Pide al Gobierno de España que mantenga en Cataluña a la Guardia Civil y Policía Nacional

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 500!


A lo largo de las últimas semanas hemos podido asistir a episodios desconcertantes y ciertamente dolorosos que hacen dudar a los españoles de buena voluntad que esté garantizado en todo el territorio el libre ejercicio de los derechos fundamentales y libertades públicas recogidos en la Constitución Española de 1978.

Efectivamente, el cuerpo de policía autonómica catalana -los Mossos de Escuadra- evidenció un comportamiento cuanto menos de gravísima irresponsabilidad a raíz de la explosión de la casa de Alcanar, donde terroristas islamistas a lo largo de varios meses habían ido acumulando una cantidad extraordinaria de bombonas de butano con la finalidad de cometer precisamente en Cataluña atentados de una magnitud nunca antes vista en Europa. Los Mossos no se alarmaron aunque durante meses jóvenes con aspecto árabe descargaron bombonas de gas en la casa. Bombonas que entraban pero nunca salían.

Pocas semanas después, la imposición del referéndum de unos cuantos para decidir sobre lo que es de todos –España es de todos los españoles- y la amenaza  de declarar unilateralmente la independencia, aconsejaron al Gobierno de España desplazar efectivos de la Guardia Civil y la Policía Nacional a Cataluña. 

Los Mandos y Agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional se han comportado en la difícil jornada del 1 de octubre tan bien o mejor que lo habría hecho ninguna otra Policía del mundo democrático ante un golpe de estado. A las continuas provocaciones, insultos sin cuento, odio en miradas “que impactaba” -como declaraba un policía nacional- y numerosísimas agresiones sufridas –nada de eso proyectado por el conglomerado mediático en manos del poder separatista- la Guardia Civil y la Policía Nacional han respondido con proporcionalidad y contención en el uso de la fuerza. Una vez más han demostrado por qué están entre los cuerpos policiales mejores del mundo y son universalmente respetados por todos sus colegas.

La sedición  y la rebelión no han agachado la cabeza tras la ópera bufa de urnas llenas antes de llegar a los puntos de votación y votos múltiples, de vivos y tal vez hasta de muertos. 

Cataluña ha devenido una sociedad enferma de totalitarismo. El conglomerado mediático-propagandístico nacionalista sería el orgullo de Goebbels. El odio sembrado durante décadas por una turba de tarados morales e intelectuales, psicoticamente hispanófobos, han convertido a la bella Cataluña en una siniestra mueca de lo que fue. Cataluña es hoy la cuasi perfecta sociedad orwelliana donde la Historia se reescribe, la información se sirve al gusto del poder nacionalista, se practica una vigilancia y control masivos, se intimida, se señala, se margina y se machaca socialmente al discordante.

Serán menester años o décadas de ventanas abiertas, de ética profesional, de respeto, de libertad y hasta de amor fraternal –porque hermanos somos- para retornar desde esta oscuridad siniestra a la alegría de la luz mediterránea.

Y comoquiera que en estas circunstancias difíciles los Mossos de Escuadra pudieran no ser capaces de hacer eso posible por sí solos los catalanes y todos los españoles necesitamos ayuda, y por ello pedimos al Gobierno de España que mantenga en Cataluña todo el tiempo que sea preciso a la Guardia Civil y a la Policía Nacional, como eficaces garantes en esa amada región española de los derechos fundamentales y las libertades publicas que a todos reconoce la Constitución Española de 1978.

 



Hoy: Francisco Javier cuenta con tu ayuda

Francisco Javier Minguez Parodi necesita tu ayuda con esta petición «Mariano Rajoy: Pide al Gobierno de España que mantenga en Cataluña a Guardia Civil y Policía Nacional.». Únete a Francisco Javier y 211 personas que ya han firmado.