Petición cerrada

Pedro Antonio, dimite de la presidencia de la Región de Murcia

Esta petición ha conseguido 71 firmas


Un Juez, uno entre otros tantos, ha afirmado estos días que Pedro Antonio Sánchez recurrió a una trama con el objetivo de mejorar su imagen. Dice además que tuvo que recurrir a ella por su implicación en el “caso Auditorio”. Un caso ya archivado. Dice tambien que la candidatura del Partido Popular en la Región de Murcia se encontraba en disputa, por corrupción, a lo que era imprescindible mejorar la imagen y posicionamiento de Pedro Antonio. En definitiva, el entonces consejero, investigado en otro caso, temía por su reputación, por la candidatura a la presidencia de Murcia, y contactó con el empresario de la red Alejandro de Pedro, que estudiaría la posibilidad de que se le realizaran trabajos reputacionales en Internet y redes sociales para el investigado.

Este trabajo tenía un precio por lo que hemos estado viendo. Y tenía además otros colaboradores necesarios. Una veintena en toda la pieza que maneja el Juz. En esta parte se invertirían 4.600 euros al mes, en concepto de “formación”, para mejorar la reputación en internet, para la creación de un portal de educación que daría cobertura a los trabajos, y para la contratación de un periodista que diera forma a todo ese entramado. Pedro Antonio no se beneficiaba exclusivamente de estos servicios, también se beneficiaba la exalcaldesa de Cartagena Pilar Barreiro. Tristemente ella ha desaparecida de la política murciana, y espera su momento exiliada en el Senado sin decir nada sobre el asunto. 

Por lo tanto. Prevaricación continuada, fraude contra la administración pública, falsedad en documento oficial y malversación de caudales públicos son las acusaciones de presunto delito que pesan sobre el investigado Sánchez. Todo esto se suman a los anteriores 16 procedimientos judiciales archivados. Una línea muy fina por la que se mueve el investigado. Púnica estalló con tan mala suerte para él en octubre de 2014, por lo que no llegó a poner en marcha estos planes y su reputación es la que es, la de un investigado por corrupción. 

Ante esto. El investigado se aferra a su cargo. La portavoz del Gobierno de Murcia lo protege, y el resto de partidos ya piensan en el día de después. Entre dimisiones, mociones de censura, y una larga lista de titulares que no se materializa en nada en concreto que beneficie a los murcianos, ni a las instituciones. Lejos de interpretaciones interesadas. 

Los casos de corrupción asolan la Región de Murcia. Una corrupción institucionalizada de la que, además de responsabilidades judiciales si las hubieran, tienen que empezar a tomar responsabilidades políticas. Pedro Antonio, debe de dimitir. 



Hoy: Sergio cuenta con tu ayuda

Sergio Martínez Ayala necesita tu ayuda con esta petición «Pedro Antonio Sánchez, dimite de la presidencia de la Región de Murcia». Únete a Sergio y 70 personas que ya han firmado.