Eliminar las peticiones estúpidas que además atentan contra los derechos humanos.

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 200!


El fundamentalismo religioso, de cualquier índole, amenaza los derechos humanos, especialmente los de las mujeres, personas LGTBIQ+ y activistas que luchan por el ambiente y el territorio. Ese fundamentalismo utiliza peticiones en change.org para promover el odio y las violencias que afectan a los grupos anotados. Por ejemplo, en Guatemala como en otros países, estos grupos protegen de forma indirecta las estructuras patriarcales y religiosas que violentan a niñas, mujeres y grupos vulnerables.