Revisar la ordenanza Municipal reguladora de tenencia de animales de Algete.

0 personas han firmado. ¡Ayuda a conseguir 1.500!


Todos hemos sufrido alguna vez, lo que es convivir con un vecino molesto, que no para de hacer ruido, poner la música alta a deshoras.... pero, ¿y cuándo es al revés? ¿Y si encima es porque realmente no le gusta convivir con gente que vive con animales? Pues ahí la cosa se complica y mucho, y más si vives en Algete, donde la simple queja de un vecino, puede hacer que te abran un expediente sancionador, multandote e incluso con la amenza de retirarte a tus animales, que en mi caso han sido rescatados de tristes situaciones y no entenderían ni superarían un nuevo abandono.

En este municipio, por la simple afirmación de un vecino, o varios, ya estás en el punto de mira. No se tiene en cuenta ni los horarios, ni se miden los ruidos ni nada por el estilo. Son ladridos, y por lo tanto, duren lo que duren o midan lo que midan molestan y no hay más que hablar. ¿Os parece justo? ¿Os parecería justo que a alguien le retiraran la custodia de un niño porque no puede controlar sus ruidos o llantos? Os puede parecer descabellado, pero en munchos municipios, los ladridos de los perros, salvo que sea algo reiterativo (comprobado y medido), se consideran igual que el llanto de un niño, algo que ocurre ocasionalmente y que no se puede controlar ni comparar con alguien que decide comprobar cuanto da de si el volumen de su mini cadena.

Esta petición, no tiene como fin, conseguir libre albedrío para que la gente no se ocupe de los animales y haga el ruido que considere oportuno, sino un poco más de justicia y comprensión, porque son SERES VIVOS, no máquinas, y porque se debe comprobar también la mala o buena fe de la persona que simplemente tiene que hacer un par de llamadas de teléfono, para destrozarte la vida.