderá las necesidades de la población, así como el cumplimiento de disposiciones de emergencia. Sin embargo, es preciso considerar que las acciones de control policial y/o militar son insuficientes si no se desarrolla la conciencia ciudadana activa, su sentido de corresponsabilidad, que solo será posible desde una relación de respeto y no tratando de cargar sobre toda la ciudadanía la acción de un pequeño sector de irresponsables. Es un vano intento de algunas autoridades desviar la atención sobre errores que se cometen en sus decisiones.

-          Difusión e instalación de prácticas saludables: medidas preventivas, alimentación nutritiva e información saludable, atender síntomas desde la fase inicial con monitoreo profesional por teleconsulta para evitar complicaciones. La clave es la contención en casa y con soporte psicológico para mantener la estabilidad emocional y fortalecer nuestro sistema inmunitario. En caso de infección controlar cadena de contactos.

-          Impulsar el Censo Comunitario para recoger información fidedigna de la situación socio sanitaria de cada familia y su localidad. Debemos superar los déficits de información existentes, que no permiten una intervención eficaz del Estado, tal como sucedió en la entrega de bonos y otras intervenciones.

2.       Garantizar la atención temprana de los contagiados por el virus para evitar el colapso de hospitales. Fortalecer de manera efectiva el primer nivel de atención con intervenciones sostenibles. Descartar acciones coyunturales o desarticuladas que solo sirven como “campañas de publicidad”, reñidas con la ética, más aún, en una situación de emergencia

3.       Ningún peruano debe morir por falta de oxígeno o medicinas. Considerando la emergencia el Estado debe garantizar el abastecimiento de estos insumos y/o regular el mercado de proveedores. Demandamos la derogación inmediata de la RM 062-2010 /MINSA que exige 99% de pureza en la producción de oxígeno y que su propio autor el ex ministro Oscar Ugarte ha considerado como un error porque limita la producción de oxígeno en el país. Instalación inmediata de las 158 plantas de oxígeno desconcentradas ya requeridas, para ello será importante canalizar de manera eficiente el apoyo del empresariado responsable y las acciones comunitarias y de las iglesias, en marcha.

4.       Poner en funcionamiento los Centros de Aislamiento Solidario Temporal. La infraestructura de las Instituciones Educativas, hoy sin ser utilizadas, deben servir para ello.

5.       Ampliar la cobertura de inmunización de Neumococo e influenza. El Estado debe garantizar la vacunación de toda la población en riesgo de contraer estass enfermedades que son una puerta abierta la infección de la COVID 19. Asimismo, se debe garantizar financiar la prueba molecular rápida nacional, la vacuna nacional y adquirir las vacunas para toda la población, propiciando la toma de conciencia y el consentimiento informado con la organización ciudadana para su aplicación masiva. La importante respuesta de la ciudadanía inscribiéndose voluntariamente para participar en los ensayos que vienen auspiciando las Universidades Cayetano Heredia y San Marcos, son expresiones del compromiso nacional para superar la emergencia.

6.       Garantizar la atención de la emergencia alimentaria nutritiva y la generación de ingresos. La activación en red digital y telefónica de Juntas Vecinales y Comedores populares, con protocolos de protección, capacitación en adecuación de Casas Huertas y Agricultura Familiar y Urbana de hortalizas y plantas medicinales, Bono universal por DNI, Bono productivo y tecnológico de la agricultura familiar, el registro y capacitación de autoempleados para su reconversión progresiva con apoyo en mejora tecnológica de su productividad y el impulso de Programas de Empleo Temporal en lo inmediato.

7.       Convocar activamente a los Colegios profesionales y las Universidades. Involucrar a la comunidad científica y recursos profesionales de las instituciones académicas y/o servicios profesionales comunitarios en la prevención y promoción de la salud y los primeros niveles de atención para afrontar la pandemia. Un valor agregado será incentivar el voluntariado multidisciplinario de estudiantes de los últimos años de las Universidades y la contratación de bachilleres, supervisados por sus docentes y/o profesionales acreditados para optimizar la capacidad de respuesta a la pandemia, más aún cuando constatamos la enorme carencia de recursos humanos profesionales.

8.       Priorizar atención a las poblaciones vulnerables por condición de salud, edad y economía: atención especial a las poblaciones originarias de la selva y el ande, así como de los pueblos del “cordón fronterizo”, históricamente abandonadas. Exhortar a los inversionistas asumir compromiso con el desarrollo local vía asocios con negocios en marcha familiares y comunales y en la perspectiva de diversificar la microindustrialización de las actividades agropecuaria, minera e hidrocarburífera. El Estado no debe actuar reactivamente solo cuando las poblaciones protestan. La gobernanza territorial implica un norte de valor compartido del desarrollo de todos.

9.       Atender también la salud y seguridad de miles de trabajadores y familias infectadas o fallecidos, sobre todo en empresas mineras, y también de limpieza pública. Supervisión y mejora certificada de los protocolos empresariales, incluyendo participación de representantes de trabajadores en la labor. Lo propio con las y los trabajadores de limpieza pública municipal, incluyendo supervisar que se garantice cumplir mandato judicial de inclusión en la planilla municipal por ser actividad principal y exclusiva conforme Ley Orgánica de Municipalidades.

10.   Planificar, con la participación de la comunidad, las acciones de Reconversión económica, Reconstrucción y Desarrollo post COVID. Es necesario institucionalizar esta participación respetando la autonomía y capacidad de decisión de la ciudadanía y nuestras comunidades campesinas y nativas.

11.   Todo este proceso debe institucionalizarse en las Instancias Multisectoriales de Articulación Local con la activa participación de todos los actores involucrados en cada localidad Estado, Empresa, Sociedad e Iglesias, desde una perspectiva de Gobernanza Territorial Multiactor, Multinivel y Multisectorial. De esta manera podremos transformar la adversidad en oportunidad para institucionalizar y democratizar las relaciones entre el Estado, el Mercado y la Sociedad.  

Nos comprometemos a gestionar diálogos con colectivos similares al presente y ciudadanos coincidentes, y con las autoridades y entidades nacionales, regionales y locales que coincidan con este esfuerzo ciudadano de aportar una salida a la grave crisis sanitaria, económica y social en la que nos encontramos. Asimismo, convocamos a ciudadanos, organizados y no organizados y a los medios de comunicación a la Conferencia Digital “Pacto por la Vida, el Empleo y Economía sana” que se realizará el viernes 18 de setiembre próximo a las 11.00 am, desde el Distrito de Mi Perú y para todo el país, a fin de fortalecer acciones conjuntas que permitan hacer realidad el PACTO POR VIDA, EMPLEO DIGNO Y ECONOMIA SANA. Finalmente, Llamamos a la ciudadanía a fortalecer las diversas expresiones de participación ciudadana frente a la pandemia y a respaldar con sus adhesiones este pronunciamiento a las siguientes direcciones:

Perú, Setiembre 2020

Correo-e  : ciudadanosporvida2020@gmail.com, whats aap 968355638 / 996653029/ 998385716 /984534444

Núcleo Impulsor: NOMBRE     DNI / C.E           ÁMBITO DE ACCIÓN                   Agustín W. Santamaría Valdera, 25851151 Alcalde distrital, Mi Perú – Callao;
Michel Azcueta Gorostiza,    Palmas Magisteriales -Amauta 2019 - Ex alcalde de Villa El Salvador y Formador de Alcaldes y autoridades políticas - Nacional;
Nicanor Boluarte Zegarra, 06811022 ex Viceministro de Promoción del Empleo y Ex Gerente General SENCICO, Nacional;
Olinda Reshinjabe Silvano Inuma de Arias, 45034539 Lideresa Comunidad Shipibo Konibo, Microempresaria y Madre Artista - Comunidad Nativa de Paoyhan -Loreto, Nacional e Internacional.                                                                                    Paloma Carpio Valdeavellano, 41165329 Directora de artes escénicas y Comunicadora, Ex Coordinadora de Cultura Viva Comunitaria y de Puntos de Cultura - Nacional; 
Grimaldo Ríos Barrientos, 06072522 Presidente del Instituto Peruano de Resiliencia y experto en gestión de políticas sociales para poblaciones vulnerables - Nacional;
Ricardo Velásquez Ramírez, 21419978 Docente Universitario y Experto constitucionalista - Nacional;
José Miguel Flórez Flores, 29666838 Sociólogo y experto en Gobernanza Territorial - Nacional;
Mercedes Inés Carazo de Cabellos, 45201940 Científica y Experta en proyectos de Desarrollo Económico y empleabilidad - Nacional
Lorenzo Castillo Castillo, 06257426 Asesor de Desarrollo Cooperativo y Gremios de productores agrarios - Nacional
César Guzmán López, 25585385 Ex alcalde y experto en gestión pública
Ventanilla – Callao y Nacional;
Yhonny Mario Prado Poma, 16123857 Educador y Comunicador Social - Lima Provincias y Nacional;
Victoria La Cruz Garcés, 25692000 Presidenta del Movimiento Cívico Mujeres que caminan - Nacional;
Kelly Velásquez Alayo, 32542277 Experta en Gobernanza Territorial, Gestión de Conflictos socio ambientales  y políticas de Descentralización - Nacional;
Erasmo Aimituma Cruz, 23837623 Docente, asesor y líder de opinión en comunidades, gobierno, política agraria y solución de conflictos - Cusco y Sur;
Magna Chillcce Jayo, 28263526 Trabajadora Social  experta en prevención de conflictos sociales y  en programas de convivencia escolar Huamanga - Ayacucho;
Luis Espejo Morante, 16406468 Experto en Gobernanza Territorial y Gestión de conflictos sociales en zonas de Reconstrucción, Chiclayo - Lambayeque;
Luis Abraham Palacios Yglesias, 17925662, Ingeniero y educador especialista en matemática física y química, Trujillo – La Libertad;
Rita Amparo Orrego Bejarano, 19807004 Trabajadora Social y Promotora de Comités Anti COVID, Huancayo – Junin;
Efraín Mamani Castillo, 24813800 ex alcalde distrital de Velille, Chumbivilcas - Cusco;
Rocío Celeste Paz Ruiz, 08937186 Regidora, Participante del Comando Comunitario en defensa de la Vida y la Salud de Villa El Salvador, activista de los Derechos Humanos y Gestora Cultural, Villa El Salvador - Lima Sur;
Sonia Gladys Condori Gutiérrez, 09015544 Educadora , Literata y Gestora Cultural, Ancón – Lima Norte;
Néstor Neptalí Carpio Soto, 10661708 Periodista y analista político, San Juan de Lurigancho - Lima Este;
Wilber Ernesto Meléndez Suárez, DNI 28309398 Educador y Promotor de Comités Anti COVID, San Juan de Lurigancho - Lima Este;
Jhony Flores Páucar, 06236411 Presidente Comité de Desarrollo de la Margen Izquierda del Río Rímac y Coordinador del Comité Anti COVID, Margen Izquierda del Rio Rímac - Lima Centro; 
César Contreras Flores, 10818157 Presidente FUDE Huachipa y Coordinador Comité Anticovid Chosica, Lurigancho - Chosica - Lima Este;
Mario Alonzo Ríos Ramírez, 47580531 Cineasta y Micro Empresario audiovisual, Los Olivos – Lima Norte;
Héctor Jesús Chunga Morales, 06278317 Psicología en Desarrollo Intercultural, Gestión y Monitoreo de Programas y Gobernanza Territorial, San Juan de Miraflores, Lima - Nacional Sur;
Roberto Zevallos Spinetta, 07363733 Educador y líder social, Carabayllo – Lima;
Máximo Lara Maldonado, Empresario, Puente Piedra – Lima Norte;
Isela Nataly Barranzuela Chuica, 73216421 Líder Juvenil Comunicadora y fundadora de Proyecto Cultural POIESIS, Ventanilla – Callao;
Luis Gustavo Chávez Alarcón, 71273333 Líder Juvenil Especialista en Marketing y Coordinador del Centro Cultural La Nueva Semilla, Villa María del Triunfo – Lima Sur;
Andrea Patricia Weinder, Carnet de Extranjería 001543994 Educador e impulsador anti Covid, San Martín de Porras - Lima Norte;
Wilbert Céspedes Río, 31037599 Gestor de desarrollo integral  y diálogo intercultural, Apurimac;
Ana María Cóndor Huaynate, 06043243 Lideresa de Huaycán, Ate – Lima Centro;                                                                                                                         ADHERENTES:                                                                                                        Luis Rafael Díaz Bracamonte, 45030902 Economista; 
Dalmas Alain Montoya Moscoso, 09867390 Presidente de la Asociación hijos  de Marcabamba - Ayacucho;
Luis Sánchez Moreno, 09388946 Coordinador Ejecutivo del SIDDHIS Instituto de Desarrollo Humano;
Ivan Cohayla Ruiz, 07743331 Presidente de Asociación Psicología de Nuevos Tiempos; 
Gustavo Cárcamo Lozano, 40046059 Especialista en Gobernanza Territorial y Gestión de Conflictos socio ambientales en Amazonía; 
Amelia Alarcón Morales, 07948722 Coordinadora Nacional de Colectivo Ciudadano Vida Sana;

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 100!
Al lograr 100 firmas, es más probable que la petición pueda ser tendencia en nuestra plataforma.