Llamado a los gobiernos extranjeros: Un hogar para los perros expiatorios de Mexico
  • Petitioned Gobierno de Australia

This petition was delivered to:

Gobierno de Australia
Gobierno de Canadá
Gobierno de Alemania
Gobierno de Francia
Gobierno de Estados Unidos.
Gobierno de Reino Unido
Gobierno de Holanda
Gobierno de Suiza

Llamado a los gobiernos extranjeros: Un hogar para los perros expiatorios de Mexico

    1. Petition by

      MUPRA • México Unido Por el Respeto a los Animales

A los gobiernos de Alemania, Australia, Canadá, Estados Unidos, Francia, Holanda, Suiza y el Reino Unido; al gobierno de México, la PAOT y la Secretaria de Salud: Con las redadas y capturas indiscriminadas y masivas de perros que se llevan a cabo en México, más aún tras el caso del Cerro de la Estrella, no habrá posibilidad de encontrarle un hogar a cada uno de ellos.

A pocos días de que se aprobara en México la reforma legislativa que tipifica como delito en materia penal el abuso hecho contra los animales en el D.F., estalla el 7 de enero de 2013 un sórdido caso en la Ciudad de México. En el parque nacional del Cerro de la Estrella, cinco cuerpos son hallados con rastros de mordidas caninas, desplegándose rápidamente una serie de redadas para atrapar «jaurías de perros asesinos», y siendo capturados inicialmente «25» animales (en realidad más), entre los cuales numerosas hembras y algunos cachorros de escasas semanas de edad. Asimismo, haciendo de ellos sin chistar los «chivos expiatorios» de ocasión, ciertos medios de comunicación esparcieron la noticia de manera prematura y alarmista, sin esperar siquiera un dictamen de los equipos periciales, una precaución tanto más importante cuanto que, conforme pasaron los días, la imprudencia de semejante proceder aunada a una serie de hallazgos y testimonios perturbadores, hizo cundir una ola de especulaciones que impactaron a la opinión pública.

Mientras tanto, a los primeros «25» perros capturados y mantenidos bajo custodia en el Centro de Control Canino de la Delegación Iztapalapa, (1), se sumaron pronto varias decenas más en los primeros tres días de operativos. Para entonces, el 10 de enero, el diario Excélsior señala patentemente que «los peritajes realizados por la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal a los 25 perros capturados en el Cerro de la Estrella resultaron negativos para la presencia de restos humanos», precisando que «luego de analizar muestras de los hocicos, uñas y pelos no se encontró algún rastro de piel, hueso o pelo humano. Respecto del análisis de los jugos gástricos la prueba no se pudo realizar debido a que los animales no tenían alimento en el estómago al momento de su captura». Paralelamente, la tesis del empleo premeditado de «perros entrenados» en la perpetración de estos crímenes empezó a abrirse paso, apuntando a una serie de sectores sospechosos, algunos de ellos empeñados en lograr una revocación de la ya citada reforma de ley y la inclusión en el Código penal del maltrato animal como delito criminal.

En ese sentido, y como era de temerse, a este marco alarmante ha venido a aunarse el efecto de una histeria colectiva inducida, suscitando una auténtica «cacería de brujas» en la cual tanto instancias y dependencias oficiales (perreras, etc.) (3) como grupúsculos improvisados de ciudadanos en el D.F. y a lo largo de la república, recorren las calles del país para batir perros y lincharlos en plena vía pública, apaleándolos y apedreándolos, cuando no algo peor.

Ahora, muchos de estos cientos, quizás miles de animales son atrapados y llevados a campos de exterminio («centros de zoonosis») donde, si tienen suerte, serán puestos en adopción durante un breve lapso de tiempo. Esto significa que en virtud de la dimensión de las capturas masivas que se están ejecutando en este momento, no habrá posibilidad de encontrar un hogar para todos ellos, por lo cual las asociaciones y protectores mexicanos se verán absolutamente desbordados, materialmente incapacitados para ayudar a todos los perros y, más aún, para alojarlos.

Éstos últimos serán entonces aniquilados cruelmente (4), generalmente por medio de la electrocución según la práctica rutinaria en México, un país donde la aplicación de las leyes de protección animal es inexistente y la supuesta regulación de la población de la fauna urbana se lleva a cabo por medio del exterminio sistemático e indiscriminado – despiadado y absolutamente inútil de los animales – y no de la planificación y la prevención que solucionarían la problemática de la sobrepoblación al no existir ninguna clase de programa coherente ni eficaz, y menos aún, compasivo y humanitario en el trato a estos pobres individuos totalmente inermes y desamparados. En efecto, esta es la razón que motiva iniciativas inaplazables y cada día más urgentes que exigen la inmediata transformación de estos mataderos de perros y su conversión en Centros de Salud Animal, en los que se lleven a cabo acciones ya no de captura, sino de rescate, así como campañas exhaustivas de esterilización, de rehabilitación, y de programas de adopción de los animales). (5)

Así pues, en vista de tan inquietantes circunstancias, los aquí firmantes:

a) Exigimos al gobierno de México cesar de inmediato las brutales redadas nacionales de captura, y en su lugar implementar operativos de rescate de los animales en situación de calle, asegurando a la vez su ulterior resguardo y su cuidado en óptimas condiciones de seguridad, de alimentación, y de supervisión médica, hasta que los «centros de zoonosis» sean reformados y los arriba mencionados Centros de Salud Animal sean creados y operativos, toda vez que rechazamos todo maltrato a los animales y no toleramos su exterminio bajo ninguna excusa, pero tampoco aceptamos su puesta en libertad en las calles de manera anárquica e irresponsable, librándolos a su suerte en un entorno precario, inhóspito y en sí vivamente hostil, pero vuelto mucho peor en la situación que hoy vivimos. 

b) Solicitamos a los dirigentes de los países arriba citados hacer un llamado a las autoridades mexicanas para que se resuelva esta situación de manera ética y evolucionada, conforme a los valores y principios universales y humanísticos, a la vez que  pedimos su participación activa y su apoyo, como ya ha tenido lugar en casos anteriores, para salvar a estos miles de seres inocentes de su dramática situación, brindándoles un traslado y un hogar sano y seguro, y por supuesto, familias amorosas de adopción en su territorio y entre sus generosos ciudadanos.

 

❧ Sigue a MUPRA en Twitter: @MUPRA_Mexico
❧Correo-e: mupra_mexico@yahoo.com
❧ Síguenos también en Facebook:https://www.facebook.com/pages/MUPRA-M%C3%A9xico-Unido-Por-el-Respeto-a-los-Animales/240564585979846
----------------------------------
México Unido Por el Respeto a los Animales, MUPRA
Un alma, una vida, una consciencia.
Por un mundo de compasión y de respeto, derecho y libertad para todos.


Notas:
1) Ver algunas fotos en este enlace: https://www.facebook.com/media/set/?set=a.474749562571665.105191.135704556476169&type=1
2) http://www.excelsior.com.mx/index.php?m=nota&seccion=seccion-comunidad&cat=10&id_nota=878717
3) Algunos ejemplos:
http://www.eluniversal.com.mx/notas/894859.html
http://antenasanluis.com/noticia/nota/26231-inician-cacera-de-perros-en-soledad.html
http://noticias.terra.com.mx/mexico/df/,010e8c5bf032c310VgnVCM4000009bcceb0aRCRD.html
4) http://www.eluniversaldf.mx/home/nota55670.html
5) Iniciativa ciudadana y petición a Miguel Ángel Mancera, Jefe de Gobierno del D.F., México, para reformar los campos de exterminio animal transformándolos en centros de cuidado y rehabilitación: «Transformemos los campos antirrábicos en centros de salud animal»: https://www.change.org/petitions/transformemos-los-campos-antirrabicos-en-centros-de-salud-animal

To:
Gobierno de Australia
Gobierno de Canadá
Gobierno de Alemania
Gobierno de Francia
Gobierno de Estados Unidos.
Gobierno de Reino Unido
Gobierno de Holanda
Gobierno de Suiza
Un hogar para los perros expiatorios de México

Sincerely,
[Your name]

Recent signatures

    News

    1. Reached 3,000 signatures

    Supporters

    Reasons for signing


    Develop your own tools to win.

    Use the Change.org API to develop your own organising tools. Find out how to get started.