Petition Closed
15,333
Supporters

El ugandés Emanuel Mukasa creció encerrado en un cobertizo cuidando perros y sin contacto con el exterior. Así protegió un campesino a este albino de que fuera asesinado para usar su cuerpo para la brujería.

Lleva un año y seis meses en Melilla esperando la resolución de su solicitud de asilo, en un Centro de Estancia Temporal para Inmigrantes, desesperado por no poder hacer nada más que ver cómo otros llegan y pasan a la Península y preguntarle a Dios “por qué le ha traído aquí”.

Más información en este reportaje de Periodismo Humano: http://periodismohumano.com/migracion/por-ser-albino-querian-beber-mi-sangre-ahora-no-me-dejan-salir-de-melilla.html

Letter to
Ministro del Interior del gobierno de España
Jorge Fernández Díaz
Estimado señor Fernández Díaz,

Emanuel Kumasa huyó de su país donde los albinos son asesinados para emplear partes de su cuerpo y su sangre en ritos de brujería. Cuando era un bebé y sus padres habían muerto en la guerra, un campesino se apiadó de él y lo protegió del exterior encerrándolo en un cobertizo para que criara a los perros. Al cumplir los 18 huyó para salvar su vida y fue capaz de atravesar todos los peligros del viaje migratorio hasta llegar a Melilla a nado desde Marruecos.

Pero ha pasado 1 año y 6 meses desde entonces y el gobierno español lleva incumpliendo desde entonces la Convención de Ginebra y la Ley de Asilo al no concedérselo ni dejarle trasladarse a la Península, pese a que su solicitud ha sido admitida a trámite. Su situación es desesperada. Sin poder hacer nada más que esperar, todo lo que hace es preguntarse y preguntarle a Dios "¿qué problema hay con él?".

En cumplimiento de la legalidad le pedimos que agilice los trámites para que este ser humano sea trasladado a la Península en condición de asilo y reciba, como determina ACNUR, “la protección internacional incluye algo más que la propia seguridad física. Los refugiados deberían recibir al menos la ayuda básica y los mismos derechos que cualquier otro extranjero que sea residente legal. Así, los refugiados tienen derechos civiles básicos, incluyendo la libertad de pensamiento, de movimiento, y el derecho al respeto como persona”.

Esperamos que corrija la ilegalidad que se está cometiendo con este ciudadano desde el anterior gobierno de España.

Atentamente,