Reapertura y rehabilitacion de la línea de tren convencional entre Utiel y Cuenca

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 5.000!


La línea convencional de tren que une Utiel con Cuenca es la que se encuentra en peor estado de toda la Red ferroviaria española.

El 1 de enero de 2020, 147 estaciones de toda la Red, se quedaron sin personal, entre ellas, la de Camporrobles, con lo que ello comporta en cuanto a seguridad y calidad del servicio, sobre todo en información, salas de espera, wc, etc.

Unos días más tarde, y según acuerdo de investidura del actual Gobierno, este se comprometió a reabrir las estaciones, pero, solo lo hizo en 27 de ellas, incumpliendo claramente el acuerdo y dando una nueva vuelta de tuerca en la asfixia que sufren las zonas rurales y poco pobladas de la “España Vaciada”.

En 2013, la frecuencia de trenes entre Camporrobles y Valencia, o Cuenca, era de 4 por sentido, pero, con la entrada de las Obligaciones de Servicio Público (OSP) en junio de 2013, se suprimieron 40.000 trenes anuales en toda la Red, y la frecuencia quedó en 3 por sentido. Con la llegada de la pandemia, se dejó solo un tren por sentido.
Restablecida la “nueva normalidad”, la frecuencia quedó en dos servicios por sentido, pero, solo hasta la llegada de la borrasca “Filomena”, que paralizó el servicio, al igual que en buena parte de la Red Ferroviaria.
A dia de hoy, todavía no se ha restablecido servicio que suprimió el pasado 8 de enero, siendo el único de toda la Red Nacional que continua sin restablecerse, y formando una estrategia clara de intención de cierre definitivo.

El tramo de línea entre Utiel y Cuenca es el que peor se encuentra de todo el estado español, por el que se circula a 60 km/h por mal estado de la infraestructura, habiendo también limitaciones de velocidad en ciertos tramos a 20 y 30 Km/h, y en el que no se ha invertido ni un euro desde hace décadas, lastrando el tiempo de viaje entre estas dos poblaciones, a más de 4h, desde Valencia a Cuenca.
En síntesis, la reapertura del servicio, en las mismas condiciones que anteriormente, es perfectamente factible de manera inmediata, y además, reivindicamos medidas encaminadas a ampliar el servicio ferroviario entre Camporrobles, Utiel y Valencia, que con una mínima inversión, si la comparamos con las obras faraónicas que se realizan sin ningún beneficio social. 

Solamente con las traviesas que hay almacenadas desde hace décadas en la estación de Utiel, se podrían cambiar los 20 km que unen Utiel y Camporrobles, o siendo más ambiciosos todavía, con las 294.000 traviesa que se cambiaron entre Valencia y Castelló, se podían haber cambiado el trazado completo hasta Cuenca.

Además, la estación de Camporrobles, como última población del Pais Valencià, en esta línea, debería ser el final de la C3, o, al menos, que 2 de los 5 trenes que llegan a Utiel, pudieran tener el final del servicio en Camporrobles, que pasaría a duplicar el servicio y la oferta a las personas usuarias, además, sin ningún coste económico, o mejor dicho, mínimo, ya que habría que mantener el personal en la estación de Camporrobles.

También existe una nueva espada de Damocles sobre esta línea, como es el cierre propuesto de la estación de Carboneras de Guadazaón, que dejaría las dos estaciones que quedaban abiertas, sin personal, e imposibilitando que se puedan realizar cruces de trenes y por tanto dejando el “cantón ferroviario” entre Cuenca y Utiel, mas de 120 km, sin ninguna estación operativa, lo que condicionaría el servicio y obligaría a una nueva reducción del mismo si se produce el cierre de esta estación.

El tren, en muchos casos, es el único medio de transporte que puede utilizar las personas de estas comarcas, y revitalizarlo, seria un revulsivo importante en su movilidad y calidad de vida, asi como, que todos los trenes tuvieran paradas facultativas en todos los apeaderos, ya que muchos de ellos, solo tienen una parada al dia, y en otros caso ninguna.
Además, la potenciación de la línea para su uso turístico, aportaría un plus a este servicio, con una inversión mínima, facilitando la accesibilidad de las bicicletas al tren y estableciendo itinerarios ciclistas, asi como la adaptación a personas de movilidad reducida.

En síntesis, la propuesta, seria:
De manera inmediata

1.- Restablecimiento del servicio entre Utiel y Cuenca, con la frecuencia anterior a la pandemia.

2.- Posicionar a Camporrobles como final de la línea C3 de cercanías de Valencia, a la que llegarían dos trenes que ahora solo llegan a Utiel. Pasando de 2 en la actualidad, a 5-6 servicios diarios.

3.- Mantener el personal de servicio en las estaciones de Camporrobles y Carboneras de Guadazaón, para poder mantener la frecuencia, incluso aumentarla a 4 circulaciones diarias entre Valencia-Cuenca-Aranjuez.

En un futuro breve:
Fase 1: Renovación de la vía entre Utiel y Cuenca a velocidades de 100-120 km/h y apertura del túnel ferroviario entre Valencia Nord y Sant Isidre, que todavía no se ha puesto en funcionamiento en una década.

Fase 2: Electrificar la vía hasta Bunyol y establecer el cambio de bloqueo, de manual a automático entre Bunyol, Utiel y Camporrobles. 

Fase 3: Duplicar la vía de Sant isidre hasta Bunyol.



Hoy: Juan Ramón cuenta con tu ayuda

Juan Ramón Ferrandis Bresó necesita tu ayuda con esta petición «Ministerio de Fomento: Reapertura y rehabilitacion de la línea de tren convencional entre Utiel y Cuenca». Únete a Juan Ramón y 4.166 personas que ya han firmado.