El congreso de la Nacion no designó Defensor... agosto 2019

0 persona firmaron. ¡Ayudá a conseguir 200!


Desde el año 2009 la Comisión Bicameral Permanente del Defensor del Pueblo de la Nación, no cumple con su obligación constitucional, y por ende aún está vacante dicho cargo. Desde ese año, el Poder Ejecutivo Nacional (es sus diferentes versiones presidenciales) gobierna sin Defensor merced al incumplimiento del Congreso Nacional. Justo es aclarar que desde 2009 y hasta diciembre de 2013, la institución estuvo en la plenitud de sus facultades porque a su cargo se encontraba el Defensor del Pueblo Adjunto I. Técnicamente fue desde la finalización de ese mandato y hasta la fecha que esta Institución Nacional de Derechos Humanos se encuentra acéfala.
Numerosas organizaciones reclamaron y demandaron en reiteradas oportunidades al Congreso de la Nación para que adoptara las medidas necesarias para iniciar el procedimiento de designación.
Así, además de dos fallos de la justicia (acciones judiciales y reclamos promovidos por numerosas organizaciones de la sociedad civil: Asociación por los Derechos Civiles –ADC-, la Asociación por la Igualdad y la Justicia –ACIJ-, la Fundación Ambiente y Recursos Naturales –FARN-, la Fundación Poder Ciudadano, el Instituto de Estudios Comparados en Ciencias Penales y Sociales –INECIP-, el Centro de Estudios Legales y Sociales –CELS-, la Fundación Sur Argentina entre varias más), y del pronunciamiento de la Corte Suprema de Justicia de la Nación exhortando al Honorable Congreso a proceder a la designación de este funcionario, fue en 2014 cuando la Organización de Estados Americanos reclamó al Poder Ejecutivo su designación. En 2016, el Comité de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas presentó un informe al estado argentino mostrando su preocupación ante la falta de un Defensor del Pueblo Nacional. En 2017, Amnistía Internacional reclamó por la designación del Defensor del Pueblo de la Nación Argentina.
A pesar de todo lo dicho, el Honorable Congreso de la Nación sigue incumpliendo con su obligación y es por eso que las y los abajo firmantes reclamamos, una vez más, que se designe con carácter de urgente al Defensor del Pueblo de la Nación y permita que la Defensoría retome la totalidad de sus actividades como lo manda nuestra Constitución Nacional y la ley Nº 24.284