Petición cerrada

falta de humanidad, fibrosis pulmonar

Esta petición ha conseguido 733 firmas


En febrero de este año, 2017, mi padre (de 82 años de edad persona sana, activa y no fumadora ni bebedora) es diagnosticado de fibrosis pulmonar. Le hacen pruebas para conocer la causa, pero ninguna es concluyente y se desconoce. La doctora que nos atiende, D Gema Mora, después de decirnos que esto no es preocupante y decirle a mi madre que mi padre de esto se va a morir, decide prescribir le prednisona de 30 mg. Dicha prescripción es consensuada con el equipo médico. Así ya nos situamos en abril. Pero para nuestra desgracia mi padre es ingresado el 21 de junio con neumonía hasta el 28 de ese mismo mes. Al alta le mandan oxígeno 16 horas al día. En la consulta sucesiva como le ve un poco justo de saturación le manda oxígeno para salir a la calle. Le repite que tiene que moverse mucho y hacer vida normal. Porque según esta doctora mi padre de esto no va a morir, y el pronóstico ya se verá en las pruebas. Le manda pruebas de control y volver a consulta el 24 de agosto. Nos dice que la enfermedad va más deprisa de lo que se esperaba, que le va  aquitar la prednisona 30 mg porque no le está haciendo nada. Le manda un scaner de control y volver a consulta el 19 de octubre. A partir de ese momento se le empieza a bajar la dosis de prednisona. Mi padre salía a la calle a diario y andaba una ratito con su oxígeno. Pero en casa vamos viendo que cada vez está peor, pensando que podía ser un efecto secundario del ir quitando la cortisona. El scaner se lo hacen, pero a consulta no llegamos a ir. Mi padre entra en urgencias con una insuficiencia cardiaca debido al estado de sus pulmones. Por lo que ingresa el 19 de octubre y el 20 por la noche pasa a planta. Hasta el lunes 23 no pasa la cardióloga y nos dice que hasta que su pulmón no se estabilice no le pueden hacer cateterismo. Que se le ha puesto cortisona en embolada para que el pulmón se estabilice. POr lo que pregunto si su empeoramiento se puede deber al haber retirado la cortisona; para mi sorpresa me dice que es posible.Ya el martes 24 pasa a buscarnos, a mi madre y a mi, la jefa de servicio de neumología, D Mª Teresa Ramírez, para decirnos que mi padre se muere, le da como mucho un mes. Así, sin paños calientes, con frialdad y sin pizca de calidad humana. Nos plantea la posibilidad de llevarle a casa a morir o llevarle a un centro de paliativos para dar le "una muerte digna". Qué sabrá esta mujer de dignidad? A lo que le digo que me quedo en el hospital. Ya que mi padre está lúcido y llevarle a un centro de paliativos sería matarle antes de tiempo, y en casa es inviable. Ya estamos a 31 de octubre y no ha ido un neumólogo a ver le, está desahuciado, es un enfermo terminal. Pero lo más gracioso del caso es que la jefa de servicio, D. Ramírez, pensaba que en consulta la D. Mora ya nos había comunicado el estado de gravedad de la enfermedad y que era inminente. Se puede jugar así con la vida de las personas? Pero para colmo leo que existen antifibróticos para relentizar el proceso. Porqué a mi padre no se los han mandado? REalmente el médico está preparado para ejercer?SI cuando te hacen una prueba y ven que el resultado es extremo negativo, porqué el hospital no nos ha llamado para comunicar dicho resultado o adelantar la cita? Creo que hay mala fe tanto por parte de la D. Mora, mala comunicación en el equipo de neumología, malas formas por parte de la D. Ramírez y una enorme falta grave por parte del hospital por no haber llamado. Pido se depuren responsabilidades administrativas, médicas y con sus respectivas sanciones. Porqué el daño moral y sufrimiento que se tiene al saber la pérdida de un ser querido no se la deseo a nadie. Mi madre de 80 años está hundida y mis hermanos y yo lucharemos porque esto no se vuelva a repetir con nadie.



Hoy: Mª Cristina cuenta con tu ayuda

Mª Cristina Toquero Curiel necesita tu ayuda con esta petición «Hospital Universitario Infanta Sofía: falta de humanidad, fibrosis pulmonar». Únete a Mª Cristina y 732 personas que ya han firmado.