La restauración de un grafiti de El Niño de las Pinturas en Granada

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 1.500!


El grafiti en Granada es una de sus señas de identidad cultural. El icónico mural que El Niño de las Pinturas escribió en el año 2001, hace 18 años, se cae a pedazos. La ciudad pierde color y uno de sus símbolos, un chiquillo acuclillado que dice: "Y haciendo cosas que rompo para arreglarlas y volver a romperlas paso mi tiempo". Ubicado en la cuesta que da entrada a la vieja judería del Realejo y en la subida a la Alhambra, da la bienvenida a vecinos y turistas. El propio autor dice: «Un arreglillo y un permiso del Ayuntamiento y nosotros encantados, no necesitamos más nada».