MASAYA: Delito de perturbación por ruido en el Barrio La Parroquia

MASAYA: Delito de perturbación por ruido en el Barrio La Parroquia

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 100!
Al lograr 100 firmas, es más probable que la petición pueda ser tendencia en nuestra plataforma.
Asociación de Pobladores Barrio La Parroquia de Masaya lanzó esta petición dirigida para POLICIA NACIONAL - PLAZA EL SOL (Dirección y Jefatura de Seguridad Pública)

DENUNCIA FORMAL


De parte de: Asociación de Pobladores del Barrio La Parroquia – Masaya. APBP

Dirigida a: Primer Comisionado
Francisco Javier Díaz Madriz
Director
Policía Nacional
Su Despacho /Managua

Con copia a: Comisionado Mayor
Gustavo Adolfo Aguilar Zapata
Jefe Nacional de Seguridad Pública, Policía Nacional
Su despacho / Managua

Comisionado General
Luis Fernando Barrantes Jiménez
Jefatura Departamental, Policía Nacional/Masaya

Ing. Silvio González
Director
Departamento de Planificación Urbana y Medio Ambiente
Alcaldía de Masaya

Dr. Silvio Navarro
Delegado Departamental MINSA/Masaya.

Archivo APBP.

Fecha: Masaya, 10 de junio del 2021

RELACIÓN DE HECHOS Y DERECHOS
Desde el año 2015, se han venido realizando distintas denuncias por perturbación por ruido, vía llamadas y cartas independientes. En el año 2019, se interpuso una denuncia y se solicitó nuevamente intervención, la que se presentó el día 24 de abril de dicho año, donde se demostraba que los bares ubicados en el Centro Comercial Masaya, ubicado en el costado Sureste del Parque Central, están hasta la fecha, generando circunstancias que violentaban diversas prerrogativas en contra de los ciudadanos que habitamos en la zona aledaña, poniendo en riesgo nuestra salud y calidad de vida debido al alto ruido, cuya vibración impide el reposo de los habitantes de la zona, los cuales no dejan de emitirse hasta las 03:00 am. Igualmente, esta situación se suele dar hasta la fecha, con alteración al orden público por parte de las personas que salen de los bares, generando inseguridad y vandalismo en las propiedades privadas, así como un incremento delictivo en la zona.
Debido a tener respuestas insuficientes, y gestionando como ciudadanos independientes. El día 12 de mayo del año 2021, decidimos constituirnos legalmente como: Asociación de Pobladores “Barrio La Parroquia”, enmarcado en las leyes que establecen el ámbito de la vida municipal. El mismo día, presentamos cartas dirigidas a los distintos negocios aledaños de la zona y a las autoridades pertinentes, para hacer una formal y cordial Asamblea Extraordinaria que se realizó el día 14 de mayo del corriente año, con el objetivo de tener en cuenta sus puntos de vista para crear soluciones de manera conjunta ante la problemática por contaminación acústica que persiste hasta la fecha. Afectando 5 noches a la semana, gravemente la salud, la calidad de los habitantes del sector central de esta ciudad, quienes ya tenemos afectaciones diagnosticadas médicamente. Nuestra Asociación de Pobladores, está conformada por cabezas de familia, que somos económicamente activos y que poseemos establecimientos comerciales de distinta índole y que a la vez, tenemos nuestra vivienda en el mismo lugar. Así mismo, habitan en el sector un alto porcentaje de personas mayores de 65 años y niños menores de 7 años, que están sufriendo las consecuencias de éstas perturbaciones contra el sosiego y el descanso.
Tenemos el amparo y la obligación moral comunitaria, amparados por los artículos 9, 41 y 54 de la Ley No. 559 (Ley Especial de Delitos contra el Medio Ambiente y los Recursos Naturales) y el Articulo 534 del Código Penal de la República de Nicaragua, nuestra Asociación decidió recurrir al diálogo, que el modelo de Responsabilidad Compartida, pudo ofrecernos entre: el sector de pobladores, comerciantes, establecimientos y autoridades municipales y departamentales. En dicha reunión, efectuada el día 14 de mayo del año en curso, se realizó un acuerdo escrito firmado por todas las partes, incluyendo las Instituciones siguientes: Policía Nacional y MINSA, más los Establecimiento que afectan con perturbación por el ruido y otros comercios que también son afectados por la contaminación acústica. El día 18 de mayo, entregamos copia de dicho Acuerdo General de Entendimiento a las partes firmantes. En dicha reunión, el Capitán Isaac Real, Delegado y Representante de Seguridad Pública de la Policía Nacional, orientó que los límites de decibeles y permisos policiales serian re-inspeccionados, recalcando que los comercios deberían aprovechar que la Asociación de Pobladores estaba abierta al diálogo entonces. Por su parte, la Dra. Gema Hernández, Delegada y Representante del MINSA, orientó la obligación por parte de los dueños de locales que rentan a dueños de negocios de cara a crear condiciones con materiales aislantes. Igualmente se acordó por parte de las discotecas bajar el volumen según límite legal (30 decibeles), sin competencias de sonido entre ellos.
El día 25 de mayo de los corrientes, en el despacho de Seguridad Pública, de la Policía Nacional de Masaya, se alcanzó un acuerdo, aún más específico en presencia del Comisionado General Luis Fernando Barrantes, el Sub Comisionado Cristóbal Mendoza y el Capital Isaac Real, con la participación y aceptación de los negocios vinculados a la perturbación acústica.
Todos los acuerdos antes mencionados, han sido violentados por los siguientes establecimientos: Disco Bar HANGOVER, cuyo propietario es el señor Walter Iván Jarquín Pastrán; Discoteca Bajo Cero, cuyo propietario es el señor Elías Lorenzo Barrios Suazo, ambos establecimientos localizados en el Centro Comercial Masaya y Rosticería (y Disco Bar) Bustos, cuyo Gerente Administrativo, es el señor Anderson Bustos; localizado en el Costado Suroeste del Parque Central de Masaya. La emisión de decibeles de estos establecimientos oscila entre los 37 y 72 y 81 decibeles en correspondencia a la cercanía del fin de semana, poniendo en riesgo además, los sistemas estructurales de casas que son consideradas Patrimonio Cultural de la Ciudad y afectando al mismo personal de estos establecimientos.

SOLICITUD DE INTERVENCIÓN POLICIAL
Frente a todo lo descrito anteriormente, nuestra Asociación de Pobladores y resto de personas, afectadas por esta problemática y habiendo hecho los esfuerzos para agotar vías de diálogos responsables, solicitamos formalmente por la Ley que nos protege, que las Autoridades correspondientes, procedan de inmediato y presteza, a clausurar definitivamente, el funcionamiento de estos negocios que atentan contra la tranquilidad y la salud pública de la ciudadanía, los cuales no han demostrado intenciones de resolver los problemas en este sentido.
Así mismo, solicitamos formalmente, que todo negocio a establecerse en un futuro en nuestro sector poblacional, lleve la aprobación de la comunidad de pobladores, representada por la Junta Directiva, más allá de la actividad comercial a desarrollarse.
Sin más que agregar, quedamos atentos de usted. Reciba nuestras muestras de consideración y aprecio.

Suscribimos los miembros de la Asociación y otras personas afectadas a continuación, más otras personas e instancias.

0 personas firmaron. ¡Ayuda a conseguir 100!
Al lograr 100 firmas, es más probable que la petición pueda ser tendencia en nuestra plataforma.