Retirar la campaña de HazteOír.org por sus mensajes transfóbicos en un autobús.

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 100!


 

'Los niños tienen pene', 'Las niñas tienen vulva', 'Que no te engañen', 'Si naces hombre, eres hombre' o 'Si eres mujer, seguirás siéndolo', este es el lema que invade las calles de Madrid, un claro mensaje de incitación al odio y fobia al colectivo transexual. Ante esta campaña transfóbica por parte de la organización HazteOír.org solo puedo expresar lo que siento con esta humilde carta y hacer llegar al mundo lo importante que es el respeto, el amor y la tolerancia con el objetivo de abrir la mente y el corazón a otras formas de vivir. Por un mundo de colores aquí tenéis la carta:

-Ni blanco ni negro, dejadme ser gris.-

Vivimos en una sociedad que nos obliga a identificarnos sólo como hombre o sólo como mujer. Vivimos en una sociedad que machaca a nuestros cuerpos, una sociedad que nos dice cómo tiene que ser el cuerpo perfecto de una mujer y el cuerpo perfecto de un hombre.

Y yo me pregunto, ¿qué pasa entonces con aquellas personas que no quieren etiquetarse dentro de uno o de otro? Lo que ocurre es que no serás aceptado socialmente. Así de simple, así de duro y así de injusto.

En cuestiones de sexo y de género debes de elegir un grupo u otro, nuestra sociedad no da más opciones: Blanco o negro. Tristemente vivimos en un sistema de género binario, es decir, clasificamos a las personas en función de sus órganos genitales y estos únicamente pueden ser absolutamente femeninos o masculinos. Pero esto no queda aquí, en este sistema de género binario si has nacido mujer debes de ser femenina al cien por cien y si has nacido hombre serás masculino por los cuatro costados. Y además, tu sexo y género estará ligado también a tu orientación sexual, pues en una sociedad hetero-normalizada como la que tenemos las relaciones heterosexuales se imponen como las más normales, las naturales y las aceptadas. Por supuesto esto tiene unas horribles consecuencias, en primer lugar, que las personas intersexuales no tendrían cabida en este sistema, y en segundo lugar, que un gran colectivo quedaría excluido de la sociedad,como personas homosexuales, bisexuales, transgéneros y transexuales.

Hemos llevado este sistema a un nivel extremo, estamos obligando a personas que no quieren identificarse ni como hombre ni como mujer, ni masculino ni femenino, ni heterosexual ni homosexual a que lo hagan, deben etiquetarse pues solo así serán tratados como una persona normal. Y en especial, en las personas trans este régimen binario origina unos efectos brutales, florecen unos sentimientos de rechazo a su propio cuerpo, a que sufran crisis de identidad de género e identidad sexual, a obsesionarse con el cuerpo y a querer cambiarlo, a poner en riesgo su salud para empezar un proceso de hormonación dónde el objetivo final es ser un hombre completo o una mujer completa para que seas aceptada socialmente.

Vuelvo a repetir ¡es injusto! Injusto que una persona tenga que realizar un test para averiguar si eres más masculino o más femenino, que todo sean obstáculos si quieres cambiar tu nombre de mujer por uno de hombre o que tengas que hormonarte hasta el final sabiendo que seguramente quedarás estéril solo para que seas reconocido cómo tal por los demás.

Maldito mundo loco dónde todo tiene que estar cuantificado, ¿cuánto eres de femenino o cuánto de masculina? , ¿te sientes muy atraído por hombres?, ¿más por mujeres? ¿cuánto tienes de heterosexual? ¿y de homosexual? Este “cuanto” solo crea personas infelices y sociedades intolerantes. La libertad de una persona debe nacer en la aceptación de uno mismo sin necesidad de definirse, es la sociedad quien no nos deja ser libres. Ójala un mundo sin etiquetas.

 



Hoy: Tania cuenta con tu ayuda

Tania Hernández necesita tu ayuda con esta petición «Comunidad de Madrid: Retirar la campaña de HazteOír.org por sus mensajes transfóbicos en un autobús.». Únete a Tania y 60 personas que ya han firmado.