El Mercado Central te necesita. Firma para que pueda ser gestionado por sus vendedores.

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 5.000!


Únete con tu firma para garantizar que la gestión del Mercado Central siga en manos de sus propios vendedores

#GestiónPropia
Como viene ocurriendo desde hace más de 30 años, el Mercat Central pide seguir prestando una gestión de excelencia a cargo de sus propios vendedores. Una situación que se ve amenazada por la falta de voluntad municipal para que opten a la gestión 

Los vendedores del Mercado no reclaman prebendas, ni privilegios, ni tratos exclusivos, solo mantener un modelo que el Ayuntamiento de València estableció en 1986 junto a los vendedores del Central y que se ha consolidado como un caso de éxito de referencia internacional. ¿Continuamos? 

+ info:
La voluntad de los vendedores es desbloquear la actual situación y evitar los irreversibles daños de la pérdida del actual modelo de gestión, que se ha mantenido durante más de 30 años, por la que se verían afectados más de 1.500 puestos de trabajo y peligrarían los servicios que el Mercado Central presta a sus clientes.
 
Más del 93% de los vendedores del Mercado Central votaron, a principios de este mes, a favor de mantener la gestión propia y los logros conseguidos durante más de tres décadas de dedicación y esfuerzo, gracias a los que ha sido posible convertir este recinto, considerado como ‘la catedral del producto fresco’, en un referente en el sector y en un ejemplo de mercado que ha sabido adaptarse a los nuevos tiempos sin renunciar en ningún momento a su esencia, combinando sabiamente tradición y modernidad.
 
Durante las últimas tres décadas el Mercado Central ha dirigido sus pasos a través del sistema de gestión de sus propios vendedores, se ha ido adaptando a los nuevos tiempos, a los clientes y a las necesidades de las nuevas formas de compra y de venta. Este modo de gestión se ha traducido en una capacidad de reacción mucho más rápida que en el resto de mercados, gracias a una gestión directa de recursos.
 
El actual sistema de gestión facilita, además, la actividad de los vendedores, que no tienen limitaciones de horario al recinto, disponen de servicios permanentes de mantenimiento de sus puestos, teléfono, redes sociales y Wifi y gestionan sus propias campañas de publicidad, todo lo cual repercute favorablemente en los servicios que prestan a sus clientes