Exigimos una solución definitiva en la plataforma MUISCA

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 10.000!


El recaudo y administración de los recursos provenientes de los contribuyentes, requiere de una plataforma tecnológica eficiente, ágil y poderosa que soporte la cada vez más grande cantidad de usuarios y de requerimientos de información solicitados por la legislación tributaria colombiana.

Se considera una falta de respeto tanto con el Contribuyente como con los Contadores Públicos, Administradores y demás, que la herramienta MUISCA falle de manera recurrente, exponiendo a todos a eventuales sanciones, a dedicaciones adicionales de tiempo que a la postre representan pérdida de dinero y al colapso de las líneas de atención telefónicas y presenciales, donde adicionalmente muchos funcionarios no cuentan con el suficiente grado de instrucción y sus orientaciones pueden incluso inducir al error a quienes confían en su buen juicio y preparación a la hora de consultar sus inquietudes.

La exigencia de respeto se fundamenta en el daño que las fallas en la plataforma MUISCA ocasiona en la comunidad en general, frente a las cuales, el ente de fiscalización reacciona con comunicados tardíos cuando ya definitivamente el problema se sale de sus manos y miles de personas han estado durante largas horas (Días y noches y no se trata de una exageración) intentando satisfacer los diferentes tipos de requerimientos de información que se atienden por medio de la plataforma en mención.  A juicio de muchas personas y de esta colectividad, se trata de soluciones improvisadas acompañadas de una disculpa que nos hace evocar un momento bíblico donde los protagonistas fueron una tinaja con agua y alguien de apellido Pilatos, dejando sin evidencia el emprendimiento de acciones conducentes a una solución definitiva que haga de esta plataforma el vehículo eficiente que todos necesitamos para atender nuestras obligaciones de orden tributario.  Es algo tan sencillo como que la eficiencia debe ser de parte y parte, no solo de lado del contribuyente cumpliendo sino del ente de fiscalización (a nombre del Estado) suministrando las herramientas adecuadas sin excusas, así como cuando se aplica el Régimen Sancionatorio al ciudadano... sin excusas.

Solicitamos entonces que el Director de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN), se empodere del diseño de una estrategia que solucione de manera definitiva las cada vez más repetitivas fallas que presenta la plataforma MUISCA y que adicional nos ponga al tanto de las acciones que se lleven a cabo o se proyecte ejecutar en el corto plazo en aras de la normalización definitiva de los servicios informáticos electrónicos, los cuales no solamente deberían ser efectivos a la hora de la fiscalización sino también al momento mismo de la declaración, reporte de información y pago.  Consideramos acertada la declaración de estados de contingencia siempre y cuando éstas se produzcan tan pronto se comienzan a presentar anomalías y no solamente después de horas de espera porque del otro lado del monitor donde se trata de arreglar el problema, hay miles o incluso millones de personas queriendo atender sus responsabilidades y los largos tiempos de espera les significan pérdida de tiempo, salud, dinero y problemas con sus familias, lugares de trabajo y estudio.

Estamos convencidos que el trabajo mancomunado entre Contribuyentes, Contadores Públicos y DIAN, pueden lograr una Colombia más transparente y menos corrupta, pero para ello, se debe garantizar el adecuado funcionamiento de las herramientas tecnológicas que permitan el trabajo de todos.

Cordialmente,

 

Grupo Debates Contables

 

Este texto se radicará igualmente en físico en los despachos de la Presidencia de la República, de la Dirección General de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales DIAN y del Ministerio de Hacienda.



Hoy: GRUPO DEBATES CONTABLES cuenta con tu ayuda

GRUPO DEBATES CONTABLES necesita tu ayuda con esta petición «@DIANColombia Exigimos una solución definitiva en la plataforma MUISCA». Únete a GRUPO DEBATES CONTABLES y 9.018 personas que ya han firmado.