Petition Closed

Únete al reto del cole para que 61 millones de niños y niñas puedan volver a la escuela


13,096
Supporters

Todavía, en muchos países, a 61 millones de niños y niñas se les niega su derecho de “volver al cole”, y muchos millones más no pueden terminar sus estudios. Una quinta parte de la población adulta mundial no sabe leer ni escribir ni tiene acceso a una educación básica, por lo que carecen de los conocimientos básicos para tomar decisiones fundamentadas y participar plenamente en el desarrollo de sus sociedades.

Las causas que impiden la vuelta al cole o el abandono temprano de los estudios en las zonas en las que está trabaja Ayuda en Acción son diversas.

La pobreza en la viven más de 1.400 millones de personas que subsisten con un poco más de 1 dólar diario y que impide que las familias puedan asumir los costes de matrícula, libros o transporte; o que hace que los niños y sobre todo las niñas tengan que trabajar para ayudar a sus familias, renunciar a acudir a la escuela o abandonar sus estudios. Ellas son el 60% de los menores sin escolarizar, y las que más abandonan sus estudios. La falta misma de las escuelas o su precario equipamiento escolar en las zonas rurales y urbano-marginales. La imposibilidad de mantener o contratar al personal docente cualificado necesario.

Únete al reto del cole para que esta situación cambie.

Todavía, en muchos países, a 61 millones de niños y niñas se les niega su derecho de “volver al cole”, y muchos millones más no pueden terminar sus estudios. Una quinta parte de la población adulta mundial no sabe leer ni escribir ni tiene acceso a una educación básica, por lo que carecen de los conocimientos básicos para tomar decisiones fundamentadas y participar plenamente en el desarrollo de sus sociedades.

Las causas que impiden la vuelta al cole o el abandono temprano de los estudios en las zonas en las que está trabaja Ayuda en Acción son diversas.

La pobreza en la viven más de 1.400 millones de personas que subsisten con un poco más de 1 dólar diario y que impide que las familias puedan asumir los costes de matrícula, libros o transporte; o que hace que los niños y sobre todo las niñas tengan que trabajar para ayudar a sus familias, renunciar a acudir a la escuela o abandonar sus estudios. Ellas son el 60% de los menores sin escolarizar, y las que más abandonan sus estudios. La falta misma de las escuelas o su precario equipamiento escolar en las zonas rurales y urbano-marginales. La imposibilidad de mantener o contratar al personal docente cualificado necesario.