Petition Closed
Petitioning Diario "Muy"

Despido y disculpa pública Diario MUY- Fotos del cadáver de Angeles Rawson


Cuando se juega con los límites del mal gusto y se cometen actos despreciables como la publicación de fotos del cadáver de una menor, pocos días después de su asesinato, es necesario que el pueblo se manifieste. Es necesario que el pueblo diga NO.

NO, esto no se trata de una cuestión de derechos de expresión ni de libertad de prensa; esto se trata de una violación de los derechos de una menor de edad, un ser humano que merece ser tratado con respeto, un ser con derechos.

No ha sido suficiente que hayan asesinado brutalmente a Ángeles Rawson, el Diario "Muy" decidió que estaba bien vulnerar aun más los derechos de Ángeles y de su familia (derecho a la intimidad y el derecho a la imagen, entre otros).

Cualquier ser humano que sienta respeto por la vida y crea en la dignidad humana puede sentirse herido por la publicación de estas fotos.

Debemos recordar que el derecho a la libre expresión termina, como cualquier otro derecho, cuando empezamos a violar los derechos de los demás.

Esta violación total de los derechos de Angeles debe preocuparnos a todos. No podemos tolerar este tipo de comportamientos.

El Diario "Muy" se autodescribe en su página de facebook como "un diario completo, útil y entretenido, para toda la familia." https://www.facebook.com/muy.paginaoficial

Ninguna familia necesita "entretenerse" con fotos de adolescentes asesinadas brutalmente; esas fotos no son ni útiles, ni entretenidas, sino que están siendo empleadas para atraer la atención del público, para obtener algún beneficio económico a costa del sufrimiento de los demás.

No podemos dejar pasar esto.

Dejar pasar esto es aceptar que la humanidad haya llegado a lo más bajo. Es aceptar que ya no importa la dignidad humana y que vivimos en una sociedad en la que "todo vale".

Por eso debemos exigir respeto. Que todos los responsables por la publicación de estas fotos, desde el fotógrafo hasta el editor a cargo de la publicación, pierdan su trabajo inmediatamente. Y que el diario "Muy" pida disculpas públicamente. Es lo mínimo que se puede hacer ante semejante injusticia.

 

Letter to
Diario "Muy"
Cuando se juega con los límites del mal gusto y se cometen actos despreciables como la publicación de fotos del cadáver de una menor, pocos días después de su asesinato, es necesario que el pueblo se manifieste. Es necesario que el pueblo diga NO.

NO, esto no se trata de una cuestión de derechos de expresión ni de libertad de prensa; esto se trata de una violación de los derechos de una menor de edad, un ser humano que merece ser tratado con respeto, un ser con derechos.

No ha sido suficiente que hayan asesinado brutalmente a Ángeles Rawson, el Diario "Muy" decidió que estaba bien vulnerar aun más los derechos de Ángeles y de su familia (derecho a la intimidad y el derecho a la imagen, entre otros).

Cualquier ser humano que sienta respeto por la vida y crea en la dignidad humana puede sentirse herido por la publicación de estas fotos.

Debemos recordar que el derecho a la libre expresión termina, como cualquier otro derecho, cuando empezamos a violar los derechos de los demás.

Esta violación total de los derechos de Angeles debe preocuparnos a todos. No podemos tolerar este tipo de comportamientos.

El Diario "Muy" se autodescribe en su página de facebook como "un diario completo, útil y entretenido, para toda la familia." https://www.facebook.com/muy.paginaoficial

Ninguna familia necesita "entretenerse" con fotos de adolescentes asesinadas brutalmente; esas fotos no son ni útiles, ni entretenidas, sino que están siendo empleadas para atraer la atención del público, para obtener algún beneficio económico a costa del sufrimiento de los demás.

No podemos dejar pasar esto.

Dejar pasar esto es aceptar que la humanidad haya llegado a lo más bajo. Es aceptar que ya no importa la dignidad humana y que vivimos en una sociead en la que "todo vale".

Por eso debemos exigir respeto. Que todos los responsables por la publicación de estas fotos, desde el fotógrafo hasta el editor a cargo de la publicación, pierdan su trabajo inmediatamente. Y que el diario "Muy" pida disculpas públicamente. Es lo mínimo que se puede hacer ante semejante injusticia.