Prohibir la música a todo volumen en embarcaciones en el Lago de Atitlán

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 5,000!


Desde hace un tiempo el Lago de Atitlán, en especial la zona alrededor de Panajachel se ha visto afectada por una estridente contaminación acústica causada por embarcaciones que amplifican el sonido más allá de los lugares donde desempeñan sus actividades. El ruido que estas generan afecta tanto a los residentes, como a los dueños de negocios, visitantes y vida silvestre de la zona. 

Dichas embarcaciones navegan especialmente enfrente de Panajachel y por la bahía de San Buenaventura perturbando la paz mientras promueven sus servicios y realizan actividades con equipos de sonido potentes y a todo volumen desde las 10:00 hasta las 23:00 horas.

Como resultado, los visitantes se quejan, los huéspedes de los hoteles cancelan sus reservaciones y ponen comentarios en los sitios webs recomendando no ir a Panajachel pues no hay un momento de paz y tranquilidad en el día o la noche. Estos visitantes son la fuente de trabajo y los generadores de ingresos para la actividad de turismo del departamento de Sololá. Esto, para no mencionar el que los residentes de esta población y las poblaciones aledañas ven afectada seriamente su calidad de vida.

Estas actividades son un delito según el artículo 247 "A" del Código Penal:

ARTICULO 347 "A". Será sancionado con prisión de uno a dos años, y multa de trescientos a cinco mil quetzales, el que contaminare el aire, el suelo o las aguas, mediante emanaciones tóxicas, ruidos excesivos vertiendo sustancias peligrosas o desechando productos que puedan perjudicar a las personas, a los animales, bosques o plantaciones. Si la contaminación se produce en forma culposa, se impondrá multa de doscientos a mil quinientos quetzales.

Exigimos que se respete el código penal y se comience a regular inmediatamente el ruido que nos está quitando la paz en un lugar que debería ser agradable y tranquilo.