Petition Closed
Petitioning Presidenta de FEAFES-Andalucía A la Ciudadanía Andaluza
24 responses

Paralización del espectáculo " Manicomio" del Circo de los Horrores.

381
Supporters

En dicho “espectáculo”, se transmite la idea de que las personas que tienen una enfermedad mental se comportan en su vida como dementes, perturbados, peligrosos psicópatas, violentos, impredecibles, temidos, objeto de burla y de castigos o vejaciones. Asimismo, asocia deliberadamente los tratamientos y los profesionales de salud mental con violencia, sufrimiento, muerte, etc. Todo ello está muy lejos de la realidad de la atención a la salud mental, y sin embargo en se asumen con una frívola normalidad y para colmo como un recurso supuestamente “artístico”.
Hemos realizado innumerables intentos para tratar de explicar tanto a la productora como al Director del Circo el daño que hacen a un colectivo muy numeroso de personas con discapacidad y a sus familiares y allegados, pero en lo sustancial el espectáculo sigue manteniendo el mismo guión y no tiene el más mínimo reparo en seguir anunciándose en Internet, cuñas radiofónicas y redes sociales con los bochornosos reclamos que usaron desde el principio, pese a la leyenda (recientemente incorporada) de que no pretenden la estigmatización de las enfermedades mentales.
Así, en la presentación del espectáculo se puede leer: “Un espacio siniestro y de alto riesgo en el que conviven psicóticos, desquiciados y perturbados mentales. Dos horas intensas en las que acróbatas esquizofrénicos compulsivos, malabaristas ludópatas, enfermeras bipolares (…)”. Un texto que utiliza indiscriminadamente enfermedades mentales concretas para hacer atractivo su espectáculo al público, aún a sabiendas (ya estas alturas no pueden aducir desconocimiento) del daño que se ocasiona riéndose y haciendo negocio de la situación de personas con enfermedad mental. Práctica más propia de tiempos pasados y que desearíamos que estuviera erradicada en las democracias, pero que “espectáculos” como éste alimentan y atentan sin piedad contra la dignidad de estas personas.
Por todo ello, entendemos que este tipo de montajes que atentan de manera directa y desalmada contra el colectivo de personas con discapacidad que ha sido más maltratado a lo largo de la historia no puede ser fomentado e impulsado por el Gobierno de nuestra Nación ya que vulnera tanto la Constitución Española como la Convención de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad de la que España es parte.

Letter to
Presidenta de FEAFES-Andalucía A la Ciudadanía Andaluza
Paralización del espectáculo " Manicomio" del Circo de los Horrores.
Gracias por ayudarnos a acabar con la discriminación y el estigma que afecta a las personas con enfermedad mental. Sobretodo porque el motivo de que no se le de importancia a este tratamiento en el espectáculo es por el DESVALOR que se le da a la dignidad de las personas con problemas de salud mental... su DIGNIDAD, SU IMAGEN y SU HONOR vale lo mismo que el de cualquier otro ciudadano.
LA SALUD MENTAL NO ES UN CIRCO.

En dicho “espectáculo”, se transmite la idea de que las personas que tienen una enfermedad mental se comportan en su vida como dementes, perturbados, peligrosos psicópatas, violentos, impredecibles, temidos, objeto de burla y de castigos o vejaciones. Asimismo, asocia deliberadamente los tratamientos y los profesionales de salud mental con violencia, sufrimiento, muerte, etc. Todo ello está muy lejos de la realidad de la atención a la salud mental, y sin embargo en se asumen con una frívola normalidad y para colmo como un recurso supuestamente “artístico”.
Hemos realizado innumerables intentos para tratar de explicar tanto a la productora como al Director del Circo el daño que hacen a un colectivo muy numeroso de personas con discapacidad y a sus familiares y allegados, pero en lo sustancial el espectáculo sigue manteniendo el mismo guión y no tiene el más mínimo reparo en seguir anunciándose en Internet, cuñas radiofónicas y redes sociales con los bochornosos reclamos que usaron desde el principio, pese a la leyenda (recientemente incorporada) de que no pretenden la estigmatización de las enfermedades mentales.
Así, en la presentación del espectáculo se puede leer: “Un espacio siniestro y de alto riesgo en el que conviven psicóticos, desquiciados y perturbados mentales. Dos horas intensas en las que acróbatas esquizofrénicos compulsivos, malabaristas ludópatas, enfermeras bipolares (…)”. Un texto que utiliza indiscriminadamente enfermedades mentales concretas para hacer atractivo su espectáculo al público, aún a sabiendas (ya estas alturas no pueden aducir desconocimiento) del daño que se ocasiona riéndose y haciendo negocio de la situación de personas con enfermedad mental. Práctica más propia de tiempos pasados y que desearíamos que estuviera erradicada en las democracias, pero que “espectáculos” como éste alimentan y atentan sin piedad contra la dignidad de estas personas.
Por todo ello, entendemos que este tipo de montajes que atentan de manera directa y desalmada contra el colectivo de personas con discapacidad que ha sido más maltratado a lo largo de la historia no puede ser fomentado e impulsado por el Gobierno de nuestra Nación ya que vulnera tanto la Constitución Española como la Convención de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad de la que España es parte.
Concepción Cuevas González