Nicaragua

19,898 supporters

    Started 2 petitions

    Petitioning Comunidad Internacional., USAID, US State Department, Council of the European Union, Ileana Ros-Lehtinen, Ted Cruz, Donald J. Trump, U.S. Department of State, CIDH, OEA, Unión Europea

    Petición para no detener las sanciones al régimen de Nicaragua.

    Los ciudadanos nicaragüenses solicitamos a la comunidad internacional no detener las sanciones políticas y económicas contra el régimen Ortega-Murillo y sus aliados, por lo siguiente: 1. Ignoró 13 de las 15 recomendaciones que realizó la Comisión Interamericana de derechos Humanos (CIDH) en sus observaciones preliminares y finales a la visita de trabajo de este organismo sobre Nicaragua en mayo del 2018. 2. Desconoció las recomendaciones de la instalación del Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (MESENI) y del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) para Nicaragua y expulsó a dichas instancias del país en diciembre del 2018. 3. Quebrantó su palabra de protección y no represalias para las presas políticas visitadas por los Eurodiputados en enero del 2019. 4. Mantiene vigente las condiciones que motivaron la aplicación de la Ley Magnitsky - Nica Act por parte del Gobierno de los Estados Unidos de Norte América en diciembre del 2018. 5. Sigue sin garantizar las condiciones institucionales y jurídicas para el retorno seguro de exiliados, periodistas, organismos nacionales e internacionales protectores de derechos humanos y la restitución de los inmuebles y equipos de varios medios de comunicación. 6. No ha liberado a los presos políticos, ni los reconoce como tal. Y los que han excarcelado se les ha cambiado la medida al régimen carcelario domiciliar, siendo víctimas de asedio constante por militantes del FSLN y autoridades locales. 7. Fabrica acusaciones falsas con fines políticos, ahora bajo la modalidad de “delitos comunes”. 8. Continúa apresando y reprimiendo a la población, tal como lo demuestran los hechos del 16 de marzo del 2019, donde el régimen capturó a más de 160 personas. Los nicaragüenses nos encontramos en total indefensión por la manipulación de las leyes y la falta de protección de las instituciones del Estado, subordinadas a la dictadura, que pretende engañar a la comunidad internacional para conseguir liberarse de las sanciones sin verdaderamente cumplir de fondo con los cambios para la restitución de las libertades democráticas. Tenemos dudas razonables de que el diálogo entre el régimen Ortega-Murillo y miembros de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, logre verdaderamente culminar con éxito, y más bien sirva para oxigenar y prolongar la salida de Ortega que sigue aferrado por quedarse en el poder hasta el 2021, lo cual nos llevaría a una debacle económica y humanitaria. Por lo antes expuesto, pedimos a la comunidad internacional: 1. Continuar con los procesos de las sanciones económicas y políticas para el régimen y sus allegados. 2. Mantener firme la posición del Secretario General, Luis Almagro tal como lo manifestó en su carta dirigida al Canciller Denis Moncada del 19 de marzo del 2019 (OSG/093-19). De acuerdo con lo anterior, firmamos.

    Nicaragua
    8,276 supporters
    Petitioning Alianza civica por la justicia y la democracia

    Llamado URGENTE a la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia

    La Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, es una de las expresiones más diversas y plurales de la sociedad nicaragüense. Su conformación es un logro significativo en un país que no se caracteriza por su capacidad de generar consensos. A pesar de que su constitución se llevó a cabo bajo condiciones adversas y en corto tiempo, la Alianza logró agrupar a buena parte de la sociedad civil organizada, a grupos de estudiantes universitarios, empresarios, movimientos sociales, y campesinos, entre otros. Eso es, en sí mismo un mérito importante que debe reconocerse.  Entendemos que, inicialmente, los integrantes de la Alianza fueron convocados por la Conferencia Episcopal de Nicaragua para servir como interlocutores de las necesidades del pueblo en el Gran Diálogo Nacional. El país agradeció los esfuerzos de la Alianza durante un diálogo que hoy ha fracasado o está estancado por culpa de la intransigencia del gobierno de Nicaragua. Sin embargo, ante la ausencia de ese diálogo—que continúa siendo necesario cuando exista voluntad política real para dialogar—la mayoría del pueblo de Nicaragua que añora la paz y la democracia, también reclama un liderazgo más claro, transparente y eficaz de parte de la Alianza. Ese liderazgo, hasta ahora poco visible, es más urgente que nunca en momentos en que el régimen ha arreciado la persecución política y la criminalización de la protesta.  Debemos reconocer que las características y necesidades del contexto en que fue creado la Alianza, ha cambiado. En ese sentido, creemos que también debería de cambiar la estrategia para lograr la paz y democracia que tanto anhelamos.  Por lo tanto: - Instamos a la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia a que asuma su rol en esta nueva etapa de la lucha ciudadana y que defina una Estrategia clara con la que se pueda guiar y canalizar el anhelo de libertad del pueblo de Nicaragua. Esa Estrategia debería tener acciones políticas de corto y mediano plazo, que incluyan sanciones hacia el régimen Ortega-Murillo con fechas de cumplimiento específicas e indicadores de impacto. - Apelamos a la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, para que se constituyan en un movimiento social que planifique, gestione y convoque a un PLAN NACIONAL DE DESOBEDIENCIA CIVIL. - Le pedimos presentar ante la opinión pública, a través de una conferencia de prensa el PLAN NACIONAL DE DESOBEDIENCIA CIVIL para su ejecución. Necesitamos sentar precedentes éticos en Nicaragua, a través de acciones contundentes. - Finalmente, apelamos a que la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia sume esfuerzos de manera coordinada con otras expresiones organizadas de la sociedad nicaragüense y que son parte de la lucha cívica. A la vez, le pedimos ser más receptiva a las sugerencias de la ciudadanía y actuar con más apertura, incorporando dentro de sus estructuras a más personas que por su trayectoria de lucha cívica podrían aportar mucho a la Estrategia y al Plan de Desobediencia Civil.    

    Nicaragua
    11,622 supporters