NO a la censura discriminatoria del pezón femenino en redes sociales

NO a la censura discriminatoria del pezón femenino en redes sociales

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 200!
Con 200 firmas, es más probable que esta petición aparezca entre las peticiones recomendadas

Sandra Torralba ha iniciado esta petición dirigida a Instagram y

Permitir la censura selectiva del pezón "femenino" en redes sociales es permitir que se trate de forma diferente a los usuarios por el mero hecho de su atribución de género.

Esto se llama discriminación de género.

IG/ Facebook defienden con sus normas comunitarias que las supuestas características en las que se apoya su categorización sobre lo que es mujer/femenino (y lo que no lo es) son realidades biológicas y no el resultado de la construcción social de los cuerpos.

Es mas defienden que esas categorías son de tal relevancia que pueden servir para diferenciar y discriminar a sus miembros. Pero el sexo y el genero son construcciones sociales sobre las cuales NO se pueden establecer sistemas discriminatorios que perjudiquen a uno y beneficien al otro.

Así lo recoge la Declaración Universal de Derechos Humanos, al establecer que todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, religión, opinión política o de cualquier otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición.

Así lo recoge el BOE en sus leyes de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación y previamente la Constitución Española que proclama el derecho a la igualdad y a la no discriminación por razón de sexo.

Estas mismas normas además de perpetuar un sistema binario de géneros que no responde a la realidad social actual eliminan el derecho a la autodeterminación de la identidad de género de los usuarios (pues son las aplicaciones quienes determinan esa identidad). Lo que vulnera nuevamente las directrices legales internacionales en materia de identidad de genero (Principios de Yogyakarta).

Las normas comunitarias de las redes sociales defienden e implementan la sistemática discriminación entre los sexos/ géneros y por tanto vulneran directrices tanto mundiales como nacionales.

La censura discriminatoria del pezón femenino legitima la sexualización sistemática del cuerpo de la mujer (en la que se apoya para justificar la norma) independientemente de su edad y consentimiento y además lo castiga por ello (censura). El cuerpo femenino no solo es victima de la hipersexualización sino que además es victima del castigo por dicha sexualización.

Esto forma parte de lo que llamamos cultura de la violación, aquella que culpa y penaliza a las victimas de abuso por los abusos sufridos.

Su ratificación insistente del carácter sexual inherente a la naturaleza del pezón femenino no lo hace cierto. El pezón femenino NO es mas sexual que el pezón masculino. Sólo está mas sexualizado.

Tras el recrudecimiento de las normas comunitarias (diciembre 2020) hemos visto incluidos y pervertidos otros aspectos de la fisiología humana como la reciente prohibición de imágenes que incluyan la menstruación (recogido en el apartado de fetiches sexuales) lo que nos indica que lejos de retractarse en su injustificados prejuicios estos crecen, invisibilizando lo que tanto hemos luchado por normalizar.

Si bien no poder mostrar un pezón puede no parece una causa grave en si misma, es un símbolo de una cultura que perpetua el privilegio masculino y la opresión femenina, una cultura que no permite las mismas oportunidades a todos sus miembros, una cultura que lleva toda su historia tratando de obtener y mantener el control sobre el cuerpo de las mujeres.

La censura al pezón en redes sociales no es la forma mas grave de discriminación de género ni de penalización del cuerpo femenino, pero es un vector que difunde la misma lógica y en la que se apoyan, justifican y legitima otras formas insoportables de agresión a las mujeres/ femenino y de vulneración de los derechos humanos fundamentales.

Finalmente las normas comunitarias atacan de forma diferencial la libertad de expresión de sus usuarios, censurando los contenidos audiovisuales que retraten mujeres (ya sean artísticos, educativos, científicos, personales y de cualquier otra índole) y no censurando contenidos idénticos que retraten hombres.

Querido IG, querido Facebook, queridas redes sociales que promovéis la censura discriminatoria del pezón femenino:

El pezón NO es un genital.

El pezón NO tiene identidad de género.

Un pezón femenino NO es desnudo si el masculino NO es desnudo.

A igual desnudez, la mujer NO está mas desnuda.

Desnudo NO es sinónimo de sexual.

El sexo NO es pornografía.

NO es mas sexual una mujer que un hombre. NO es mas sexual lo femenino que lo masculino.

NO son más sexuales el pezón o el desnudo femeninos.

Sexual NO es lo mismo que sexualizado.

Todos los pezones son sexualizables.

Lo femenino NO es exclusivo de las mujeres.

El sexo y el genero son construcciones sociales de los cuerpos.

NO todo el mundo entra en el sistema binario de sexo/ genero.

NO se puede discriminar a razón de genero/ sexo para limitar los privilegios de un colectivo.

NO se puede censurar el pezón femenino.

 

 

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 200!
Con 200 firmas, es más probable que esta petición aparezca entre las peticiones recomendadas