Ayúdame a evitar que se pongan en peligro a más niños en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 1,000!


Por favor necesito ayuda para que se emita una recomendación a la Procuraduría de la Defensa del Menor y la Familia, Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, que de manera arbitraria, ¡Separó a dos niñas de su mamá! 


No se puede seguir permitiendo estas irregularidades, sobre todo porque estamos hablando de niños, las consecuencias de separar a un niño de sus padres pueden ser irreparables y provoca impotencia y tristeza que la Comisión Estatal de los Derecho Humanos de Chiapas (CEDH) no hace nada por evitar esta problemática.

Fue desde marzo de 2017, que la señora Juana Gabriela Vázquez Martínez presento queja ante la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Chiapas, radicándose bajo el expediente CEDH/0150/2017, en relación a que la entonces Procuradora de la Defensa del Menor y la Familia, Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, junto con personal a su cargo, le quitaron a sus hijas  con lujo de violencia, por una “denuncia anónima”, sin agotar el procedimiento legal y sin realizar una investigación profesional, quitándole a sus hijas sin justificación alguna, ni que se haya establecido un juicio ante los tribunales competentes, lo cual constituye una grave violación a los derechos humanos, ya que pusieron en peligro el bienestar de las niñas, lo que resulta contradictorio a las facultades de esa instancia que tiene por objeto garantizar la protección y desarrollo pleno integral de los menores y en ningún momento dichos actos fueron corregidos o subsanados por la autoridad responsable.

Por si fuera poco las niñas fueron llevadas donde no se les aseguro su protección, bienestar y desarrollo, debido a que vivían con más de 10 personas, dormían en el piso, no eran bien alimentadas, se enfermaron muchas veces, ya que no recibían los mismos cuidados que una madre puede darle a sus hijos.

Sin embargo desde el inicio de la queja se ha presenciado una serie de irregularidades por parte del personal de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Chiapas, omitiendo atender diligentemente la integración del expediente, quienes han sido omisos al no investigar adecuadamente el caso. No ha existido la buena fe, rapidez, profesionalismo, eficacia y transparencia, lo que ha ocasionado el retraso para realizar pronunciamiento. Hasta la fecha han transcurrido más de 2 años, sin que la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Chiapas emita la determinación correspondiente, advirtiendo que con dichas omisiones se dejó de atender el caso con la perspectiva de interés superior de la infancia, lo que acredita dilación e inactividad, incumpliendo los principios de inmediatez, concentración y rapidez.

Razón por la cual, la señora Juana Gabriela Vázquez Martínez, se vio obligada a presentar un RECURSO DE QUEJA, ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), por lo que solicito que dicha autoridad tome cartas en el asunto, no es posible que se siga permitiendo que la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Chiapas sea un un elefante blanco que no cumple con las funciones para lo cual ha sido creada ya que evita intervenir en la atención de problemas en los que se ha quedado evidenciado la violación flagrante a los derechos humanos de las personas, respondiendo a los planteamientos con indiferencia y evasivas.

Lo que se busca con esta recomendación es la reparación integral del daño, lo que implica que se pueda evitar que otros niños sean separados de sus padres. No se puede permitir que más familias sean víctimas de una interpretación negativa del principio de interés superior del niño, niños que son separados de alguno de sus padres con argumentos absurdos, no es posible que los responsables de la toma de decisiones obedezcan a intereses personales y no el del bienestar de los niños. Urge que las autoridades se capaciten, evitando así poner en riesgo a las niñas, niños y adolescentes más vulnerables de nuestro país.

Esto es un problema que se debe subsanar, ¿CUÁNTOS NIÑOS MÁS ESTARÁN EN ESA SITUACIÓN?, no podemos permitir que esto siga ocurriendo, te pido que firmes esta petición para ayudar a reducir los abusos de las autoridades y que se emita una recomendación a la Procuraduría de la Defensa del Menor y la Familia del Dif Municipal de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, los derechos de los niños deben ser respetados y procurados, los padres merecen tener juicios justos, siempre buscando el bien de las niñas y los niños por encima de cualquier creencia, conflicto o condición social. Y TU FIRMA SERÁ DE GRAN AYUDA PARA LOGRARLO.

Gracias