Por una vuelta segura a las aulas

Por una vuelta segura a las aulas

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 100!
Con 100 firmas, es más probable que esta petición aparezca entre las peticiones recomendadas

No, los maestros no somos médicos, ni epidemiólogos, ni administrativos, ni ingenieros.

No, los maestros no tenemos que determinar cuándo un niño es un posible caso de COVID, ni qué hacer en caso de positivos en el aula, ni organizar un protocolo de actuación ante epidemias, ni hacer encaje de bolillos para que 25 niños entren en 50 metros cuadrados de forma segura.

¿Alguien le pediría a un futbolista que curara a un compañero herido tras una entrada dentro del campo de fútbol? ¿Alguien le pediría a un médico que diseñara el plan de evacuación de incendios de un hospital? ¿Alguien le pediría a un policía que explicara a una clase de universitarios física cuántica? No, es impensable. En cambio, a los maestros se nos atribuyen poder mágicos que nos permiten hacer frente a cualquier problema independientemente de la disciplina a tratar.

No, los maestros no somos superhéroes a los que el bicho no les pueda entrar. Vamos a estar tan expuestos como cualquier otro trabajador pero somos los grandes olvidados. ¿Cuál es la probabilidad de que un maestro especialista se contagie de coronavirus pasando por todas las clases de un centro escolar? Probabilidad extremadamente alta.

Tras meses de confinamiento y vuelta a la "nueva normalidad", a 3 de septiembre las pautas que conocemos son mínimas y demasiado genéricas. Tenemos directrices tan amplias que no sabemos cómo debemos actuar, por dónde empezar.

Nosotros tampoco queremos que se juegue con nuestra salud a base de interpretaciones de documentos que vienen pautados desde las grandes esferas escritas por personas que no han pisado un colegio desde su más tierna infancia.

No, no nos la podemos jugar. Es nuestra vida y la de los niños. Y, si te paras a pensar, la de toda la sociedad, porque la expansión va a ser exponencial.

No, estamos hartos. Hartos de ser el último engranaje. Hartos de estar menospreciados. Hartos de no ser escuchados pero sí abucheados. Hartos de poner la cara ante resoluciones que no nos creemos.

Sólo pedimos una cosa. Algo que nos agradeceréis. Queremos una vuelta segura a las aulas con unas medidas concretas: ¿con qué temperatura un niño no debería entrar al colegio? ¿qué hacemos si en una clase no se puede respetar el metro y medio de distancia de seguridad? ¿qué pautas académicas debemos seguir si un niño entra en cuarentena? ¿qué hace un colegio cuando un profesor ha dado positivo en COVID? Son cientos de preguntas sin resolver las que tenemos los docentes y las familias. Necesitamos una respuesta antes de abrir las puertas del lugar que debería ser el más sagrado de una sociedad, la puerta de nuestro futuro, la puerta de los colegios.

Si el día 9 no podemos abrir los centros escolares por falta de recursos, conocimientos, instalaciones... ¡pospongámoslo! Pero, no hagáis que abramos la puerta que nos conduce hacia la oscuridad más espantosa.

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 100!
Con 100 firmas, es más probable que esta petición aparezca entre las peticiones recomendadas