De la libertad de la mujer al sometimiento del pantalón

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 2.500!


  • Porque la inclusión no debe pasar nunca por la imposición y porque la libertad de elección es el camino para los logros y el avance de la sociedad, inicio esta petición.

Me llamo Naia y tengo cinco años. No me pasa nada, no estoy malita ni necesito ningún tratamiento especial. Al contrario, mis padres me enseñan a valorar todo lo que tenemos y me dicen que somos muy afortunados: no tenemos que huir de la guerra, ni pasamos hambre, ni  discriminación. Vivimos en un país libre, me dicen. Vivo en Bilbao y voy a un colegio concertado. Tengo amigas, aprendo y me divierto. De hecho, no escribo para pedir nada, sólo para que me escuchéis, aún sabiendo que mi petición no es importante.

El sábado pasado, 8 de marzo, fui a una manifestación con mis padres, sí mi padre también fue, en la que demandaban igualdad entre hombres y mujeres. Mis padres me han enseñado con el ejemplo que eso es así y no entendía por qué había que gritarlo pero…, si los mayores lo hacían, por algo será.

A partir de septiembre tendré que llevar pantalón obligatorio con el uniforme del cole, no podré elegir. Estoy contenta porque nos dan la opción a las niñas de vestir pantalón pero estoy triste porque nos prohíben llevar falda. Clamaban por la libertad de la mujer y ahora nos someten a la obligatoriedad del pantalón. No entiendo muy bien a los mayores. Tengo dos hermanos y nos enseñan las mismas cosas a los tres: respeto a las personas y a la mujer en especial. ¿No sería este el mejor camino para conseguir la igualdad? “Si dices que soy el futuro, edúcame ahora que soy niño y ayúdame para que mañana no te dé motivos para llorar.”

Evidentemente, no me llamo Naia ni tengo 5 años. Me llamo María, soy madre de una niña y dos niños, y desde aquí clamo: “protejamos a nuestras hijas de que les levanten la falda mediante la educación en la igualdad y la concienciación social y no mediante la imposición del pantalón”. Gracias por haberme escuchado.