Pérdida de banca a los que traicionan la voluntad popular.

0 persona firmaron. ¡Ayudá a conseguir 200!


Un representante que es elegido por un partido político, sea Concejal, Diputado o Senador Provincial, Diputado o Senador Nacional, tiene la obligación ética y moral de respetar a sus votantes,   y cuando asume tiene que formar parte de la bancada al que fue  elegido.  En  una a Republica el pueblo gobierna a través de sus representantes, si estos representantes traicionan la voluntad de sus representados tiene que ser removido del cargo, y el lugar tiene que ser ocupado por el que sigue en la lista de ese partido. Nosotros al votar creamos la clase política, esa clase que muchas veces nos mira con desdén y soberbia,  y cree que una vez elegido  puede hacer lo que quiere sin respetar en lo mas mínimo el porque fue elegido,  la banca es del partido o coalición política, que los llevo en una lista,  sin ellos nunca hubieran llegado a ocupar esa banca. Por ello tiene que existir un mecanismo para que no se burle la voluntad popular, es por ello que tiene que existir una ley que independientemente de las conveniencias o mayorías que se formen , el pleno de los concejos o cámaras destituyan a quienes abandonan su bloque formando otros sin causa debidamente justificada o quienes se incorporen a otro bloque opuesto al que fue elegido , traicionando la voluntad de sus representados..