Petition Closed
Petitioning Asamblea Nacional del Ecuador

Asamblea Nacional del Ecuador: Firma para que aprueben la LEY DE PROTECCIÓN DE ANIMALES DOMÉSTICOS Y DE COMPAÑÍA


Queremos que Ecuador tenga una Ley que proteja a los animales del maltrato, abandono, abuso, reproducción ilegal, venta en las calles o mercados. Queremos una ley que asegure una mejor calidad de vida para los animales y sanciones para los maltratadores. En este link pueden revisar un análisis de la Ley y sus bondades. http://elliberal2.blogspot.com/2013/03/analisis-al-proyecto-de-ley-de_4237.html

Letter to
Asamblea Nacional del Ecuador
Para:
Asamblea Nacional del Ecuador
 Srs. Asambleistas del Ecuador.
Los firmantes de esta petición solicitamos la aprobación de la LEY DE PROTECCIÓN DE ANIMALES DOMÉSTICOS Y DE COMPAÑÍA, pues consideramos que es una buena iniciativa que cubre un espectro bastante amplio con respecto a la protección de los animales.
Este tipo de iniciativas que nos ponen un paso adelante en el respeto de derechos como el "derecho de la naturaleza" establecido en nuestra Carta Magna en el artículo 71, y reconocimiento de la biodiversidad y la necesidad del desarrollo sostenible globalmente reconocidos, más aún en el entendimiento de que el mundo, no es solo de los humanos, sino de todos los seres, y que como seres humanos dotados de racionalidad, estamos en la obligación de proteger los seres, que sin tener voz ni voto, hacen parte fundamental de nuestra vida y de nuestro desarrollo. En definitiva lograr una ética de convivencia y un respeto en general a la vida.
Recomendamos tanto a la comisión pertinente como al mismo pleno de la Asamblea, incluir dentro de la agenda legislativa suscribirnos a la declaración del Derecho del Animal que fue adoptada primero por la Liga Internacional de los derechos del Animal en 1977 y posteriormente leída ante las Naciones Unidas (ONU) y por la Organización de las Naciones Unidad para la Educacionla Ciencia y la Cultura (UNESCO).
Reafirma este proyecto, la tendencia actual sustentada en el principio del Derecho Positivo, según el cual:
“La protección animal y su legislación de soporte se apoya en consideraciones de índole filosófica y ética, más allá de la simple compasión o los sentimientos humanitarios, los cuales, aunque indiscutiblemente válidos y suficientes, merecen legitimarse desde el punto de vista del raciocinio y pruebas biológicas, con argumentaciones para demostrar que bajo un concepto moral objetivo y como una expresión del derecho natural, constituye un imperativo ineludible para el hombre.”
Es más, Constitucionalmente el derecho esta consagrado en el Artículo 14“Se reconoce el derecho a la población a vivir en un ambiente sano y ecologicamente equilibrado que garantice la sostenibilidad y el buen vivir, SumakaKausay”.
Por lo tanto, exhortamos a todos y cada uno de los miembros de la Asamblea Nacional, a que no se apruebe un proyecto que pase por alto medidas fundamentales encaminadas a dar solución a graves problemas como son la sobrepoblación canina y felina y el abandono de animales en las calles, principales causas de la condición de salud pública que esta situación genera, sin mencionar el maltrato y crueldad a las que son sometidos los animales. El Ecuador requiere de manera URGENTE una Ley técnicamente desarrollada que no cocifique a los animales, que frene la reproducción de animales de compañía, fomentando, impulsando y garantizando su esterilización, y que sancione a los propietarios irresponsables de animales, penalizando la crueldad.
Un tímido proyecto que le hace un pobre favor a los animales, que deja intocados a los intocables de siempre como son las tiendas de mascotas y las asociaciones caninas que reproducen, venden y explotan a los animales y a quienes en este proyecto se los certifica en procesos que no son de su competencia, entre otros privilegios, es preferible que no sea aprobado.
Confiamos en la voluntad y buen criterio de las y los asambleístas para que esta Ley se apruebe en los términos adecuados.
Finalmente, los firmantes esperamos que la Asamblea asuma esta responsabilidad histórica con la naturaleza.
Cordialmente.