Petition Closed
Petitioning fedesq0@yahoo.es
This petition will be delivered to:
fedesq0@yahoo.es

Dile a la GVA que no contrate con empresas que operen en paraisos fiscales

La Generalitat Valenciana ha pagado al arquitecto Santiago Calatrava más de 94 millones de euros en concepto de honorarios por el proyecto de la Ciudad de las Artes y las Ciencias (CACSA) de Valencia, según ha denunciado el diputado de Esquerra Unida en las Corts, Ignacio Blanco. Faltan aún por acreditar los pagos anteriores por el mismo proyecto a través de las empresas públicas IVVSA y VACICO en la época de gobierno del PSPV-PSOE, que pueden estimarse en varios millones de euros. Si sumamos los 2,7 millones de euros que cobró Calatrava por el proyecto no construido del Centro de Convenciones de Castellón, podemos calcular en más de 100 millones de euros los honorarios que el arquitecto ha cobrado de la administración autonómica valenciana. En todos los casos, Santiago Calatrava facturaba sin IVA desde una sociedad domiciliada en Zürich, a pesar de realizar la mayor parte de los proyectos y toda la dirección de obra en Valencia, donde tiene una empresa llamada "In Hoc Signo Vinces". Calatrava utiliza su residencia fiscal en Suiza para eludir el régimen fiscal español, que gravaría con mayores impuestos los multimillonarios ingresos públicos que ha recibido de la Generalitat. No nos parece ético que un empresario que tiene una empresa radicada en Valencia utilice otra domiciliada en Suiza para facturar sus servicios a una administración pública. Pero además no podemos permitir que ésta sea cómplice de una situación que acarrea importantes perjuicios para Hacienda. Igual que cualquier trabajador autónomo o pequeño empresario que tiene un contrato con la Generalitat, Santiago Calatrava debe pagar sus impuestos en España. Para evitar que esta situación siga produciendo, en el caso de Calatrava o en cualquier otro, solicitamos a la Generalitat Valenciana que no contrate con empresas que operen en paraísos fiscales o bajo secreto bancario.

Letter to
fedesq0@yahoo.es
La Generalitat Valenciana ha pagado al arquitecto Santiago Calatrava más de 94 millones de euros en concepto de honorarios por el proyecto de la Ciudad de las Artes y las Ciencias (CACSA) de Valencia, según ha denunciado el diputado de Esquerra Unida en las Corts, Ignacio Blanco. Faltan aún por acreditar los pagos anteriores por el mismo proyecto a través de las empresas públicas IVVSA y VACICO en la época de gobierno del PSPV-PSOE, que pueden estimarse en varios millones de euros. Si sumamos los 2,7 millones de euros que cobró Calatrava por el proyecto no construido del Centro de Convenciones de Castellón, podemos calcular en más de 100 millones de euros los honorarios que el arquitecto ha cobrado de la administración autonómica valenciana.

En todos los casos, Santiago Calatrava facturaba sin IVA desde una sociedad domiciliada en Zürich, a pesar de realizar la mayor parte de los proyectos y toda la dirección de obra en Valencia, donde tiene una empresa llamada "In Hoc Signo Vinces". Calatrava utiliza su residencia fiscal en Suiza para eludir el régimen fiscal español, que gravaría con mayores impuestos los multimillonarios ingresos públicos que ha recibido de la Generalitat.
No nos parece ético que un empresario que tiene una empresa radicada en Valencia utilice otra domiciliada en Suiza para facturar sus servicios a una administración pública. Pero además no podemos permitir que ésta sea cómplice de una situación que acarrea importantes perjuicios para Hacienda. Igual que cualquier trabajador autónomo o pequeño empresario que tiene un contrato con la Generalitat, Santiago Calatrava debe pagar sus impuestos en España.

Para evitar que esta situación siga produciendo, en el caso de Calatrava o en cualquier otro, solicitamos a la Generalitat Valenciana que no contrate con empresas que operen en paraísos fiscales o bajo secreto bancario.