Graco Luis Ramírez Garrido Abreu @gracoramirez responds:

Graco Luis Ramírez Garrido Abreu @gracoramirez

A QUIEN CORRESPONDA

Con la finalidad de garantizar el derecho de petición ejercitado por usted y reconocido por nuestra carta magna en su artículo 8, en vía de contestación a su solicitud y de manera respetuosa, informo a usted las acciones emprendidas por la Secretaría de Desarrollo Sustentable relacionadas con el proyecto minero “Mina Esperanza, Tetlama Morelos” de octubre de dos mil doce a febrero de dos mil trece.

A partir del mes de octubre de dos mil doce, fecha de inicio de la actual administración, en mi carácter de titular de esta Secretaría sostuve reuniones con personal de la empresa Esperanza Silver de México, S.A. de C.V. con la finalidad de conocer de manera directa y de forma detallada el proyecto minero y sus implicaciones medioambientales, económicas y sociales, bajo la óptica de la misma empresa.

Posteriormente, por mi conducto, se conformó un equipo de expertos técnicos de esta Secretaría y de instituciones académicas como la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) con el fin de revisar y realizar observaciones a la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) presentada por la empresa promovente. Las acciones realizadas por este grupo de expertos (visitas de reconocimiento y verificación a la zona en exploración contemplada por el proyecto y análisis de los datos, entre otras) durante los meses de noviembre y diciembre del año dos mil doce y el mes de enero del año dos mil trece, arrojaron las siguientes conclusiones:

1. Desde el punto de vista ambiental, debido a que se trata de una mina de tajo abierto será necesaria la eliminación total de la cobertura vegetal, lo que hace prácticamente imposible restituir el sitio a su estado original, en términos de su biodiversidad. De acuerdo con los estudios realizados por los investigadores de la UAEM y de la UNAM, en la zona afectada se tienen registradas 13 especies en alguna categoría de riesgo dentro de la NOM-059-SEMARNAT-2010, así como 31 especies endémicas de fauna que serían afectadas por la mina. Un proyecto de este tipo, en donde se generan ruidos y la alteración de hábitats terrestres, induce el desplazamiento de especies a sitios de menor afectación, y aún cuando se concluya el proyecto y desaparezcan las fuentes de emisión y las actividades de la mina, la restitución del sitio en términos de diversidad y abundancia de la fauna, genera un impacto severo en los organismos.

2. En cuanto a potenciales efectos en el recurso agua, se advierten afectaciones al cauce que cruza por la zona (agua superficial), así como al manto freático (agua subterránea) ya que la actividad minera planteada utiliza de manera intensiva grandes cantidades de cianuro, que es una sustancia muy tóxica que permite recuperar el oro del resto del material removido. Para desarrollar este proceso de extracción más fina, se requiere que el yacimiento abarque grandes extensiones y que se encuentre cerca de la superficie. Dada la alta toxicidad y reactividad natural del cianuro, la contención de esta sustancia es una de las preocupaciones primordiales de las minas como ésta, que utilizan la extracción por lixiviación. El polígono de la mina se ubica en una zona de alta permeabilidad según datos del INEGI (1985), por lo que será impactado negativamente. Sabemos que en minas de este tipo se han documentado los efectos perjudiciales del cianuro en los peces, la vida silvestre, y por supuesto, en los humanos.

3. En cuanto al factor viento, se sabe que éste puede levantar partículas de polvo a una velocidad de 20 km/h. Para el caso del proyecto minero, el movimiento del polvo inicia desde que se construyen los caminos en el área de la mina, intensificándose gradualmente conforme se hacen las extracciones de la roca, y más todavía, con los desechos del polvo una vez realizado el proceso de retiro del metal. En la región de Morelos en donde se pretende la explotación minera, estos vientos van de sur a norte por lo que estarían impactando el área de aeropuerto y las poblaciones aledañas, ya que éstas se encuentran a distancias muy cortas como es el caso de Loma Bonita, que se ubica a 500 metros de la poligonal del proyecto. La unidad Morelos y el aeropuerto están a 1 kilómetro; y el asentamiento irregular ubicado a la entrada del antiguo tiradero de Tetlama se encuentra a tan solo 600 metros.

4. Después de la lixiviación, el cúmulo de mineral ya procesado contiene todavía vestigios de la altamente tóxica solución de cianuro, así como de metales pesados concentrados en el mismo mineral, que han sido precipitados. Muchas operaciones optan por tratar los desechos contaminados con cianuro, enjuagando con agua dulce el cúmulo hasta que la concentración de éste baje a un nivel inferior al máximo permitido (este nivel varía entre los estados y países). Una vez que la concentración de cianuro baja al nivel permitido, normalmente se deja en el lugar el material ya procesado, se compacta y puede que se haga o no se haga el esfuerzo de reconstruir ecológicamente el sitio. Si no se enjuaga totalmente el mineral usado y la roca de desecho, o si se le deja sin tratar, el cianuro puede seguir filtrándose al entorno. Tanto el cianuro como los metales pesados liberados por éste (entre ellos se encuentran arsénico, antimonio, cadmio, cromo, plomo, níquel, selenio, talio) y otras sustancias tóxicas que se encuentran en el cúmulo y los lixiviados (por ejemplo sulfuros), son una amenaza para las barrancas, ríos y lagos, y para las fuentes subterráneas de agua. De igual forma, aunque el cianuro sea enjuagado, quedan numerosos metales pesados que son llevados por los vientos hacia zonas de cultivos, depósitos de agua y a las viviendas de las comunidades de las áreas circunvecinas. Estos metales pesados por el proceso de bioacumulación, pueden llevar al desarrollo de varios tipos de cáncer (piel, pulmón, vejiga, riñón e hígado), así como una larga lista de enfermedades de otros tipos, como hiperqueratosis, hipertensión o diabetes mellitus.

5. Es importante destacar que la afectación del cerro del Jumil impacta negativamente el ámbito de la cultura y el patrimonio histórico de la zona, ya que destruye irreparablemente una parte integral del sistema científico de observación astronómica de la ciudad de Xochicalco, declarada por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad en el año de 1999.

6. Finalmente, las conclusiones del grupo de expertos señalan que Xochicalco fue una ciudad de referencia de los trabajos científicos de varios reinos y grupos indígenas durante el último tercio del primer milenio de nuestra era. Xochicalco, el cerro de la Bodega y el cerro del Jumil conforman un sistema urbano indígena. El cerro del Jumil está casi a la misma altura sobre el nivel del mar que la ciudad de Xochicalco -1,300 msnm- y su distancia de ésta es de 3,140 metros a 105.83 grados del Norte hacia el Este. Las rocas naturales y las construcciones indígenas desplantadas en la cima del cerro del Jumil eran el punto de referencia, como si fuese la mira de un arma, para observar con precisión los pasos y la ubicación del sol, la luna y otros cuerpos celestes, entre ellos el planeta Venus. A partir de estas observaciones científicas astronómicas fueron trazados los ejes de composición urbanística y arquitectónica de las plazas y de los edificios de la ciudad de Xochicalco. Lo que puede ser constatado en la actualidad. Por ello, se puede afirmar que su daño es un perjuicio a la integridad funcional de Xochicalco, concretamente en su función de observatorio astronómico.

En fechas posteriores y con base en la información recabada por el equipo de expertos, se apoyó a la SEMARNAT en la realización de la Reunión Pública de Información celebrada el pasado veintiuno de febrero del año dos mil trece en el Salón “Los Monjes” de la Ex Hacienda de Temixco, en donde, públicamente, la empresa pudo exponer los aspectos técnicos ambientales del proyecto y los posibles impactos y riesgos ambientales que se ocasionarían por la realización de las obras, así como las medidas de prevención y mitigación que serían implementadas. Asimismo, está reunión sirvió para escuchar diversas posturas y recibir observaciones y propuestas formuladas por la ciudadanía en su conjunto. En este foro, diversos académicos e investigadores y miembros de organizaciones sociales y representantes de comunidades afectadas por la minería en diversas partes del país, pudieron exponer experiencias y argumentos técnico-científicos para explicar los riegos potenciales del proyecto.

Finalmente, durante los últimos días, un servidor se ha presentado ante legisladores en el Senado de la República para manifestar la postura de rechazo al proyecto por parte del Gobierno del Estado de Morelos, sustentada en la inviabilidad de éste en sus aspectos medioambientales, culturales y sociales.

Lo anterior en cumplimiento a lo dispuesto por los artículos 74 de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Morelos; 1, 6, 11 fracción VIII, 13 fracciones I, VI, XIX y XXI y 27 fracciones I, III, VII, X, XII y XIX de la Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado de Morelos; 1, 2 fracciones I, III, V, VI, VII, IX y X, 3 fracciones III y IV, 5, 6 fracciones I, II, V, VI, VII, VIII, XII, XIII, XXI y XXIII de la Ley del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente del Estado de Morelos; y 5 del Reglamento Interior de la Secretaría de Desarrollo Sustentable.

Sin otro particular, le reitero las seguridades de mi atenta y distinguida consideración.

A T E N T A M E N T E:

EL SECRETARIO DE DESARROLLO SUSTENTABLE
M. EN C. EINAR TOPILTZIN CONTRERAS MACBEATH


Posted on April 16, 2013
Discussion